Sus­pen­den un jui­cio en Cam­ba­dos al apa­re­cer uno de los acu­sa­dos con su be­bé

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Galicia - R. ESTÉVEZ

Se­gún el re­la­to de los vi­gi­lan­tes de la co­fra­día de O Gro­ve, los tres hom­bres que ayer se sen­ta­ron en el ban­qui­llo de los acu­sa­dos del Juz­ga­do de Ins­truc­ción nú­me­ro 2 de Cam­ba­dos fue­ron sor­pren­di­dos una no­che de di­ciem­bre ma­ris­can­do en zo­na prohi­bi­da, fue­ron per­se­gui­dos por mar y, al ver sus pla­nes frus­tra­dos, pro­fi­rie­ron to­do ti­po de in­sul­tos con­tra los guar­das, que los de­nun­cia­ron. Ayer, Al­ber­to D.C., José Ma­nuel N.P. y José Ra­món S.F. te­nían que sal­dar sus cuen­tas por es­te asun­to. Pe­ro no pu­do ser. Por­que el úl­ti­mo de ellos, na­tu­ral de O Gro­ve, com­pa­re­ció en el juz­ga­do lle­van­do en bra­zos a su be­bé de 8 me­ses.

La jue­za, ex­pli­can tes­ti­gos, no sa­lía de su asom­bro. A sus re­que­ri­mien­tos so­bre si no te­nía un lu­gar en el que de­jar al pe­que­ño du­ran­te la se­sión, el hom­bre con­tes­tó una y otra vez que no. La jue­za ti­tu­beó. Se pen­só en de­jar el be­bé a car­go de un fun­cio­na­rio, pe­ro fi­nal­men­te se des­es­ti­mó esa po­si­bi­li­dad. Así que, en­tre que el ni­ño no po­día es­tar en la sa­la, por­que no de­bía ser gra­ba­do por las cámaras, y que no ha­bía al­ter­na­ti­va pa­ra ha­cer­lo sa­lir de ella sin su pa­dre, la jue­za op­tó por apla­zar el jui­cio.

En el en­torno de la co­fra­día de O Gro­ve es­tán con­ven­ci­dos de que lo ocu­rri­do no fue una ca­sua­li­dad ni un pro­ble­ma de con­ci­lia­ción. El jui­cio ten­dría que ha­ber­se ce­le­bra­do ya en fe­bre­ro, pe­ro los acu­sa­dos se ne­ga­ron en­ton­ces a re­co­ger las no­ti­fi­ca­cio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.