Raí­ces im­pro­pias de 7 almas blan­cas

Los de Boi­ro re­gis­tran to­do un tra­ta­do de có­mo abor­dar des­de la ac­tua­li­dad y des­de sus di­ver­sas ver­tien­tes la esen­cia de las mú­si­cas ame­ri­ca­nas

La Voz de Galicia (A Coruña) - Fugas - - MÚSICA - TEX­TO: CAR­LOS CRES­PO

Pue­de que sea por aque­llo de la eter­na me­lan­co­lía o por ese es­tig­ma co­lec­ti­vo del his­tó­ri­co des­tie­rro, el ca­so es que a los mú­si­cos ga­lle­gos se les ad­hie­re el blues a la der­mis con un en­rai­za­mien­to im­pro­pio de su al­ma blan­ca.

De esa co­mu­nión han sur­gi­do en los úl­ti­mos años un pu­ña­do de muy in­tere­san­tes pro­pues­tas, de en­tre las que ha­brá que so­bre­sa­lir a par­tir de aho­ra el ter­cer tra­ba­jo fir­ma­do por es­te sep­te­to.

No es fá­cil con­se­guir que un dis­co de blues —por sim­pli­fi­car— que fi­ja sus pos­tu­la­dos en el queha­cer de los pio­ne­ros ad­quie­ra la va­rio­pin­ta ga­ma de to­na­li­da­des que ate­so­ra es­te Sand­wi­na sin que ello le su­pon­ga des­vir­tuar la esen­cia de las raí­ces del gé­ne­ro. The Lákazans lo con­si­guen con una na­tu­ra­li­dad que abru­ma.

Lo mis­mo en aque­llos te­mas que ase­me­jan en­vuel­tos en las bru­mas del pan­tano —God’s Gon­na Cut You

Down o 300 Pounds of Le­gend— que en aque­llos otros que tra­que­tean jo­via­les a rit­mo de swing —Mid­night

train Story—, en los que aún pa­re­ce res­pi­rar­se el hu­mo azul que en­vol­vía a las di­vas del soul en el es­ce­na­rio del Cot­ton Club —My Dar­ling o

Tell me— o en los que, di­rec­ta­men­te, se cal­zan las bo­tas, se ajus­tan el som­bre­ro y se ale­jan a tro­te len­to a lo­mos de un cor­cel de­jan­do a su paso una es­te­la de pol­vo en el de­sier­to —Era­se it From My Mind—.

Por­que The Lákazans es una ban­da de blues a la que siem­pre la he gus­ta­do co­que­tear con gé­ne­ros her­ma­nos, con tex­tu­ras y so­no­ri­da­des que se dis­traen de lo co­mún. Y bien que se agra­de­cen esos gui­ños al country, al roc­ka­billy, al soul e in­clu­so al funk —Way

Back Ho­me— que con­vier­ten es­te Sand­wi­na en un re­con­for­tan­te y en­tre­te­ni­do pa­seo por la his­to­ria de las mú­si­cas ame­ri­ca­nas.

Asien­tan The Lákazans sus fun­da­men­tos de ori­gi­na­li­dad en la con­jun­ción de dos vo­ces fe­me­ni­nas muy di­fe­ren­tes en­tre sí —ne­groi­de la de Sa­be­la, se­do­sa la de Al­mu­de­na— y en los mil y un ma­ti­ces y ex­pre­sio­nes que Fi­gui es ca­paz de ex­traer de una har­mó­ni­ca. A ello hay que aña­dir aho­ra una po­de­ro­sa ba­se rít­mi­ca que en es­te dis­co se ma­ni­fies­ta en la con­tun­den­te pre­sen­cia de unas per­cu­sio­nes den­sas y has­ta cier­to pun­to os­cu­ras.

Me ad­vier­te Fran Ve­lo, ba­jis­ta de la ban­da, que Sand­wi­na es un dis­co que, sí, evo­ca las dé­ca­das glo­rio­sas del gé­ne­ro pe­ro que no han in­ten­ta­do que su so­ni­do se re­crea­se en lo vin­ta­ge. «Apro­vei­ta­mos a tec­no­lo­xía pa­ra fa­cer cou­sas no­vas res­pec­tan­do no no­so son a esen­cia da tra­di­ción. E ma­lia que as can­cións poi­dan pa­re­cer an­ti­gas ou res­ca­ta­das dou­tro tem­po non o son». Y sus su­ti­les arre­glos los de­la­tan.

The Lákazans arran­can el jue­ves una gi­ra que de­be­ría lle­var­les muy le­jos. Allá has­ta don­de al­can­cen sus sue­ños.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.