UN CO­CHE COMO UN VES­TI­DO

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mujer de Hoy - - Motor -

igual que a los de­más. Me han da­do pa­los, como a to­do el mundo, cuan­do me he equi­vo­ca­do. Pe­ro sí que pien­so que el es­pec­ta­dor no se ter­mi­na de creer a una mu­jer con­tan­do un par­ti­do. Qui­zá es cues­tión de que se va­yan acos­tum­bran­do los ojos y los oí­dos.

¿Le afec­tan las crí­ti­cas?

Qui­zá al prin­ci­pio de mi ca­rre­ra me afec­ta­ban más. Lo pa­sé bas­tan­te mal con el mun­dial de Su­dá­fri­ca, por ejem­plo, cuan­do al­gún pe­rió­di­co in­ter­na­cio­nal se­rio me acu­só de la de­rro­ta de Es­pa­ña y to­do eso. Creo que to­do se exa­ge­ró mu­cho. Y lue­go he te­ni­do que tra­gar­me otras crí­ti­cas y con razón por­que, como to­do el mundo, me he equi­vo­ca­do des­pués de no sé cuan­tas ho­ras de di­rec­to. Pe­ro esas las he lle­va­do bien y me han he­cho apren­der y con­cen­trar­me más. To­do eso te cur­te. Cuan­do en­tras en las ca­sas de la gen­te, es como si te co­no­cie­ran, Se pue­den per­so­na­li­zar las pren­das de ves­tir, los mue­bles o el ma­qui­lla­je. Y, aho­ra tam­bién, los co­ches. Lo úl­ti­mo en mo­da so­bre cua­tro rue­das es el To­yo­ta Ay­go by Lom­ba, una edi­ción es­pe­cial y úni­ca del mo­de­lo más pe­que­ño de To­yo­ta, per­so­na­li­za­da por el di­se­ña­dor Mo­des­to Lom­ba, que ha pre­sen­ta­do Sa­ra Car­bo­ne­ro. “Siem­pre in­ten­to apo­yar la mo­da es­pa­ño­la, y aho­ra que es­toy fue­ra con más razón”, ex­pli­ca la pe­rio­dis­ta. “La co­lec­ción de Mo­des­to me en­can­ta, por sus lí­neas rec­tas y sus co­lo­res bá­si­cos, y la idea de tras­la­dar­la a un co­che tan fun­cio­nal y prác­ti­co, me pa­re­ce fan­tás­ti­ca. El re­sul­ta­do es muy cos­mo­po­li­ta, ju­ve­nil y ur­bano”. Los co­lo­res del Ay­go by Lom­ba se ins­pi­ran los de la co­lec­ción Pri­ma­ve­ra/ve­rano 2016 del di­se­ña­dor: blan­co pa­ra la ca­rro­ce­ría, azul pa­ra el fron­tal y los re­tro­vi­so­res, y rojo pa­ra el te­cho y el in­te­rior. “Me gus­ta que mis clien­tas es­co­jan dos o tres pie­zas de la co­lec­ción, pe­ro se creen su pro­pia per­so­na­li­dad. Las fas­hion vic­tims ya no es­tán de mo­da, hoy lo que im­por­ta es la iden­ti­dad. Y aho­ra tam­bién pue­den per­so­na­li­zar su co­che”, ex­pli­ca Lom­ba.

“Cuan­do em­pe­cé era la úni­ca chi­ca, hoy hay un mon­tón. Es un gran pa­so”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.