«A la ho­ra de la ver­dad, no to­ma­mos me­di­das»

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Deportes -

Madó Gon­zá­lez es la di­rec­to­ra téc­ni­ca de la Fe­de­ra­ción Ga­lle­ga de Atle­tis­mo, una de las im­pul­so­ras del Ma­ri­ne­da Atlé­ti­co y, jun­to a sus her­ma­nas, de La Mo­chi­la del De­por­te, un pro­yec­to que, co­mo club, no per­si­gue ren­di­mien­to de­por­ti­vo, sino res­pues­ta a la ca­ren­cia de va­lo­res en el de­por­te, ocio, sa­lud y for­ma­ción. Una de sus ini­cia­ti­vas, los ta­lle­res que abor­dan la re­la­ción en­tre pa­dres y en­tre­na­do­res. las re­fuer­cen. La san­ción es com­ple­men­to, no la ba­se. —¿Cuál ha si­do la res­pues­ta? —Pues mu­chas bue­nas pa­la­bras de clu­bes y fe­de­ra­cio­nes, pe­ro el úni­co que ha acep­ta­do or­ga­ni­zar el ta­ller ha si­do el Ley­ma Co­ru­ña. Da la im­pre­sión de que, a la ho­ra de la ver­dad, no to­ma­mos me­di­das. Na­die nie­ga que ha­ya un pro­ble­ma, to­dos nos lle­va­mos las ma­nos a la ca­be­za. Y no es su­fi­cien­te. —¿Qué mar­gen tie­nen us­te­des? di­rec­to (al de­por­tis­ta) o in­di­rec­to (al en­tre­na­dor para que tra­ba­je con el de­por­tis­ta). —¿Po­drían ac­tuar in­di­vi­dual­men­te so­bre ca­da pa­dre? —¿Có­mo un psi­có­lo­go clí­ni­co? Si, hay ca­sos. Pe­ro no es fre­cuen­te. —¿Me­jor man­te­ner­los ale­ja­dos? —Para na­da. Tie­nen una gran in­fluen­cia, to­man de­ci­sio­nes. Sin su pre­sen­cia, los clu­bes no po­drían tra­ba­jar. No hay que ex­cluir­los, sino im­pli­car­los. una pre­sión ex­ce­si­va que le pue­de lle­var a aban­do­nar el de­por­te. —Del pa­dre de­sin­te­re­sa­do. —Hay que co­no­cer sus ra­zo­nes. Es di­fe­ren­te el de­sin­te­rés que la fal­ta de tiem­po. Hay que in­vo­lu­crar­lo. —Del ex­ce­si­va­men­te crí­ti­co. —Iden­ti­fi­ca los éxi­tos y fra­ca­sos de sus hi­jos con los pro­pios. De­be sa­ber que ca­da ni­ño tie­ne sus tiem­pos de desa­rro­llo. Tam­bién pue­de pro­vo­car el aban­dono. —Y del sú­per pro­tec­tor.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.