Tras la pis­ta de las re­li­quias del Pres­ti­ge

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Galicia -

Las dos sec­cio­nes del Pres­ti­ge, la de proa y la de po­pa, es­tán hun­di­das a 220 ki­ló­me­tros de la cos­ta ga­lle­ga, se­pa­ra­das por unos 3.500 me­tros y a pro­fun­di­da­des di­fe­ren­tes. La proa es­tá a 3.820 me­tros. La po­pa, a 3.545. El pe­tro­le­ro y su ras­tro de fuel mar­ca­ron la his­to­ria re­cien­te de Ga­li­cia, pe­ro ¿qué que­dó del bar­co en tie­rra fir­me? ¿Se con­ser­va al­gu­na re­li­quia? Hay cons­tan­cia de que en el puerto de Ca­ma­ri­ñas se guar­da­ron du­ran­te al­gún tiem­po los res­tos de un bo­te sal­va­vi­das del pe­tro­le­ro, aun­que se des­co­no­ce qué pa­só con él. La po­pa es­ta­ba des­trui­da y, cu­rio­sa­men­te, la par­te tra­se-

ra de un bo­te (pro­ba­ble­men­te el que aca­bó en Ca­ma­ri­ñas) apa­re­ció en la pla­ya del cas­tro de Ba­ro­ña. El due­ño del cám­ping Val­ver­de, en Co­rru­be­do, la re­cu­pe­ró con una ex­ca­va­do­ra mien­tras lim­pia­ban esa pla­ya. Pe­sa 100 ki­los y es­tá ex­pues­ta co­mo si fue­ra una es­cul­tu­ra, «a la in­tem­pe­rie, cer­ca del res­tau­ran­te», ex­pli­ca el pro­pie­ta­rio Ma­nuel Ro­me­ro.

En la to­rre de con­trol de A Co­ru­ña, don­de ini­cial­men­te se guar­da­ron al­gu­nas pie­zas de los cor­tes que se rea­li­za­ron pa­ra ex­traer el fuel del pe­cio, ya no que­da na­da, se­gún con­fir­man di­ver­sas fuen­tes. Es­tos mis­mos fun­cio­na­rios dan la pis­ta de su po­si­ble ubi­ca­ción: du­ran­te la ins­truc­ción ju­di­cial Arri­ba, un bo­te del Pres­ti­ge en Ca­ma­ri­ñas. Lo que po­dría ser su po­pa apa­re­ció en Ba­ro­ña y aca­bó en un cám­ping. Ta­pa de bi­ta ex­pues­ta en el Mu­seo do Mar de Vi­go

LA VOZ es­tu­vie­ron ba­jo cus­to­dia y, des­pués, en­tre­ga­das a la em­pre­sa SGS (So­cié­té Gé­né­ra­le de Sur­vei­llan­ce), a la que se le en­car­gó su aná­li­sis pa­ra ver si se po­día de­mos­trar la de­bi­li­dad es­truc­tu­ral del pe­tro­le­ro.

Tras al­gu­nas ges­tio­nes pa­ra com­pro­bar­lo, des­de la em­pre­sa con­fir­ma­ron que esas pie­zas si­guen en su po­der y es­tán al­ma­ce­na­das en Ma­drid: «Has­ta que el juz­ga­do nos au­to­ri­ce, se­gui­rán cus­to­dia­das por no­so­tros». Se tra­ta de cin­co dis­cos que se cor­ta­ron en cu­bier­ta pa­ra ex­traer el fuel de los tan­ques con las lan­za­de­ras. Ade­más, hay una plan­cha de es­tri­bor que se ex­tra­jo pa­ra la in­ves­ti­ga­ción pe­ri­cial so­bre el es­ta­do es­truc­tu­ral del bar­co. La ta­pa de una bi­ta ex­pues­ta en el Mu­seo do Mar de Vi­go es otro de los es­ca­sos tes­ti­mo­nios ma­te­ria­les que se con­ser­van. En su mo­men­to, el pe­ri­to de SGS que ana­li­zó la plan­cha la­men­tó que no fue­ra re­pre­sen­ta­ti­va del es­ta­do del bu­que. En el jui­cio, de­cla­ró que de­bía ha­ber­se ex­traí­do más cer­ca de la zo­na da­ña­da en la ave­ría ini­cial. «La pie­za es­ta­ba fe­tén», le es­pe­tó el abo­ga­do del ca­pi­tán, Jo­sé Ma­ría Ruiz So­roa. Da­do que el ca­so es­tá ce­rra­do, qui­zás al­gún mu­seo cien­tí­fi­co quie­ra in­tere­sar­se por es­tos tes­ti­mo­nios de la ma­yor ca­tás­tro­fe eco­ló­gi­ca de la his­to­ria de Ga­li­cia.

Es­tas son en prin­ci­pio las úni­cas re­li­quias del Pres­ti­ge. Ni si­quie­ra en el han­gar del He­li­mer hay ras­tro del bar­co ac­ci­den­ta­do fren­te a la cos­ta ga­lle­ga ha­ce 15 años, y eso que sue­len lle­var­se al­gu­na pren­da (un sal­va­vi­das, por ejem­plo) de los ca­sos de sal­va­men­to más em­ble­má­ti­cos. En aque­lla oca­sión no es­ta­ban pa­ra es­to. Ha­bía que eva­cuar a la tri­pu­la­ción con una de las peo­res tem­pes­ta­des que se re­cuer­dan.

Más in­for­ma­ción en la úl­ti­ma pá­gi­na.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.