Paz y des­po­tis­mo en el co­ra­zón de Áfri­ca

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Internacional -

La cau­sa prin­ci­pal de su éxi­to es una com­bi­na­ción de es­ta­bi­li­dad in­ter­na con la re­pre­sión sis­te­má­ti­ca de las di­sen­sio­nes po­lí­ti­cas. Con el pre­tex­to de la «cohe­sión so­cial» y el ge­no­ci­dio de 1994 en el re­cuer­do, Ka­ga­me ha per­se­gui­do du­ran­te años a las es­ca­sas vo­ces opo­si­to­ras del país has­ta prác­ti­ca­men­te con­ver­tir­lo en un ré­gi­men de par­ti­do úni­co li­de­ra­do por el Fren­te Pa­trió­ti­co Ruan­dés (FPR).

No obs­tan­te, 2017 se­rá el pri­mer año en que un par­ti­do opo­si­tor se pre­sen­te a las elec­cio­nes. El Par­ti­do De­mo­crá­ti­co Ver­de (DGP), li­de­ra­do por un an­ti­guo miem­bro del FPR, Frank Ha­bi­ne­za, acu­dió a los co­mi­cios de ayer des­pués de años de lu­cha jun­to a otro can­di­da­to in­de­pen­dien­te, Phi­lip­pe Mpa­yi­ma­na, que vol­vió tras dé­ca­das de exi­lio. Nin­guno tie­ne po­si­bi­li­da­des de éxi­to. Ape­nas unos cen­te­na­res de per­so­nas lle­na­ron sus mí­ti­nes fren­te a las de­ce­nas de mi­les de vo­ces que vi­to­rea­ban a Ka­ga­me.

Otros dos can­di­da­tos in­de­pen­dien­tes, Dia­na Rwi­ga­ra y Tho­mas Nahi­ma­na, se que­da­ron a las El pre­si­den­te Ka­ga­me de­po­si­ta su vo­to en Kigali.

puer­tas de pre­sen­tar­se, des­pués de que la Co­mi­sión Elec­to­ral re­cha­za­ra su can­di­da­tu­ra. Pa­ra ello, los as­pi­ran­tes de­ben ob­te­ner al me­nos 600 fir­mas, de las que un 12 % de­ben pro­ce­der de 30 dis­tri­tos dis­tin­tos. Un fil­tro que frus­tra de fac­to la plu­ra­li­dad po­lí­ti­ca.

Un ca­mino pa­cí­fi­co y som­brío

Ka­ga­me, je­fe de los re­bel­des que aca­ba­ron con el ge­no­ci­dio de 1994, re­co­gió un país en rui­nas y lo lle­vó a la cum­bre del cre­ci­mien­to re­gio­nal. Se­gún Trans­pa­ren­cia In­ter­na­cio­nal, Ruan­da es uno de los paí­ses me­nos co­rrup­tos de Áfri­ca. Su eco­no­mía fun­cio­na

y vi­ve ale­ja­do de las tur­bu­len­cias de sus ve­ci­nos.

Sin em­bar­go, la es­ta­bi­li­dad se ha cons­trui­do so­bre con­ti­nuos ata­ques a la li­ber­tad de ex­pre­sión. «Des­de que el FPR to­mó el po­der, ha­ce 23 años, los ruan­de­ses se han en­fren­ta­do a enor­mes obs­tácu­los, in­clu­so mor­ta­les, pa­ra par­ti­ci­par en la vi­da pú­bli­ca. El cli­ma en el que ten­drán lu­gar es­tas elec­cio­nes es la cul­mi­na­ción de años de re­pre­sión», de­nun­ció Am­nis­tía In­ter­na­cio­nal.

Ayer, 6,9 mi­llo­nes de ruan­de­ses es­ta­ban lla­ma­dos a las ur­nas. Muy po­cos co­no­cían a un can­di­da­to que no fue­se Ka­ga­me.

M. LONGARI AFP

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.