El Go­bierno ca­ta­lán acen­túa su desafío y en­car­ga las pa­pe­le­tas pa­ra ce­le­brar el re­fe­ren­do

El lí­der de ERC, Oriol Jun­que­ras, ad­vier­te al Eje­cu­ti­vo de que las con­de­nas no fre­na­rán el pro­ce­so El Su­pre­mo en­vía al Con­gre­so la sen­ten­cia que in­ha­bi­li­ta a Homs

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - España - CRISTIAN REINO EFE

Pa­so a pa­so, el desafío so­be­ra­nis­ta avan­za ha­cia el re­fe­ren­do. Un día des­pués de que el Par­la­men­to ca­ta­lán apro­ba­ra los pri­me­ros pre­su­pues­tos de la Ge­ne­ra­li­tat que in­clu­yen una re­fe­ren­cia ex­plí­ci­ta a la ci­ta ile­gal, el Go­bierno ca­ta­lán se pu­so ma­nos a la obra y sa­có a con­cur­so el pri­mer con­tra­to pa­ra la or­ga­ni­za­ción de la vo­ta­ción, el su­mi­nis­tro de los so­bres y las pa­pe­le­tas.

El anun­cio sa­lió pu­bli­ca­do en la pá­gi­na de li­ci­ta­cio­nes de la Ge­ne­ra­li­tat, pe­ro en nin­gún mo­men­to ha­ce alu­sión al re­fe­ren­do sino que ha­bla en ge­né­ri­co de ma­te­rial pa­ra la ce­le­bra­ción de «elec­cio­nes al Par­la­men­to». Se tra­ta de una es­tra­ta­ge­ma pa­ra tra­tar de bur­lar la im­pug­na­ción por par­te del Go­bierno cen­tral y tam­bién pa­ra blin­dar­se an­te una even­tual que­re­lla de la Fis­ca­lía, pues to­dos los miem­bros del Eje­cu­ti­vo ca­ta­lán es­tán ad­ver­ti­dos de su de­ber de pa­ra­li­zar o im­pe­dir cual­quier ini­cia­ti­va re­la­cio­na­da con el des­plie­gue de la ho­ja de ru­ta in­de­pen­den­tis­ta, en es­pe­cial el re­fe­ren­do.

De he­cho, los pro­pios pre­su­pues­tos de la Ge­ne­ra­li­tat in­clu­yen una par­ti­da de mi­llo­nes pa­ra «pro­ce­sos elec­to­ra­les y par­ti­ci­pa­ti­vos». La es­tra­te­gia es an­ti­gua y la pa­ten­tó Ar­tur Mas pa­ra el 9N. «Te­ne­mos que en­ga­ñar al Es­ta­do», di­jo en­ton­ces. El re­sul­ta­do fue un re­fe­ren­do pre­sen­ta­do co­mo pro­ce­so par­ti­ci­pa­ti­vo, aun­que el tru­co no fun­cio­nó, ya que cua­tro de los res­pon­sa­bles del 9N han si­do con­de­na­dos a penas de in­ha­bi­li­ta­ción. Eso sí, Mas se sa­lió en par­te con la su­ya, ya que la vo­ta­ción pu­do ce­le­brar­se.

En es­te ca­so, el Go­bierno ca­ta­lán se cu­bre las es­pal­das de dos ma­ne­ras. Por un la­do, pue­de ir avan­zan­do en la pre­pa­ra­ción del re­fe­ren­do sin el te­mor a que los re­cur­sos al Cons­ti­tu­cio­nal su­pon­gan un obs­tácu­lo, y por otro, no des­car­ta­ble, pue­de ir ul­ti­man­do la ci­ta elec­to­ral, si la con­sul­ta no pu­die­ra ce­le­brar­se y la le­gis­la­tu­ra se pre­ci­pi­ta an­tes de tiem­po. Pe­ro el Go­bierno au­to­nó­mi­co no pue­de re­co­no­cer es­te úl­ti­mo ex­tre­mo, por­que es­ta­ría asu­mien­do que no ha­brá re­fe­ren­do y la CUP le re­ti­ra­ría su apo­yo.

