Juan XXIII, ade­más de to­car a la puer­ta de las Ad­mi­nis­tra­cio­nes y en­ti­da­des, tam­bién ape­la a la so­li­da­ri­dad ciu­da­da­na pa­ra su­fra­gar la re­si­den­cia. Son una de las oe­ne­gés acre­di­ta­das de la Fun­da­ción Leal­tad y a tra­vés de ella se pue­den ha­cer do­na­cio­nes.

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Pontevedra -

dis­tin­tas en­ti­da­des. Igual­men­te, tam­bién re­cor­da­ron que los te­rre­nos don­de se pre­ten­de le­van­tar el nue­vo edi­fi­cio fue­ron ce­di­dos por el Con­ce­llo.

El edi­fi­cio que se aca­ba de em­pe­zar a cons­truir ten­drá un to­tal de 24 pla­zas pa­ra uso re­si­den­cial y ca­si otras tan­tas co­mo cen­tro

de día. Xoán XXIII pre­ten­de lle­gar a un acuer­do con la Xun­ta y que a es­tas pla­zas no so­lo pue­dan ac­ce­der los ac­tua­les usua­rios de la en­ti­dad, sino to­das aque­llas per­so­nas con dis­ca­pa­ci­dad in­te­lec­tual que lo so­li­ci­ten. ¿Ha­brá de­man­da? Esa pre­gun­ta sí pue­den res­pon­der­la des­de el co­lec­ti­vo sin te­mor a equi­vo­car­se lo más mí­ni­mo: «So­la­men­te con nues­tros usua­rios ya se nos que­dan pe­que­ñas esas pla­zas. Cla­ro que hay mu­chí­si­ma de­man­da. Lo más im­por­tan­te es bus­car­le una sa­li­da a per­so­nas ma­yo­res con dis­ca­pa­ci­dad in­te­lec­tual o a otras que, aún sien­do más jó­ve­nes, no cuen­tan con pa­dres u otros fa­mi­lia­res que pue­dan aten­der­los to­dos los días», in­di­can.

Hoy por hoy, los pon­te­ve­dre­ses con dis­ca­pa­ci­dad in­te­lec­tual

que ne­ce­si­ten sí o sí una re­si­den­cia se en­fren­tan al des­arrai­go. No en vano, tal y co­mo ex­pli­can des­de el co­lec­ti­vo Juan XXIII, co­mo en la ciu­dad no hay nin­gu­na de­pen­den­cia de es­te ti­po tie­nen que mar­char­se a otros lu­ga­res, «con lo cual pier­den el con­tac­to con su mun­do, y eso es muy tris­te».

Los pi­sos tu­te­la­dos

Mien­tras la re­si­den­cia no se cons­tru­ye, el úni­co re­cur­so de per­noc­ta pa­ra per­so­nas con dis­ca­pa­ci­dad in­te­lec­tual que hay en la ciu­dad son los pi­sos tu­te­la­dos. Juan XXIII dis­po­ne de una vi­vien­da de res­pi­ro fa­mi­liar, Alba tie­ne cua­tro in­mue­bles tu­te­la­dos y Vir­gen de la O un pi­so ha­bi­li­ta­do co­mo re­si­den­cia. Amen­cer tam­bién tie­ne el pro­yec­to fu­tu­ro de con­tar con una re­si­den­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.