Apps

What­sApp pa­ra em­pre­sas y otras apli­ca­cio­nes co­la­bo­ra­ti­vas.

La Voz de Galicia (A Coruña) - Internet y Redes Sociales - - Portada - TEX­TO: CÉ­SAR RO­DRÍ­GUEZ

La era de la mo­vi­li­dad ha pro­vo­ca­do un te­rre­mo­to en las co­mu­ni­ca­cio­nes y ha con­ver­ti­do al co­rreo elec­tró­ni­co en una he­rra­mien­ta se­cun­da­ria. En un mun­do que se co­mu­ni­ca en tiem­po real la rei­na es la men­sa­je­ría ins­tan­tá­nea. Y no so­lo pa­ra el in­ter­cam­bio de in­for­ma­ción en­tre par­ti­cu­la­res. Hay pe­que­ñas em­pre­sas que or­ga­ni­zan su día a día a tra­vés de What­sApp. Y com­pa­ñías gran­des que tam­bién agi­li­zan la co­mu­ni­ca­ción in­ter­na y en­vían no­ti­fi­ca­cio­nes a tra­vés de es­te po­pu­lar ser­vi­cio gra­tui­to, pe­ro de ma­ne­ra ofi­cio­sa.

La gran re­fe­ren­cia chi­na en el sec­tor de la men­sa­je­ría, WeChat, jue­ga fuer­te en es­te te­rreno. Con cuen­tas cor­po-

ra­ti­vas que per­mi­ten pe­dir ta­xis, pa­gar fac­tu­ras, en­viar di­ne­ro o com­prar y ven­der ca­si de to­do, lle­va tiem­po tran­si­tan­do por un ca­mino que aho­ra ha em­pe­za­do a re­co­rrer What­sApp.

La no­ti­cia sal­ta­ba a los me­dios en sep­tiem­bre, la com­pa­ñía que com­pró Fa­ce­book por 21.800 mi­llo­nes de dó­la­res en 2016 lan­za­ba una apli­ca­ción en prue­bas lla­ma­da What­sApp Bu­si­ness pa­ra los dis­po­si­ti­vos con sis­te­ma ope­ra­ti­vo An­droid. Una de las em­pre­sas que par­ti­ci­pa en el pro­gra­ma pi­lo­to es la ae­ro­lí­nea KLM, que pu­bli­có un ví­deo en Youtu­be ex­pli­can­do par­te de las pres­ta­cio­nes del ser­vi­cio.

La com­pa­ñía ho­lan­de­sa tie­ne una cuen­ta em­pre­sa­rial ve­ri­fi­ca­da (la mar­ca es una in­sig­nia de co­lor ver­de) y pue­de co­mu­ni­car­se di­rec­ta­men­te con sus clien­tes a tra­vés de un chat pa­ra con­fir­mar­les ho­ra­rios de vue­los o in­ci­den­cias en tiem­po real. What­sApp di­fe­ren­cia el ser­vi­cio en­tre gran­des em- pre­sas (con una car­te­ra de clien­tes glo­bal) y pe­que­ñas em­pre­sas, que bus­can una co­mu­ni­ca­ción di­rec­ta con gen­te a la que co­no­cen de ma­ne­ra per­so­nal.

So­bre es­tas dos pa­tas evo­lu­cio­na­rá un ser­vi­cio que per­mi­te, por aho­ra, con­fi­gu­rar res­pues­tas au­to­má­ti­cas a clien­tes, que, por ejem­plo, en­vía un men­sa­je fue­ra de ho­ra­rio co­mer­cial. Tam­bién ofre­ce so­por­te pa­ra ta­ble­ta y es­ta­dís­ti­cas de uso y per­mi­te in­cluir en el per­fil da­tos de con­tac­to e in­for­ma­ción útil so­bre la em­pre­sa.