Pla­zos

En cual­quier ca­so, los 18 me­ses es­ta­ble­ci­dos co­mo tiem­po de du­ra­ción de la le­gis­la­tu­ra ex­pi­ran el 10 de ju­lio, por lo que en nin­gún ca­so los co­mi­cios es­tán muy le­jos, ya que la ho­ja de ru­ta apro­ba­da por Junts pel Sí y la CUP fi­ja que las elec­cio­nes cons­ti­tu­yen­tes de­be­rían te­ner lu­gar seis me­ses des­pués del re­fe­ren­do pre­vis­to El Par­ti­do Po­pu­lar y Ciu­da­da­nos re­cu­rri­rán de for­ma con­jun­ta an­te el Tri­bu­nal Cons­ti­tu­cio­nal la ley ca­ta­la­na de pre­su­pues­tos que de­di­ca una par­ti­da a la con­vo­ca­to­ria del re­fe­ren­do in­de­pen­den­tis­ta en Ca­ta­lu­ña. Tam­bién lo ha­rá, pe­ro in­di­vi­dual­men­te, el PSOE, se­gún con­fir­mó ayer su por­ta­voz en el Con­gre­so, An­to­nio Her­nan­do. «Has­ta los pro­pios le­tra­dos de la Cá­ma­ra ca­ta­la­na creen que es in­cons­ti­tu­cio­nal», re­cal­có el dipu­tado so­cia­lis­ta. pa­ra sep­tiem­bre. Es de­cir, co­mo muy tar­de, se­gún los pla­nes de los in­de­pen­den­tis­tas, den­tro de un año de­be­ría ha­ber co­mi­cios, ha­ya o no ci­ta ile­gal. Una de las op­cio­nes que es­tá so­bre la me­sa es ha­cer coin­ci­dir el mis­mo día elec­cio­nes y con­sul­ta, pe­ro la CUP re­cha­za to­do lo que no sea un re­fe­ren­do. «No ava­la­re­mos nin­gún su­ce­dá­neo, nin­gu­na al­ter­na­ti­va ni en­vol­to­rio. No es­ta­mos pa­ra bro­mas», avi­só la por­ta­voz an­ti­sis­te­ma An­na Ga­briel.

El re­fe­ren­do, a la es­pe­ra de que Car­les Puig­de­mont le dé el em­pu­jón de­fi­ni­ti­vo cuan­do fi­je la fe­cha y de­ter­mi­ne la pre­gun­ta, avan­za pa­so a pa­so y hoy da­rá uno más con la se­sión cons­ti­tu­ti­va de la po­nen­cia con­jun­ta que de­be ela­bo­rar la pro­pues­ta de re­for­ma del re­gla­men­to del Par­la­men­to ca­ta­lán, que los in­de­pen­den­tis­tas im­pul­san pa­ra te­ner las ma­nos li­bres pa­ra apro­bar la ley de tran­si­to­rie­dad ju­rí­di­ca por la vía ex­prés.

