El Se­na­do cita a de­cla­rar al yerno de Trump por sus víncu­los con Ru­sia

Ivan­ka acep­ta la in­vi­ta­ción de Mer­kel pa­ra par­ti­ci­par en un fo­ro de mu­je­res del G20

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Internacional - ADRIANA REY

La tra­ma ru­sa es el ta­lón de Aqui­les de Do­nald Trump, in­ves­ti­ga­da por el FBI, la NSA, la Cá­ma­ra de Re­pre­sen­tan­tes y el Se­na­do de Es­ta­dos Uni­dos. Es­te úl­ti­mo ha si­do el en­car­ga­do de es­tre­char aún más el cer­co so­bre el pre­si­den­te. Sus pes­qui­sas apun­tan di­rec­ta­men­te a su yerno y ma­ri­do de Ivan­ka, la hi­ja pre­di­lec­ta: Ja­red Kush­ner. Se­rá él el pró­xi­mo pe­so pe­sa­do que la Cá­ma­ra al­ta in­te­rro­ga­rá al hi­lo de sus en­cuen­tros con el en­torno ru­so. Reunio­nes sos­pe­cho­sas por la can­ti­dad de in­te­rro­gan­tes que plan­tean y que la Ca­sa Blan­ca no ha te­ni­do más re­me­dio que re­co­no­cer, tras to­das las prue­bas pu­bli­ca­das.

Así, es se­gu­ro que Ja­red Kush­ner se reunió en di­ciem­bre con el ya fa­mo­so em­ba­ja­dor ru­so en Washington, Ser­gei Kisl­yak. Qué tra­ta­ron, dón­de, cuán­do y por qué se­rán al­gu­nas de las pre­gun­tas que los miem­bros del Co­mi­té de In­te­li­gen­cia del Se­na­do for­mu­la­rán al ase­sor es­tre­lla del pre­si­den­te. Es­pe­cial­men­te im­por­tan­tes se­rán las re­la­cio­na­das con la reunión que Kush­ner man­tu­vo con Ser­gey Gor­kov, di­rec­tor del ban­co Vnes­he­co­nom­bank, una de las em­pre­sas san­cio­na­das por la Ad­mi­nis­tra­ción Oba­ma por la ane­xión de Cri­mea y su apo­yo a los gru­pos ar­ma­dos pro­rru­sos de Ucra­nia.

Es­te úl­ti­mo en­cuen­tro no es ba­la­dí, ya que, se­gún The New York Ti­mes, el Se­na­do sos­pe­cha que la reunión po­dría ha­ber es­ta­do mo­ti­va­da por un in­ten­to de

ase­gu­rar fi­nan­cia­ción pa­ra las reformas del edi­fi­cio pro­pie­dad de la fa­mi­lia Kush­ner en Man­hat­tan.

A pe­sar de que es­te ex­tre­mo ha si­do des­men­ti­do por el Gobierno, re­sul­ta ex­tra­ño el vi­ra­je de la Ca­sa Blan­ca, que has­ta aho­ra ha­bía ne­ga­do cual­quier en­cuen­tro en­tre el yerno de Trump y Gor­kov.

Los la­zos en­tre la Ad­mi­nis­tra­ción Trump y el Krem­lin le han cos­ta­do ya el car­go de ase­sor de Seguridad Nacional, Mi­chael Flynn, y al ex­je­fe de cam­pa­ña Paul Ma­na­fort, y ha obli­ga­do al fis­cal ge­ne­ral de EE.UU., Jeff Ses­sions, a in­hi­bir­se de cual­quier

in­ves­ti­ga­ción ru­sa por par­te del De­par­ta­men­to de Jus­ti­cia y han apun­ta­do ade­más a los ase­so­res pre­si­den­cia­les, Ro­ger Sto­ne y Car­ter Pa­ge, por sus su­pues­tos con­tac­tos con la in­te­li­gen­cia del Gobierno de Pu­tin.

Ofi­ci­na de In­no­va­ción

De cual­quier ma­ne­ra, la ci­ta­ción de Kush­ner su­po­ne un sal­to cua­li­ta­ti­vo por per­te­ne­cer al círcu­lo ín­ti­mo del pre­si­den­te. Pe­se a la ci­ta­ción del Se­na­do, Trump anun­ció que su yerno di­ri­gi­ría la nue­va Ofi­ci­na de In­no­va­ción es­ta­dou­ni­den­se. En ella, Kush­ner

ten­drá ple­na au­to­no­mía pa­ra re­for­mar la bu­ro­cra­cia fe­de­ral e in­for­ma­rá di­rec­ta­men­te a Trump, au­men­tan­do así su in­fluen­cia en las de­ci­sio­nes de una Ca­sa Blan­ca don­de rei­na la di­vi­sión en­tre fac­cio­nes ri­va­les.

Com­par­ti­rá ade­más el ala oes­te con su mu­jer, Ivan­ka Trump, quien por cier­to ha acep­ta­do la in­vi­ta­ción de An­ge­la Mer­kel y asis­ti­rá a la cum­bre W20, pro­mo­vi­da den­tro del blo­que de paí­ses del G20. El fo­ro so­bre el for­ta­le­ci­mien­to eco­nó­mi­co de las mu­je­res ten­drá lu­gar en Ber­lín, del 24 al 26 de abril.

MANDEL NGAN

Ja­red Kush­ner e Ivan­ka Trump, de ca­mino al Ma­ri­ne One en el jar­dín de la Ca­sa Blan­ca.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.