Uber sus­pen­de las prue­bas de su co­che sin con­duc­tor des­pués del ac­ci­den­te de uno de ellos

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Sociedad -

La em­pre­sa de trans­por­te Uber sus­pen­dió por precaución las prue­bas con vehícu­los sin con­duc­tor en Es­ta­dos Uni­dos des­pués de que uno de ellos se vie­se in­vo­lu­cra­do en un ac­ci­den­te del que no fue res­pon­sa­ble.

El si­nies­tro lo pro­vo­có el otro vehícu­lo im­pli­ca­do, que se sal­tó la prio­ri­dad que te­nía el au­to­mó­vil de Uber, se­gún ex­pli­có una por­ta­voz po­li­cial de Tem­pe (Ari­zo­na) a la agen­cia Bloom­berg. El in­ci­den­te no de­jó he­ri­dos. Uber no ex­pli­có por aho­ra si en el mo­men­to del su­ce­so su au­to­mó­vil es­ta­ba sien­do con­tro­la­do por el soft­wa­re o por una per­so­na.

El im­pac­to tu­vo que ser de cier­ta im­por­tan­cia, ya que en al­gu­nas imá­ge­nes di­fun­di­das por televisión se ve un au­to­mó­vil de Uber vol­ca­do. La com­pa­ñía es­tá rea­li­zan­do prue­bas en Pit­ts­burgh y Ari­zo­na en las que tras­la­da a pa­sa­je­ros en sus vehícu­los de prue­ba. En es­te ca­so no via­ja­ba nin­gún pa­sa­je­ro en el au­to­mó­vil accidentado. A fi­na­les de fe­bre­ro, Uber in­for­mó de que es­ta­ba rea­li­zan­do prue­bas con una de­ce­na de vehícu­los sin con­duc­tor, pe­se a que el pro­gra­ma de co­ches ro­bo­ti­za­dos de la com­pa­ñía ha­bía si­do ob­je­to úl­ti­ma­men­te de va­rias con­tro­ver­sias.

En di­ciem­bre, Uber pu­so en El co­che de Uber, vol­ca­do.

mar­cha viajes de prue­ba en San Fran­cis­co, Ca­li­for­nia, sin so­li­ci­tar los per­mi­sos per­ti­nen­tes. La com­pa­ñía se ne­gó a so­li­ci­tar la li­cen­cia ne­ce­sa­ria, así que las au­to­ri­da­des ca­li­for­nia­nas anu­la­ron las ma­trí­cu­las de los pro­to­ti­pos. Tras ello, Uber tras­la­dó sus prue­bas a la ve­ci­na Ari­zo­na, aun­que fi­nal­men­te tam­bién so­li­ci­tó un per­mi­so en Ca­li­for­nia.

Se sal­ta un se­má­fo­ro en ro­jo

Du­ran­te las prue­bas en San Fran­cis­co, uno de los co­ches de Uber se sal­tó un se­má­fo­ro en ro­jo an­te un pa­so de pea­to­nes. La com­pa­ñía ha­bló en­ton­ces de un error hu­mano, por lo que pa­re­cía que el vehícu­lo es­ta­ba sien­do con­tro­la­do por una per­so­na en el mo­men­to del in­ci­den­te. Sin em­bar­go, The New York Ti­mes in­for­mó des­pués, ci­tan­do do­cu­men­tos in­ter­nos, de que el soft­wa­re del vehícu­lo no re­co­no­ció el se­má­fo­ro en ro­jo.

REU­TERS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.