¡Yeees!: un cu­ra «yan­qui» en­gran­de­ció el Be­rro Se­co

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Al Sol - PA­TRI­CIA BLAN­CO

Un «sa­cer­do­te yan­qui», co­mo él mis­mo se de­fi­nió, hi­zo ayer his­to­ria en la ro­me­ría de San Fins do Cas­tro, en Ca­ba­na. Héc­tor Mar­tí­nez, na­ci­do en Co­lom­bia, pe­ro con nacionalidad es­ta­dou­ni­den­se, in­tuía que las mi­ra­das es­ta­ban pues­tas en él. Na­die que­ría ir­se de San Fins sin es­cu­char el Be­rro Se­co y, aho­ra que es el nue­vo pá­rro­co de la lo­ca­li­dad, ti­ró de va­len­tía pa­ra de­bu­tar y li­de­rar ese gri­to que iden­ti­fi­ca la fies­ta. Fue uno de los más po­ten­tes de los úl­ti­mos años, sin du­da, y eso que le mu­dó ubi­ca­ción: del pal­co de la mi­sa lo pa­só al de la or­ques­ta, pa­ra lle­gar a to­dos. «Las tra­di­cio­nes que son bue­nas hay que con­ser­var­las. Es­to es lo que ideó el sa­cer­do­te Sa­tur­nino Cuí­ñas pa­ra unir a las per­so­nas y yo que­ría dar la ta­lla. Nun­ca ha­bía he­cho na­da así. Los cris­tia­nos so­mos gen­te muy fe­liz», con­fe­sa­ba mi­nu­tos más tar­de. Con el «ase­so­ra­mien­to» de dos jó­ve­nes y con un en­sa­yo pre­vio que le­van­tó áni­mos, con­mi­nó a la gen­te a aga­char­se («Abai­xooo!») y a le­van­tar­se con ese gri­to en la bo­ca (emu­la el de los can­te­ros). «¡Yeeees!», ex­cla­mó al fi­nal pa­ra jú­bi­lo co­lec­ti­vo.

San Fins es una ro­me­ría de mi­sa, pro­ce­sión y agua mi­la­grei­ra. La iden­ti­fi­can el Be­rro Se­co y la quema del San­to da Pól­vo­ra. Tam­bién la ba­ta­lla del vino, desde los 80, y que aho­ra desde la or­ga­ni­za­ción tra­tan de ir men­guan­do, pa­ra vol­ver a los orí­ge­nes. Ayer no ha­bía mu­cho más de me­dio cen­te­nar de jó­ve­nes en el re­cin­to aco­ta­do. Mo­ja­dos, pe­dían su per­vi­ven­cia.

ANA GAR­CÍA

El sa­cer­do­te Héc­tor Mar­tí­nez de­bu­tó en el Be­rro Se­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.