Con­flic­to ve­ci­nal

Cruz Roja ten­drá que ha­cer pro­gra­mas de ca­lle pa­ra los usua­rios del al­ber­gue

La Voz de Galicia (Vigo) - Vigo local - - PORTADA - LUIS CAR­LOS LLERA

El Con­ce­llo or­de­na al al­ber­gue de Cruz Roja que ha­ga pro­gra­mas de ca­lle en To­rre­ce­dei­ra.

Los áni­mos en To­rre­ce­dei­ra es­tán cal­dea­dos des­pués de los ro­bos y agre­sio­nes a co­mer­cian­tes y ve­ci­nos. El al­cal­de de Vi­go, Abel Ca­ba­lle­ro, quie­re cal­mar a los re­si­den­tes, muy al­te­ra­dos por el am­bien­te que se vi­ve en la zo­na don­de la mar­gi­na­li­dad es­tá pro­vo­can­do pro­ble­mas de con­vi­ven­cia. «Quie­ro trans­mi­tir tran­qui­li­dad a to­dos», se­ña­ló Ca­ba­lle­ro. Ase­gu­ró que «ya es­ta­mos ac­tuan­do» y que se van a to­mar dos me­di­das im­por­tan­tes. En pri­mer lu­gar, do­tar a la ca­lle y sus ale­da­ños de más pun­tos de luz. La zo­na re­sul­ta un tan­to os­cu­ra, lo que pro­pi­cia que se reali­cen al­gu­nas ac­tua­cio­nes en la vía pú­bli­ca que no son muy acon­se­ja­bles pa­ra los es­pec­ta­do­res. Otra de las me­di­das es que «he­mos di­cho al al­ber­gue que ha­ga ac­ti­vi­da­des de día pa­ra las per­so­nas que se en­cuen­tran en el en­torno». Es­ta es una de las prin­ci­pa­les quejas de los ve­ci­nos res­pec­to a la ges­tión que es­tá lle­van­do el Con­ce­llo y la Cruz Roja.

Fiz Axei­tos, lí­der ve­ci­nal, se­ña­la que el con­tra­to con Cruz Roja lle­va vein­te me­ses en vi­gor y en él fi­gu­ra que la en­ti­dad tie­ne que te­ner «un equi­po de rúa e de coida­dos do en­torno». Has­ta aho­ra no se ha aten­di­do, se­gún Axei­tos, a las per­so­nas que me­ro­dean al­re­de­dor del al­ber­gue mu­ni­ci­pal.

Des­pués de la asam­blea de los ve­ci­nos, Ca­ba­lle­ro di­jo ayer que co­no­ce lo que su­ce­de en To­rre­ce­dei­ra pe­ro que los re­si­den­tes «no se de­jen en­ga­ñar por un se­ñor del Blo­que y por gen­te del PP».

El al­cal­de re­co­no­ció que el par­que de Ca­mi­lo Jo­sé Ce­la se «di­se­ñó mal» pe­ro «es­tá en trans­for­ma­ción». La fal­ta de luz en la zo­na y la exis­ten­cia de una pér­go­la con­vir­tió el lu­gar en un si­tio de reunión pa­ra con­su­mir al- cohol y dro­gas. Por eso Ca­ba­lle­ro re­co­no­ce que el lu­gar es «pro­cli­ve a que su­ce­dan co­sas que no de­be­rían su­ce­der».

El al­cal­de sub­ra­yó que se va a co­lo­car un as­cen­sor pa­ra sal­var el des­ni­vel exis­ten­te lo que fa­ci­li­ta­rá la co­mu­ni­ca­ción de los re­si­den­tes con las ca­lles ale­da­ñas.

Ca­ba­lle­ro pu­so de re­lie­ve las con­tra­dic­cio­nes del co­lec­ti­vo ve­ci­nal al afir­mar en un pri­mer mo­men­to que ha­bía que po­ner más ca­mas en el al­ber­gue «pe­ro lue­go ha­bla­ron de ce­rrar­lo».

Fiz Axei­tos se­ña­ló que las acu­sa­cio­nes de Ca­ba­lle­ro le pa­re­cen «una fa­lla de Ca­ba­lle­ro non a min se­non a di­fe­ren­tes co­lec­ti­vos e aso­cia­cions». Se­gún Axei­tos, «es­tá acu­san­do a moi­ta xen­te de ser ma­ni­pu­la­da». El res­pon­sa­ble de la aso­cia­ción ve­ci­nal que ha­ce unos me­ses se reunió con Ca­ba­lle­ro pa­ra pe­dir su apo­yo a la Re­con­quis­ta co­mo fies­ta de in­te­rés in­ter­na­cio­nal, ma­ni­fes­tó que res­pec­to a los pro­ble­mas de To­rre­ce­dei­ra el co­lec­ti­vo ve­ci­nal ten­dió la mano al equi­po de go­bierno pa­ra re­unir­se y abor­dar el pro­ble­ma de fon­do.

Axei­tos re­co­no­ce que ha ha­bi­do una me­jo­ra en la lim­pie­za del ba­rrio ya que aho­ra las má­qui­nas de lim­pie­za es­tán ac­tuan­do con cons­tan­cia en la zo­na. Tam­bién se han pro­du­ci­do un in­cre­men­to de la pre­sen­cia po­li­cial.

Pe­ro el pro­ble­ma de fon­do, a jui­cio del lí­der ve­ci­nal, son las ca­ren­cias en la po­lí­ti­ca so­cial que ha­cen que en el antiguo asi­lo de Pi y Mar­gall «vi­va máis xen­te que no al­ber­gue». El asi­lo es­tá en rui­nas y de vez en cuan­do al Po­li­cía se per­so­na en las ins­ta­la­cio­nes.

La aso­cia­ción de ve­ci­nos del Cas­co Ve­llo re­cla­ma un plan in­te­gral en la zo­na que ter­mi­ne con los edi­fi­cios en rui­nas don­de flo­re­cen las sil­vas y don­de per­noc­tan mu­chas per­so­nas sin te­cho de las que so­lo al­gu­nas son con­flic­ti­vas.

XOÁN CAR­LOS GIL

Los ve­ci­nos es­tán muy al­te­ra­dos por los pro­ble­mas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.