Ar­te­sa­nía y mo­tos clá­si­cas com­ple­tan la ofer­ta de Or­des

La Ala­me­da ten­drá su car­pa de los ofi­cios y el pa­be­llón Cam­po­maior via­ja­rá en el tiem­po so­bre dos rue­das

La Voz de Galicia (Santiago) - Especial1 - - Más propuestas - MA­RÍA RO­DRÍ­GUEZ LA VOZ

Fue­ra del cir­cui­to ofi­cial de Ex­poOr­des, la ofer­ta de ac­ti­vi­da­des se re­par­te por otros es­ce­na­rios, como la Ala­me­da y el pa­be­llón de de­por­tes Cam­po­maior. El pri­me­ro de es­tos es­pa­cios es el ele­gi­do pa­ra to­das las ac­ti­vi­da­des re­la­cio­na­das con el sec­tor de la ar­te­sa­nía. Por ello, du­ran­te to­do el fin de se­ma­na y tam­bién con ho­ra­rio con­ti­nua­do, una trein­te­na de ar­te­sa­nos pro­ce­den­tes de to­da Ga­li­cia ofre­ce­rán su tra­ba­jo ba­jo una car­pa en la que ex­pon­drán y venderán pro­duc­tos ela­bo­ra­dos con ma­te­ria­les como me­tal, cue­ro, te­las, ma­de­ra y tam­bién pro­duc­tos de ali­men­ta­ción rea­li­za­dos de for­ma tra­di­cio­nal y con in­gre­dien­tes na­tu­ra­les y eco­ló­gi­cos.

El Ayun­ta­mien­to de Or­des man­tie­ne es­ta ac­ti­vi­dad da­do el buen re­sul­ta­do de años an­te­rio­res, ya que es­te ti­po de mer­ca­dos de pro­duc­tos per­so­na­li­za­dos tam­bién tie­nen su hue­co en el pe­río­do na­vi­de­ño.

Cin­cuen­ta mo­tos an­ti­guas

La prin­ci­pal novedad de es­ta Ex­poOr­des es la mues­tra de mo­tos an­ti­guas que ocu­pa el pa­be­llón Cam­po­maior. Es­ta ac­ti­vi­dad es­tá or­ga­ni­za­da por un gru­po de afi­cio­na­dos a la res­tau­ra­ción y cui­da­do de es­te ti­po de vehícu­los, que han da­do los pri­me­ros pa­sos pa­ra cons­ti­tuir­se en una aso­cia­ción pe­ro que con­fían en que el es­ca­pa­ra­te de la feria mul­ti­sec­to­rial vi­si­bi­li­ce su tra­ba­jo y con­si­gan con ello au­men­tar el nú­me­ro de miem­bros de su club, aún en cier­nes. Así, el pú­bli­co po­drá ver me­dio cen­te­nar de mo­tos an­ti­guas, con­ve­nien­te­men­te res­tau­ra­das, en su ma­yo­ría na­cio­na­les y al­gu­na de ellas ma­tri­cu­la­da en el año 1928.

Jo­sé Vei­ras, afi­cio­na­do or­den­se a la res­tau­ra­ción de mo­tos an­ti­guas, es uno de los im­pul­so­res de es­ta ex­hi­bi­ción, ya que cree que dar a co­no­cer el tra­ba­jo de res­tau­ra­do­res como él pue­de con­tri­buir a que es­tos vehícu­los pue­dan cir­cu­lar en ru­tas es­pe­cia­les, fa­vo­re­cien­do así que quie­nes tie­nen mo­tos y co­ches an­ti­guos ol­vi­da­dos en los ga­ra­jes se den cuen­ta del va­lor que tie­nen, y que no so­lo es sen­ti­men­tal.

Los pro­mo­to­res de es­ta ex­hi­bi­ción po­drían mos­trar más mo­tos y co­ches, pe­ro por fal­ta de es­pa­cio de­ci­die­ron no ha­cer­lo, ya que la po­si­bi­li­dad de ex­hi­bir­las fue­ra del pa­be­llón Cam­po­maior es una al­ter­na­ti­va que no con­tem­pla­nem­plan «por­que al­gun­ha des­tas mo­tos te­ñen un va­lor eco­nó­mi­co que ben po­den su­pe­rar os ca­tro mil eu­ros».

FO­TO XOÁN A. SO­LER

La ar­te­sa­nía tie­ne ca­da vez más pre­sen­cia

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.