Venezuela: En Ma­rea des­cu­bre la ver­dad

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Opinión - ROBERTO L. BLAN­CO VAL­DÉS

En un con­tu­ber­nio de los re­gí­me­nes bur­gue­ses contra la de­mo­cra­cia bo­li­va­ria­na que, co­mo es­tá bien a la vista, ha lle­va­do a Venezuela a co­tas de paz, li­ber­tad, se­gu­ri­dad y bie­nes­tar des­co­no­ci­das, mu­chos se han pues­to sos­pe­cho­sa­men­te de acuer­do en ne­gar le­gi­ti­mi­dad a los co­mi­cios del do­min­go que, pa­ra ele­gir una Asam­blea Constituyente y dar­le la pun­ti­lla a la Asam­blea Na­cio­nal do­mi­na­da por los con­tra­rre­vo­lu­cio­na­rios, se ce­le­bra­ron en la gran na­ción ame­ri­ca­na.

En contra del re­sul­ta­do elec­to­ral, acu­sán­do­lo de frau­de, se han pro­nun­cia­do, en­tre otros go­bier­nos la­ti­noa­me­ri­ca­nos, los de Argentina, Chile, Brasil, Co­lom­bia, Cos­ta Ri­ca, Guatemala, Hon­du­ras, Mé­xi­co, Pe­rú y Pa­ra­guay. En la con­fa­bu­la­ción an­ti­cha­vis­ta ha par­ti­ci­pa­do, ¡co­mo no!, EE.UU., país al que se uni­rán pró­xi­ma­men­te 27 de los 28 Estados de la Unión (to­dos sal­vo Por­tu­gal), unidos por la vo­lun­tad co­mún de con­de­nar al ré­gi­men cha­vis­ta. ¡Una ex­pre­sión de pu­ra en­vi­dia, cla­ro es­tá, de las de­ca­den­tes de­mo­cra­cias bur­gue­sas por las gran­des con­quis­tas po­lí­ti­cas y so­cia­les del bo­li­va­ria­nis­mo!

Pe­ro, co­mo era de es­pe­rar, el con­tu­ber­nio contra Maduro y su vo­lun­tad de dar con la Constituyente un pa­so de­ci­si­vo ha­cia la igual­dad y la de­mo­cra­cia real no ha si­do so­lo ex­te­rior, sino tam­bién in­terno. Los par­ti­dos de la opo­si­ción, que boi­co­tea­ron los co­mi­cios, han denunciado un for­mi­da­ble pu­che­ra­zo. La fis­cal ge­ne­ral de la Re­pú­bli­ca, Lui­sa Or­te­ga, trai­do­ra al ré­gi­men que en su día la nom­bró, ma­ni­fies­ta que los re­sul­ta­dos ofi­cia­les son «una bur­la al pue­blo y a su so­be­ra­nía». En la mis­ma lí­nea han di­ri­gi­do sus dar­dos contra la gran fies­ta cha­vis­ta los ana­lis­tas elec­to­ra­les: el sábado un son­deo de Da­ta­ná­li­sis co­lo­ca­ba la in­ten­ción de vo­to en no más del 12 % y otro rea­li­za­do a pie de ur­na por la Uni­ver­si­dad Ca­tó­li­ca An­drés Be­llo si­tua­ba la par­ti­ci­pa­ción en 2,4 mi­llo­nes de per­so­nas y no en los 8 de las ci­fras ofi­cia­les, a las que tam­bién nie­ga va­li­dez el di­rec­tor del Ve­ne­ba­ró­me­tro, Ed­gard Gu­tié­rrez: «To­dos sa­be­mos que es un frau­de».

Me­nos mal que fren­te a tal cla­mor, na­cio­nal e internacional, de­nun­cian­do la su­pues­ta de­ri­va au­to­ri­ta­ria del cha­vis­mo, una se­na­do­ra es­pa­ño­la de En Ma­rea, Va­nes­sa Angustia, asis­tió, in­vi­ta­da por el ré­gi­men, pa­ra ac­tuar de ob­ser­va­do­ra junto con emi­sa­rios bo­li­via­nos y cu­ba­nos. En esa condición, su se­ño­ría ha pues­to las co­sas en su si­tio fren­te a tan­tas men­ti­ras pro­ce­den­tes de las cuatro es­qui­nas del pla­ne­ta. La se­na­do­ra de En Ma­rea, que ya ha­bía ma­ni­fes­ta­do su apo­yo al Gobierno de Maduro «en nom­bre de to­do el pue­blo ga­lle­go», nos han acla­ra­do que la jor­na­da elec­to­ral se desa­rro­lló con to­tal normalidad y ga­ran­tías. Es ver­dad, cla­ro, que hu­bo ¡13 muer­tos! en las ca­lles du­ran­te la jor­na­da, pe­ro la se­na­do­ra de En Ma­rea ma­ni­fies­ta, pa­ra que no que­de du­da al­gu­na, que la cul­pa de esas muer­tes fue de los ma­ni­fes­tan­tes. Es de­cir, y pa­ra en­ten­der­nos, de los muer­tos. ¡Aca­bá­ra­mos! Sí, me­nos mal que nos queda En Ma­rea. Y me­nos mal que nos queda Por­tu­gal.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.