La fuer­za de la Cos­ta da Mor­te tam­bién sa­le fue­ra

Mar, cons­truc­ción o elec­tri­ci­dad son al­gu­nos sec­to­res que des­ta­can

La Voz de Galicia (Vigo) - Especial1 - - En El Exterior - S. G.

Ha­ce me­nos de un mes, una em­pre­sa cons­truc­to­ra ho­lan­de­sa des­pla­za­ba a Carballo a uno de sus re­pre­sen­tan­tes pa­ra tra­tar de con­tra­tar fon­ta­ne­ros es­pe­cia­li­za­dos. Eli­gie­ron la ca­pi­tal de Ber­gan­ti­ños co­mo lu­gar cen­tral de Ga­li­cia por las ex­ce­len­tes re­fe­ren­cias de sus tra­ba­ja­do­res y pe­que­ños em­pre­sa­rios del sec­tor, que ope­ran por me­dio mun­do pa­ra mul­ti­na­cio­na­les, mon­tan­do gran­des tien­das, en in­fra­es­truc­tu­ras re­le­van­tes, en la na­ve­ga­ción, en man­te­ni­mien­to de cen­tra­les y obras hi­dráu­li­cas... Y no eran los pri­me­ros en ha­cer­lo. Los ejem­plos más co­no­ci­dos es­tán en Sui­za, don­de los tra­ba­ja­do­res lo­ca­les son re­cla­ma­dos des­de ha­ce años apre­cia­dos por su mano de obra cua­li­fi­ca­da, re­cla­ma­dos in­clu­so des­pués de re­gre­sar. Y hay mu­chos más ejem­plos.

Así que con es­ta ba­se, to­da una fi­lo­so­fía, no es de ex­tra­ñar que em­pre­sas de la Cos­ta da Mor­te triun­fen por to­do el mun­do des­de ha­ce años. Gran­des y pe­que­ñas. Des­de al­gu­nas clá­si­cas ya en el pa­no­ra­ma mun­dial des­de ha­ce de­ce­nios, co­mo Con­ser­vas Cal­vo, has­ta otras de me­nor en­ver­ga­du­ra, pe­ro igual­men­te ve­te­ra­nas y re­le­van­tes a la ho­ra de apos­tar por sa­lir al ex­te­rior, co­mo la car­ba­lle­sa Her­fra­ga, que ex­por­ta a más de 50 paí­ses.

El sec­tor del mar es de los po­de­ro­sos en la zo­na, tan­to en con­ser­ve­ras, ya que Cer­dei­mar tam­bién tie­ne una muy re­le­van­te pre­sen­cia in­ter­na­cio­nal, co­mo en los con­ge­la­dos (en la fe­ria in­ter­na­cio­nal Con­xe­mar siem­pre se pue­den ver em­pre­sas de la zo­na). La ci­ta­da Cer­dei­mar tie­ne su prin­ci­pal mer­ca­do en Ita­lia, des­de ha­ce mu­cho, pe­ro tam­bién en Ara­bia, en Por­tu­gal o en Li­bia. Al­gu­nas cons­truc­to­ras, eléc­tri­cas o de mon­ta­jes apro­ve­cha­ron la cri­sis pa­ra sa­lir fue­ra y, de pa­so, abrir mer­ca­dos: des­de la ins­ta­la­ción de cen­tra­les tér­mi­cas, has­ta la de par­ques eó­li­cos, des­de la co­la­bo­ra­ción en la cons­truc­ción del Ca­nal de Pa­na­má has­ta cen­tros co­mer­cia­les en di­ver­sas ciu­da­des de Su­da­mé­ri­ca. Aun­que sa­lir no es so­lo ha­cer­lo al ex­te­rior del país o de la Pe­nín­su­la: tam­bién ir ha­cien­do mer­ca­do por ella, co­mo la car­ba­lle­sa Me­tal­ber, es­pe­cia­li­za­da en es­truc­tu­ras me­tá­li­cas. Ade­más del no­roes­te es­pa­ñol, so­bre to­do, tam­bién co­no­ce el mer­ca­do ma­rro­quí o el sal­va­do­re­ño.

La car­ba­lle­sa Ga­ray­sa es otra de las em­pre­sas (eléc­tri­ca, en su ca­so) que en su mo­men­to apos­ta­ron fuer­te por Amé­ri­ca, es­pe­cial­men­te Cos­ta Ri­ca, pe­ro tam­bién Pe­rú o Mé­xi­co. Amé­ri­ca es­tá más cer­ca in­clu­so des­de el mue­lle de Brens, cu­ya am­plia­ción le ha da­do nue­vos ai­res con vis­ta al ex­te­rior, y des­de él sa­lie­ron pan­ta­la­nes que aca­ba­ron mon­ta­dos en Pa­na­má, rea­li­za­dos por una com­pa­ñía car­ba­lle­sa. El puer­to ex­te­rior, a me­di­da que va­ya au­men­ta­do su trá­fi­co, tam­bién se­rá una opor­tu­ni­dad pa­ra em­pre­sas de la zo­na.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.