LOS PRE­CIOS SI­GUEN ALETARGADOS EN GA­LI­CIA

Un pi­so de 100 me­tros cua­dra­dos cos­ta­ba al fi­nal del pri­mer tri­mes­tre de es­te año 1.800 eu­ros me­nos de me­dia que en el mis­mo pe­río­do del 2016 En­tre el 2014 y el 2016 las ven­tas en la co­mu­ni­dad subie­ron un 11 %

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - PORTADA - S. Lo­ren­zo

Al igual que ha­bía ocu­rri­do con la cri­sis, Ga­li­cia es­tá to­da­vía un pel­da­ño más aba­jo que el res­to de Es­pa­ña en lo que se re­fie­re a los pre­cios de la vi­vien­da, que si­guen aletargados. Los ga­lle­gos mues­tran más in­te­rés por los pi­sos de se­gun­da mano que de obra nue­va.

El mer­ca­do in­mo­bi­lia­rio ga­lle­go si­gue ale­tar­ga­do. Aun­que las ven­tas de vi­vien­das au­men­ta­ron li­ge­ra­men­te en el 2016, el pre­sen­te ejer­ci­cio arran­có con un re­torno a la co­yun­tu­ra de ajus­te de los pre­cios que mar­có la pro­lon­ga­da re­sa­ca del estallido de la bur­bu­ja que pa­re­cía ha­ber que­da­do su­pe­ra­da el año pa­sa­do. Los ba­lan­ces del Mi­nis­te­rio de Fo­men­to re­ve­lan que el me­tro cua­dra­do de una vi­vien­da de nue­va cons­truc­ción en Ga­li­cia se si­tuó en el pri­mer tri­mes­tre de es­te año en 1.179 eu­ros, cuan­do el pro­me­dio en Es­pa­ña al­can­za los 1.525. Es­to su­po­ne que ad­qui­rir un pi­so de 100 me­tros cua­dra­dos en es­ta co­mu­ni­dad re­quie­re un des­em­bol­so me­dio de 117.900 eu­ros, 34.600 me­nos del cos­te en Es­pa­ña.

Aten­dien­do los da­tos mi­nis­te­ria­les, la com­pra de esa vi­vien­da en Ga­li­cia re­sul­ta­ría aho­ra 1.800 eu­ros más ba­ra­ta que en el pri­mer tri­mes­tre del 2016. Co­mo es ob­vio, las di­fe­ren­cias se dis­pa­ran si se to­ma co­mo re­fe­ren­te el mer­ca­do en el que se ges­tó la cri­sis. Así, la ad­qui­si­ción de una vi­vien­da nue­va de 100 me­tros cua­dra­dos en el 2008 pre­ci­sa­ba en Ga­li­cia de una in­ver­sión de 151.700 eu­ros. Nue­ve años des­pués, un in­mue­ble de las mis­mas ca­rac­te­rís­ti­cas cues­ta en es­ta co­mu­ni­dad 33.800 eu­ros me­nos de me­dia.

VUEL­VE EL EN­GRA­NA­JE

Pe­se a la mo­de­ra­ción de los pre­cios, el en­gra­na­je del mer­ca­do vuel­ve a fun­cio­nar. No lo ha­ce, des­de lue­go, con el di­na­mis­mo des­bo­ca­do que ca­rac­te­ri­zó su quie­bra en la se­gun­da mi­tad de la dé­ca­da pa­sa­da. Pe­ro se mue­ve de nue­vo, fa­vo­re­ci­do por la pau­la­ti­na crea­ción de em­pleo y por el des­blo­queo del cré­di­to. A lo lar­go del 2016 se ven­die­ron en Ga­li­cia 15.604 vi­vien­das, prác­ti­ca­men­te 1.600 más que du­ran­te el 2014. En dos años, las transac­cio­nes au­men­ta­ron un 11 %, cuan­do en el bie­nio an­te­rior (2012-2014) ha­bían ba­ja­do un 14,2.

El he­cho de que ese au­men­to de las ven­tas va­ya acom­pa­ña­do de un re­tro­ce­so del pre­cio me­dio de­la­ta el cam­bio de pa­ra­dig­ma en el que es­tá in­mer­so des­de ha­ce años el mer­ca­do in­mo­bi­lia­rio es­pa­ñol, una te­si­tu­ra a la que, por su­pues­to, no es im­permea­ble el ga­lle­go, aun­que, co­mo su­ce­de en la ma­yo­ría de los sec­to­res, ha­ya tar­da­do más en per­ci­bir sus efec­tos. Por­que ese re­pun­te de las transac­cio­nes se nu­tre del seg­men­to de la se­gun­da mano. Es una ten­den­cia que se ob­ser­va con ni­ti­dez en Es­pa­ña des­de que irrum­pió la cri­sis.

SE­GUN­DA MANO

En Ga­li­cia, ya son seis años con­se­cu­ti­vos en los que la ven­ta de vi­vien­da usa­da su­pera a la de nue­va edi­fi­ca­ción. La di­fe­ren­cia en fa­vor de las pri­me­ras ga­na te­rreno con los años, has­ta el punto de que el 85 % de los pi­sos que se ven­die­ron el año pa­sa­do en las cua­tro provincias eran de se­gun­da mano. La bre­cha no de­ja de cre­cer. En el 2008, año uti­li­za­do ge­ne­ral­men­te co­mo re­fe­ren­cia pa­ra mar­car la eclo­sión de una bur­bu­ja que co­men­zó a res­que­bra­jar­se des­de el 2006, se ce­rra­ron en la co­mu­ni­dad ga­lle­ga 29.575 ope­ra­cio­nes de com­pra­ven­ta de vi­vien­da, por cier­to, ca­si el do­ble que en el 2016. La de­man­da de pi­sos li­bres de nue­va cons­truc­ción (17.698 se ven­die­ron en el 2008) du­pli­có la del seg­men­to de se­gun­da mano (9.304 vi­vien­das ven­di­das). El año pa­sa­do las transac­cio­nes (15.604) au­men­ta­ron des­pués de caer a me­nos de la mi­tad de las fir­ma­das en el 2008, pe­ro aun­que se ven­den mu­chos me­nos pi­sos que en­ton­ces, el mer­ca­do de se­gun­da mano ya es mu­cho más ac­ti­vo en Ga­li­cia de lo que era cuan­do es­ta­lló el la­dri­llo. El año pa­sa­do se ven­die­ron en las cua­tro provincias 12.837 vi­vien­das li­bres usa­das y 2.133 de nue­va edi­fi­ca­ción.

Ade­más de una de­man­da que ha bas­cu­la­do de for­ma de­fi­ni­ti­va ha­cia la se­gun­da mano, el otro fac­tor que ca­rac­te­ri­za el com­por­ta­mien­to del mer­ca­do es el avan­ce del al­qui­ler. La cri­sis ha vo­la­do por los ai­res los há­bi­tos in­mo­bi­lia­rios de un país ma­tri­mo­nia­do con el ré­gi­men de pro­pie­dad.

Ga­li­cia no es aje­na al cam­bio de mo­de­lo del sec­tor del la­dri­llo, aun­que sus efec­tos son aquí más ate­nua­dos El mer­ca­do de pi­sos de se­gun­da mano co­pa ya el 85 % del mer­ca­do, cuan­do en el 2008 la vi­vien­da nue­va lo du­pli­ca­ba

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.