Una de las op­cio­nes más in­tere­san­tes es la po­si­bi­li­dad de uti­li­zar el ser­vi­cio des­de va­rios dis­po­si­ti­vos a la vez. Pa­ra pe­que­ñas em­pre­sas, What­sApp plan­tea cua­tro es­ce­na­rios, se­gún la in­for­ma­ción pu­bli­ca­da en va­rios me­dios es­pe­cia­li­za­dos co­mo Xa­ta­ca. El pri­me­ro, «un te­lé­fono y una app», es­tá pen­sa­do pa­ra tras­la­dar una cuen­ta per­so­nal a pro­fe­sio­nal. El se­gun­do, «un te­lé­fono y dos apps», per­mi- te (por ejem­plo a un au­tó­no­mo) usar dos cuen­tas des­de el mis­mo mó­vil. En una ten­dría su What­sApp per­so­nal, en la otra la pro­fe­sio­nal. El ter­ce­ro per­mi­te usar el ser­vi­cio des­de un mó­vil, pe­ro con un nú­me­ro fi­jo. Y el cuar­to es de sen­ti­do co­mún: dos te­lé­fo­nos y dos cuen­tas se­pa­ra­das, una per­so­nal y otra pro­fe­sio­nal.

Es­ta apues­ta pue­de su­po­ner el fin de­fi­ni­ti­vo de los ve­ne­ra­bles SMS, aho­ra muy po­co uti­li­za­dos y ca­si siem­pre en­via­dos por em­pre­sas. Y tam­bién su­po­ne un cam­bio de ho­ri­zon­te en la men­sa­je­ría. En el ca­so de la com­pa­ñía ad­qui­ri­da por Fa­ce­book, des­de ha­ce mu­cho tiem­po se es­pe­cu­la con una pre­gun­ta, ¿có­mo va a con­se­guir in­gre­sos de sus mil mi­llo­nes de usua­rios? Las res­pues­tas (tam­bién es­pe­cu­la­ti­vas) ca­si siem­pre se en­fo­ca­ban por la pu­bli­ci­dad, pe­ro es­tas prue­bas apun­tan a otro es­ce­na­rio com­ple­men­ta­rio. Y ha­cia otro nicho de ne­go­cio, el de la co­mu­ni­ca­ción in­ter­na. Con la com­bi­na­ción de un ser­vi­cio mó­vil evo­lu­cio­na­do y de la ver­sión de es­cri­to­rio –What­sApp Web– la com­pa­ñía da un pri­mer pa­so pa­ra ri­va­li­zar con los nue­vos re­yes del tra­ba­jo co­la­bo­ra­ti­vo y la pro­duc­ti­vi­dad. Pla­ta­for­mas co­mo Slack o Tre­llo (son di­fe­ren­tes en­tre sí y pue­den uti­li­zar­se de for­ma com­ple­men­ta­ria) han he­cho la vi­da mu­cha más fá­cil a em­pre­sas que ne­ce­si­tan asig­nar ta­reas de for­ma rá­pi­da y sen­ci­lla, que tra­ba­jan de for­ma des­cen­tra­li­za­da y que pre­ci­san man­te­ner un flu­jo de co­mu­ni­ca­ción en tiem­po real me­nos fa­rra­go­so que el co­rreo.

¿Cuán­to cos­ta­rá What­sApp Bu­si­ness? Pues de mo­men­to pa­re­ce que se­rá gra­tis pa­ra pe­que­ños y me­dia­nos ne­go­cios. Pe­ro en los pla­nes de fu­tu­ro de la com­pa­ñía es­tá co­brar. Se-´ gún de­cla­ró uno de sus di­rec­ti­vos al

Wall Street Jour­nal, aún no tie­nen cla­ro cuán­to y có­mo. ¿El cuán­do? Cuan­do se ha­yan vuel­to im­pres­cin­di­bles.

OTRA VÍA DE EX­PAN­SIÓN ES EL MER­CA­DO DEL TRA­BA­JO CO­LA­BO­RA­TI­VO

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.