La iz­quier­da fran­ce­sa mi­de sus fuer­zas

El so­cia­lis­ta Ha­mon y el neo­co­mu­nis­ta Mé­len­chon com­pi­ten en Pa­rís por re­unir al ma­yor nú­me­ros de se­gui­do­res

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Internacional - ALE­XAN­DRA F. COEGO

Pa­rís fue es­ce­na­rio ayer del ma­yor pul­so en­tre las dos fac­cio­nes en las que la iz­quier­da ga­la se ha res­que­bra­ja­do: la so­cia­lis­ta de Be­noît Ha­mon y la neo­co­mu­nis­ta de Jean-Luc Mé­len­chon. Am­bos han vis­to su pre­sen­cia en el de­ba­te pre­si­den­cial aho­ga­da por la tor­men­ta de es­cán­da­los po­lí­ti­cos que la han sa­cu­di­do, in­ca­pa­ces de man­te­ner la iz­quier­da re­le­van­te. Con los son­deos des­fa­vo­ra­bles y Em­ma­nuel Ma­cron de­vo­ran­do par­te del elec­to­ra­do cen­tris­ta, a los can­di­da­tos so­lo les queda ba­ta­llar por la iz­quier­da tra­di­cio­nal.

Mé­len­chon dio el pri­mer pa­so con una mar­cha por una VI Re­pú­bli­ca con­vo­ca­da en la pla­za de la Bas­ti­lla (Fran­cia es­tá en su V Re­pú­bli­ca des­de el pri­mer man­da­to del ge­ne­ral Char­les de Gau­lle en 1958). A la manifestación del me­dio­día acu­die­ron cer­ca de 130.000 per­so­nas. El lí­der de La Fran­cia In­su­mi­sa re­pre­sen­ta la sec­ción más ra­di­cal del es­pec­tro, con pro­pues­tas co­mo el de­re­cho de vo­to a los 16 años, la di­so­lu­ción del Se­na­do, el fin del con­trol po­li­cial ba­sa­do en cri­te­rios ra­cia­les y la inele­gi­bi­li­dad de los acu­sa­dos de co­rrup­ción a pues­tos pú­bli­cos. El ex­miem­bro del Par­ti­do So­cia­lis­ta (PS) no des­pe­ga del quin­to pues­to en los son­deos, por de­trás de su ri­val Ha­mon.

Al mis­mo tiem­po, el ex­mi­nis­tro de Edu­ca­ción y ga­na­dor de las pri­ma­rias so­cia­lis­tas ofre­ció una de­mos­tra­ción de fuer­za en el es­ta­dio del Ac­co­rHo­tels en Bercy, en el su­r­es­te de la ca­pi­tal. Den­tro, 20.000 per­so­nas acu­die­ron al pri­mer gran mi­tin del can­di­da­to. «To­do em­pie­za hoy, to­do em­pie­za con vo­so­tros, to­do co­mien­za en vo­so­tros», co­men­zó Ha­mon. El so­cia­lis­ta evi­tó nom­brar a sus Ha­mon reunió a unas 20.000 per­so­nas en Bercy.

ri­va­les di­rec­tos, Em­ma­nuel Ma­cron, Fra­nçois Fi­llon y Ma­ri­ne Le Pen, pe­ro alu­dió a ellos co­mo par­tes de un «par­ti­do del di­ne­ro» con «de­ma­sia­dos can­di­da­tos en es­ta elec­ción».

Le re­ser­vó va­rias fle­chas al lí­der de En Mar­cha, cul­pa­ble de que una par­te de sus apo­yos so­cia­lis­tas le aban­do­na­sen pre­ten­dien­do «ha­cer un mu­ro con­tra el Fren­te Na­cio­nal ma­ña­na» y sin em­bar­go cons­tru­yen­do «un puen­te pa­sa­do ma­ña­na». Ha­mon hi­zo re­fe­ren­cia a su po­lí­ti­ca cen­tris­ta am­bi­gua, ad­vir­tien­do de los pe­li­gros de «un país en el que las

al­ter­nan­cias de­mo­crá­ti­cas pier­den su sen­ti­do, ya que la de­re­cha y la iz­quier­da tra­ba­ja­rán jun­tas (...) al ser­vi­cio de los ga­na­do­res».

Otros de sus ata­ques los di­ri­gió a Ma­nuel Valls, quien se ne­gó a apor­tar­le su apo­yo ofi­cial­men­te pe­se a su vic­to­ria en las pri­ma­rias. Ha­mon lo acu­só de fal­tar a su pa­la­bra y no apo­yar al ga­na­dor de las pri­ma­rias, con «el des­pre­cio por la ex­pre­sión de­mo­crá­ti­ca que exas­pe­ra tan­to al pue­blo». El ex pri­mer mi­nis­tro pu­bli­có ayer una co­lum­na en el Jour­nal du Di­man­che cri­ti­can­do al can­di­da­to so­cia­lis­ta.

IAN LANGSDON EFE

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.