La fa­se del re­fe­ren­do uni­la­te­ral se ha pues­to en mar­cha y es im­pa­ra­ble, se­gún ad­vir­tió el vi­ce­pre­si­den­te del Go­bierno ca­ta­lán, Oriol Jun­que­ras. El di­ri­gen­te re­pu­bli­cano ad­vir­tió al Eje­cu­ti­vo cen­tral y a los po­de­res del Es­ta­do de que las con­de­nas, co­mo las que pe­san so­bre Mas, Joa­na Or­te­ga, Ire­ne Ri­gau y Fran­cesc Homs, no fre­na­rán su con­vo­ca­to­ria. «Lo que ha­ce­mos es in­fi­ni­ta­men­te más im­por­tan­te y re­le­van­te que la in­ha­bi­li­ta­ción de una per­so­na», di­jo. Jun­que­ras, que es res­pon­sa­ble de la or­ga­ni­za­ción de la con­sul­ta, re­ve­ló que la «ar­qui­tec­tu­ra» de la mis­ma es­tá «muy bien di­se­ña­da» y to­do el mun­do sa­be los pa­sos que tie­ne que se­guir. El lí­der de Es­que­rra, que su­gi­rió ade­más que la ley de tran­si­to­rie­dad ju­rí­di­ca po­dría de­jar sin efec­to las in­ha­bi­li­ta­cio­nes de Mas y Homs, apun­tó que or­ga­ni­zar el re­fe­ren­do no es a su jui­cio an­ti­cons­ti­tu­cio­nal. Jun­que­ras su­gi­rió ayer que una ley ca­ta­la­na po­dría de­jar sin efec­to las in­ha­bi­li­ta­cio­nes a Ar­tur Mas y a Fran­cesc Homs. El pre­si­den­te del Tri­bu­nal Su­pre­mo, Car­los Les­mes, tras­la­dó ayer a la pre­si­den­ta del Con­gre­so, Ana Pas­tor, la sen­ten­cia en la que es­te tri­bu­nal in­ha­bi­li­ta al dipu­tado del PDECat Fran­cesc Homs du­ran­te un año y un mes por un de­li­to de desobe­dien­cia gra­ve al Cons­ti­tu­cio­nal. Fuen­tes del al­to tri­bu­nal ex­pli­ca­ron que la re­mi­sión a la Cá­ma­ra ba­ja de esa sen­ten­cia, que, al ser fir­me, su­pon­drá la pér­di­da de la con­di­ción de dipu­tado del par­la­men­ta­rio ca­ta­lán y le im­pe­di­rá con­cu­rrir a nin­gún pro­ce­so elec­to­ral du­ran­te ese pe­río­do de tiem­po.

Homs fue con­de­na­do por des­obe­de­cer el man­da­to del Cons­ti­tu­cio­nal de de­te­ner los pre­pa­ra­ti­vos de la con­sul­ta del 9N del 2014, un pro­ce­so en el que él par­ti­ci­pó co­mo con­se­je­ro de Pre­si­den­cia de la Ge­ne­ra­li­tat. El Re­gla­men­to del Con­gre­so es­pe­ci­fi­ca en su ar­tícu­lo 21.2 que «el dipu­tado que­da­rá sus­pen­di­do en sus de­re­chos, pre­rro­ga­ti­vas y de­be­res par­la­men­ta­rios cuan­do una sen­ten­cia fir­me con­de­na­to­ria lo com­por­te o cuan­do su cum­pli­mien­to im­pli­que la im­po­si­bi­li­dad de ejer­cer la fun­ción par­la­men­ta­ria». Y en el ar­tícu­lo 22 se­ña­la que «el dipu­tado per­de­rá su con­di­ción de tal», en­tre otras cau­sas, «por de­ci­sión ju­di­cial fir­me que anu­le la elec­ción o la pro­cla­ma­ción del dipu­tado».

De ese mo­do, una vez no­ti­fi­ca­da la sen­ten­cia, el Con­gre­so ac­ti­va­rá los trá­mi­tes pa­ra ha­cer efec­ti­va la de­ci­sión ju­di­cial. La pre­si­den­ta de la Cá­ma­ra ba­ja, Ana Pas­tor, ya ma­ti­zó tras co­no­cer­se la sen­ten­cia que la Me­sa ac­tua­rá «con­for­me a lo que di­ga el Su­pre­mo». Fran­cesc Homs tie­ne pre­vis­to so­li­ci­tar hoy al al­to tri­bu­nal la sus­pen­sión de su con­de­na has­ta que el Cons­ti­tu­cio­nal re­suel­va su re­cur­so.

PP, PSOE y C´S re­cu­rri­rán los pre­su­pues­tos

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.