La pros­ti­tu­ción se dis­pa­ra en Vi­go y ya la ejer­cen unas 250 per­so­nas

Los pro­xe­ne­tas si­guen tras­la­dan­do la ac­ti­vi­dad a pi­sos pa­ra ocul­tar el ne­go­cio en la ca­lle

La Voz de Galicia (Vigo) - Vigo local - - PORTADA - JA­VIER RO­ME­RO

In­ter­net es un po­zo de in­for­ma­ción pa­ra to­dos los gus­tos. Exis­ten pá­gi­nas web que evi­den­cian la ele­va­da ofer­ta de se­xo que hay en Vi­go a cam­bio de di­ne­ro. www.pa­sion.es es uno de es­tos por­ta­les, que ayer —aco­tan­do la bús­que­da a las úl­ti­mas 24 ho­ras— re­ve­la­ba que más 41 mu­je­res se ofre­cían de for­ma reite­ra­ti­va tan­to en pi­sos pri­va­dos co­mo com­par­ti­dos. En­tre los hom­bres la ci­fra caía a 28 y en el ca­so de tran­se­xua­les se fi­ja­ba en 36. Mien­tras, el co­lec­ti­vo Fa­ra­xa, que tra­ba­ja pa­ra la erra­di­ca­ción de la pros­ti­tu­ción y la iden­ti­fi­ca­ción de sus pro­mo­to­res, co­no­ce esas ci­fras y tie­ne cen­sos de pi­sos en los que se po­ne pre­cio al se­xo. Su la­bor en el cen­tro de día que ges­tio­na, y el tra­ba­jo de cam­po que ha­cen con una uni­dad mó­vil, les per­mi­te ci­frar en la me­mo­ria del 2016 el nú­me­ro de hom­bres, mu­je­res y tran­se­xua­les que se ga­nan la vi­da con el ofi­cio más vie­jo del mun­do: en Vi­go y su pe­rí­me­tro se ele­va a unas 250.

El do­cu­men­to re­ve­la que la pros­ti­tu­ción se dis­pa­ró en el 2016, cuan­do en los úl­ti­mos años ya se ve­nía dan­do una ten­den­cia pro­gre­si­va, acla­ran en el co­lec­ti­vo. El grue­so de es­tas per­so­nas es­tán asen­ta­das en la ciu­dad, aun­que otras se ocu­pan en O Po­rri­ño, Pon­tea­reas, Cans o Cangas. Fa­ra­xa cons­ta­ta que «otra ten­den­cia que si­gue asen­tán­do­se es la pro­li­fe­ra­ción de pi­sos fren­te a la ca­da vez más re­si­dual pre­sen­cia de hom­bres, mu­je­res y tran­se­xua­les en la ca­lle, ade­más de lo­ca­les noc­tur­nos en los que se si­gue con­cen­tran­do una va­ria­da ofer­ta que man­tie­nen a flo­te es­tos ne­go­cios». En el ca­so de los pi­sos, el ob­je­ti­vo es cla­ro. Mu­chas de es­tas per­so­nas tra­ba­jan pa­ra pro­xe­ne­tas u or­ga­ni­za­cio­nes que con es­tas ini­cia­ti­vas bus­can ocul­tar el ne­go­cio que ma­ne­jan pa­ra ha­cer­lo me­nos vi­si­ble a ojos de la so­cie­dad, las fuer­zas del or­den o los de­par­ta­men­tos pú­bli­cos de ser­vi­cios so­cia­les que tie­nen com­pe­ten­cias pa­ra ha­cer fren­te a es­ta la­cra.

Con­tex­to pro­vin­cial

La me­mo­ria de Fa­ra­xa, que im­pli­ca un tra­ba­jo de ries­go por las ame­na­zas que han su­fri­do en al­gún mo­men­to sus integrantes, po­ne so­bre la me­sa que «en la pro­vin­cia la ci­fra de per­so­nas que ejer­cen la pros­ti­tu­ción se si­túa en 750, lo que su­po­ne que una de ca­da tres se ga­na la vi­da en Vi­go y su en­torno». Otro da­to que per­mi­te con­tex­tua­li­zar la la­bor de Fa­ra­xa re­ve­la que el co­lec­ti­vo aten­dió a una me­dia de 14 per­so­nal al día, sien­do 502 en to­do el 2016: 85 % mu­je­res; 9 % hom­bres y 6 % tran­se­xua­les.

El aba­ni­co de na­cio­na­li­da­des de las per­so­nas que re­cla­ma­ron ayu­da o ase­so­ra­mien­to a Fa­ra­xa si­túa a Bra­sil co­mo el país con más pre­sen­cia en Vi­go (113 per­so­nas); Es­pa­ña (87); Ni­ge­ria (52); Co­lom­bia (45); Ru­ma­nía (35); Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na (34); Por­tu­gal (18); Pa­ra­guay (17); Ma­rrue­cos (10) y Se­ne­gal (5). Tam­bién fi­gu­ran otras na­cio­nes co­mo Irak, Cam­bo­ya o Ita­lia con una re­pre­sen­ta­ción muy ba­ja.

O. VÁZ­QUEZ

En la rúa Fe­rre­ría y su en­torno si­gue dán­do­se la pro­ble­má­ti­ca.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.