“El mu­seo es la úl­ti­ma gran obra de Da­lí”

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mujer de Hoy - - Protagonistas -

SI YA PA­RE­CE COM­PLI­CA­DO di­ri­gir un mu­seo, Mon­tse Aguer (Fi­gue­res, 1963) tie­ne ba­jo su man­do tres: el Mu­seo­tea­tro Da­lí de Fi­gue­res, el Cas­ti­llo Ga­la-da­lí de Pú­bol, y la Ca­sa Sal­va­dor Da­lí en Port Lli­gat, que ade­más son de las ins­ti­tu­cio­nes cul­tu­ra­les más vi­si­ta­das del país. “Mi equi­po es gran­de y va­ria­ble, por­que en ve­rano am­plia­mos la plan­ti­lla”. Es­ta ex­per­ta en el uni­ver­so del maes­tro su­rrea­lis­ta es una mu­jer de la ca­sa. Des­ti­na­da a su­ce­der al pre­si­den­te de la Fundación Da­lí y ami­go ín­ti­mo del pin­tor, Antoni Pi­xot, fa­lle­ci­do el pa­sa­do no­viem­bre, su nom­bra­mien­to fue in­me­dia­to. Lle­va­ba años co­mo directora de la Fundación de Es­tu­dios Da­li­nia­nos, pro­fe­sio­na­les del sec­tor (en Ca­ta­lau­ña), aun­que per­sis­tía la di­fe­ren­cia en la re­tri­bu­ción sa­la­rial. El pro­ble­ma de siem­pre. Sin em­bar­go, to­das nues­tras en­tre­vis­ta­das nie­gan ha­ber­se sen­ti­do dis­cri­mi­na­das por su gé­ne­ro. Y acha­can su as­cen­so ma­yo­ri­ta­ria­men­te a una cues­tión ge­ne­ra­cio­nal: ellas se edu­ca­ron en de­mo­cra­cia y tu­vie­ron pleno ac­ce­so a los es­tu­dios y es­ca­la­fo­nes la­bo­ra­les que am­bi­cio­na­ban. Co­mo co­men­ta Be­lén Poo­le, directora del Cen­tro de Ar­te de Al­co­ben­das, “in­clu­so cuan­do es­tu­dia­ba éra­mos más mu­je­res que hom­bres. Tar­de o tem­prano es­to se te­nía que tra­du­cir a la reali­dad”. Las di­rec­to­ras tien­den puen­tes en­tre ins­ti­tu­cio­nes an­tes se ha­bía en­car­ga­do de la Bi­blio­te­ca y los Ar­chi­vos Da­lí, y prác­ti­ca­men­te to­da la ca­rre­ra de es­ta li­cen­cia­da en Fi­lo­lo­gía se ha for­ja­do en es­ta ins­ti­tu­ción des­de que, en 1986, Pi­xot la con­tra­ta­se co­mo asis­ten­te del maes­tro, al que leía “libros y pren­sa. Era ya un hom­bre ma­yor, no la per­so­na­li­dad ex­ce­si­va, pe­ro con­ser­va­ba su mi­ra­da in­ten­sa. Le gus­ta­ba ha­blar de la crea­ción y de su mu­seo, pa­ra el que dio mu­chas in­di­ca­cio­nes”, re­co­no­ce. Por­que, y es­to es otra apa­sio­nan­te par­ti­cu­la­ri­dad, el pro­pio Da­lí fue ele­men­to eje­cu­tor del Tea­tro-mu­seo Da­lí: “So­le­mos re­fe­rir­nos al mu­seo co­mo su úl­ti­ma gran obra”. En tiem­pos de cri­sis, Aguer se con­gra­tu­la por di­ri­gir una fundación to­tal­men­te pri­va­da, que se fi­nan­cia sin sub­ven­ción y a tra­vés del le­ga­do del pro­pio artista. Más in­for­ma­ción: www.sal­va­dor-dali.org pa­san­do en el mun­do del ar­te, in­clu­so a los pro­ble­mas”, re­co­no­ce Mon­tse Aguer, directora de los Mu­seos Da­lí de Ge­ro­na. En lo que coin­ci­den es en que los mo­dos del man­do ejer­ci­do por mu­je­res son sin­to­má­ti­ca­men­te dis­tin­tos. “Nues­tra for­ma de di­ri­gir cam­bia las co­sas. No sé si pa­ra me­jor o pa­ra peor, pe­ro es un he­cho di­fe­ren­cial. Fo­men­ta­mos más la par­ti­ci­pa-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.