MAES­TRAS DEL BIS­TU­RÍ

Con pre­ci­sión, pro­fe­sio­na­li­dad, vo­ca­ción y sa­cri­fi­cio, han al­can­za­do los pues­tos de­ci­si­vos en una pro­fe­sión don­de las du­das cues­tan vi­das. No se sien­ten he­roí­nas, pe­ro lo son. Por Vir­gi­nia Ma­drid / Fo­tos: Alex Ri­ve­ra y V. Gi­mé­nez

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mujer de Hoy - - Sumario -

Haho­ra, eran la ex­cep­ción, pe­ro en los pró­xi­mos años, los qui­ró­fa­nos se irán lle­nan­do po­co a po­co de ci­ru­ja­nas. Hoy, del número to­tal de mé­di­cos, el 21,7% son es­pe­cia­lis­tas en ci­ru­gía. Pe­ro de ellos, so­lo el 13,7% son mu­je­res. To­da­vía po­cas, pe­ro una nue­va ge­ne­ra­ción vie­ne em­pu­jan­do con fuer­za y ya no teme ele­gir una es­pe­cia­li­dad con­si­de­ra­da tra­di­cio­nal­men­te co­mo de hom­bres. “Las mu­je­res ya no nos con­for­ma­mos con rea­li­zar so­lo ci­ru­gías gi­ne­co­ló­gi­cas. Va­mos a por to­das y que­re­mos cum­plir nues­tros sueños pro­fe­sio­na­les”, di­ce la dra. Ma­ría Mon­tea­gu­do, que es­tá rea­li­zan­do su quin­to año de re­si­den­cia en ci­ru­gía car­dia­ca en el Hos­pi­tal La Paz de Ma­drid. “He­mos avan­za­do mu­cho –in­di­ca Ro­sa Mo­reno, jefe de An­gio­lo­gía y Ci­ru­gía Vas­cu­lar del Hos­pi­tal La Prin­ce­sa de Ma­drid–, por­que ya no ex­tra­ña ver a una mu­jer di­ri­gien­do una ci­ru­gía, pe­ro to­da­vía que­da un lar­go ca­mino por re­co­rrer. Pa­ra em­pe­zar, que au­men­te el número de mu­je­res je­fas ser­vi­cio”. ¿Hay al­go di­fe­ren­te en la ma­ne­ra en que una doc­to­ra abor­da una ci­ru­gía? “Las mu­je­res he­mos apor­ta­do una ma­yor im­pli­ca­ción y em­pa­tía con el pa­cien­te –afir­ma Ele­na Ca­rre­ras, je­fa de sec­ción de la Uni­dad de Mehas­ta di­ci­na Ma­ter­no­fe­tal del Hos­pi­tal Vall d’he­bron de Bar­ce­lo­na–. No fo­ca­li­za­mos to­da la aten­ción en el ór­gano, co­mo sue­len ha­cer los hom­bres, y te­ne­mos una vi­sión más com­ple­ta”. Por su par­te, Joa­na Fe­rrer, ci­ru­ja­na se­nior de tras­plan­te he­pá­ti­co y pan­creá­ti­co en el Hos­pi­tal Cli­nic, aña­de: “La or­ga­ni­za­ción y la mul­ti­fun­ción son ca­rac­te­rís­ti­cas muy fe­me­ni­nas, y pre­fe­ri­mos tra­ba­jar más en la som­bra”. Mien­tras So­nia Te­ja­da, neu­ro­ci­ru­ja­na de la Clí­ni­ca Uni­ver­si­dad de Na­va­rra apor­ta otro pun­to de vis­ta: “Dia­lo­ga­mos más con el equi­po y es­ta­mos más dis­pues­tas a abrir la puer­ta a la in­ves­ti­ga­ción”. Car­men Igle­sias es op­ti­mis­ta: “Las jó­ve­nes lo van a te­ner más fá­cil que no­so­tras, que he­mos te­ni­do que ha­cer­nos un hue­co a co­da­zos”. Ellas fue­ron las pio­ne­ras y son las me­jo­res maes­tras pa­ra las que vie­nen de­trás. Aho­ra es el turno de las nue­vas ci­ru­ja­nas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.