Una atrac­ción de San­tia­gui­ño no ob­tu­vo au­to­ri­za­ción al de­tec­tar­se de­fi­cien­cias es­truc­tu­ra­les

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Pontevedra - L. PENIDE

Pon­te­ve­dra fue pio­ne­ra al im­plan­tar, a prin­ci­pios de si­glo, las re­vi­sio­nes téc­ni­cas de las atrac­cio­nes que se ins­ta­la­sen en la ciu­dad. La ne­ce­si­dad de es­te ti­po de au­di­to­rías que­dó pa­ten­te en las pa­sa­das fies­tas de San­tia­gui­ño do Bur­go. «En una de las re­vi­sio­nes que ha­ce­mos, que es so­bre cues­tio­nes es­truc­tu­ra­les, se vio que no cum­plía los mí­ni­mos de se­gu­ri­dad que con­si­de­ra­mos pa­ra po­der ser ins­ta­la­da», ex­pli­có ayer Ma­nuel Miranda Ca­dór­ni­ga.

El ge­ren­te de En­ma­co­sa aña­dió que se le dio un tiem­po al fe­rian­te pa­ra que re­pa­ra­se y sol­ven­ta­se las de­fi­cien­cias —«ha­bía un te­ma de en­de­re­zar al­gún tu­bo y de sol­da­du­ras», pre­ci­só—, pe­ro no lo hi­zo. Es­to pro­pi­ció que se emi­tie­se un in­for­me «que no era po­si­ti­vo y el Con­ce­llo pro­ce­dió a no su­mi­nis­trar­le ener­gía eléc­tri­ca».

Ma­nuel Miranda pre­ci­só que no es el pri­mer ca­so que se da en Pon­te­ve­dra. Así, re­me­mo­ró que el pri­mer año de ins­pec­cio­nes se lo­ca­li­zó una no­ria pa­ra ni­ños que pre­sen­ta­ba to­da cla­se de pe­li­gros: «Aque­lla ni era re­pa­ra­ble por­que los cin­tu­ro­nes de se­gu­ri­dad de los ni­ños... Y eso que se ele­va­ban a cin­co me­tros de al­tu­ra. El fe­rian­te tu­vo que re­co­ger».

Con pos­te­rio­ri­dad, se lo­ca­li­za­ron in­ci­den­cias en ca­mas elás­ti­cas, en ti­ra­chi­nas... «Tu­vie­ron que de­jar al­gu­nas sin uti­li­zar unos días por cul­pa de ar­ne­ses a los que les fal­ta­ba el mar­ca­do de CE o te­nían que cam­biar las cuer­das. Lo sub­sa­na­ron y pu­die­ron con­ti­nuar», pre­ci­só Ma­nuel Miranda. De­jó cla­ro que en En­ma­co­sa tie­nen muy pre­sen­te que, si bien lo prin­ci­pal es la se­gu­ri­dad de los usua­rios, «hay fa­mi­lias que vi­ven de es­to y ló­gi­ca­men­te te­ne­mos que dar­les una opor­tu­ni­dad. Y si te­ne­mos que tra­ba­jar el do­ble y vol­ver, lo ha­re­mos».

Al mar­gen de cues­tio­nes es­truc­tu­ra­les, los téc­ni­cos tam­bién con­tro­lan la do­cu­men­ta­ción de las ba­rra­cas. En es­te sen­ti­do, el ge­ren­te de En­ma­co­sa re­co­no­ció que «el gran pro­ble­ma» que tie­nen es que «no exis­te una le­gis­la­ción es­pe­cí­fi­ca». En to­do ca­so, se­ña­ló que «es­pe­re­mos es­tar den­tro de un año ha­blan­do de otro es­ce­na­rio. Tu­ve ayer —por el miér­co­les— una reunión en la Xun­ta en la que me in­for­ma­ron de que va a ir al Par­la­men­to en sep­tiem­bre y es­pe­re­mos que an­tes de fi­nal de año es­té apro­ba­da». Se­rá en­ton­ces «cuan­do em­pe­za­re­mos a te­ner unas di­rec­tri­ces.

En to­do ca­so, los téc­ni­cos que es­tos días re­vi­san las ba­rra­cas de las fies­tas de A Pe­re­gri­na ve­ri­fi­can que dis­po­nen de un se­gu­ro de res­pon­sa­bi­li­dad ci­vil al día, «pe­ro el im­por­te no lo po­de­mos exi­gir por­que nin­gu­na ley di­ce qué im­por­te mí­ni­mo tie­ne que ser». Asi­mis­mo, exi­gen que sus tra­ba­ja­do­res es­tén for­ma­dos pa­ra ac­tuar en ca­sos de emer­gen­cia, pe­ro «so­lo bas­ta una de­cla­ra­ción ju­ra­da del pro­pie­ta­rio».

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.