Que­ri­do dia­rio: no me ra­yes que hoy se lía

La Voz de Galicia (A Coruña) - Yes - - SELLEVA - TEX­TO: ELE­NA MÉN­DEZ FO­TO: PA­CO RO­DRÍ­GUEZ

Aquí no hay nor­mas, lo que man­da es la lo­ca ins­pi­ra­ción y la crea­ti­vi­dad más li­bre. Los dia­rios de los «mi­llen­nials» no tie­nen can­da­dos ni ocul­tan pé­ta­los de ro­sa. Son, co­mo su len­gua­je, otra co­sa.

Los­te­chie teens (ado­les­cen­tes tec­no­ló­gi­cos) han na­ci­do con una pan­ta­lla fren­te a los ojos y des­de la cu­na na­ve­gan sin mie­dos por el uni­ver­so di­gi­tal. Por eso, cuan­do se les pro­po­ne al­gu­na ac­ti­vi­dad que su­pon­ga de­jar de mi­rar la pan­ta­lla de su mó­vil o por­tá­til en se­gui­da nos tro­lean (va­ci­lan), nos res­pon­den con un no me ra­yes (no me des la la­ta) y nos des­pi­den con un cor­tan­te ¡has­ta nun­ki! (no te quie­ro ver más). Sin em­bar­go, los nue­vos dia­rios con sus con­sig­nas rompe­doras se han con­ver­ti­do en top (muy bueno) y han lo­gra­do que aban­do­nen su pose meh (me da igual), mi­ren al pa­pel y co­jan un lá­piz.

Un li­bro que los in­vi­te a des­tro­zar, rom­per, man­char y es­cu­pir no se ve to­dos los días. Así sí que les ren­ta (me­re­ce la pe­na) de­jar el mó­vil e in­vo­lu­crar­se en nue­vos mun­dos don­de ellos son los pro­ta­go­nis­tas, don­de na­da es un fail (fra­ca­so) y don­de no ha­ce fal­ta mar­car­se un tri­ple (ir de lis­ti­llo) pa­ra que se líe (que ha­ya un plan in­tere­san­te). En el mun­do de la crea­ti­vi­dad que es­ti­mu­lan los nue­vos dia­rios hay que ir a fue­go (con in­ten­si­dad) y ex­pre­sar­se con ple­na li­ber­tad, sin mie­do a las crí­ti­cas, ni a re­ci­bir un zas­ca en to­da la bo­ca (cor­te).

PA­RA «TI­RAR FI­CHAS»

Es­tos ado­les­cen­tes hi­per­co­nec­ta­dos se han vuel­to tan in­se­pa­ra­bles de sus dia­rios que al­gu­nos, más bien al­gu­nas, ya que ca­si to­das son mu­je­res, se los lle­van a la ca­lle cuan­do sa­len en pan­di­lla. Di­cen que in­clu­so se usan pa­ra ti­rar fi­chas (pa­ra li­gar).

Si crees que no es ma­la idea que al­gu­nos de es­tos dia­rios bro­ten ba­jo el ár­bol de Na­vi­dad, aquí que­dan al­gu­nas pis­tas so­bre los tí­tu­los que han con­se­gui­do cau­ti­var a nues­tros mi­llen­nials. (Si te ha he­cho fal­ta leer las pa­la­bras en­tre pa­rén­te­sis es que no eres uno de ellos).

Des­tro­za es­te dia­rio de Ke­ri Smith. Edi­to­rial Pai­dós. Es el pio­ne­ro. Lo hay en múl­ti­ples ver­sio­nes que se di­fe­ren­cian por el co­lor de su ta­pa. Des­de el tí­tu­lo se de­fi­ne. Des­truir tam­bién es crear. Ani­ma a los pro­pie­ta­rios a agu­je­rear sus pá­gi­nas, a aña­dir fo­tos pa­ra di­bu­jar en­ci­ma o pin­tar con ca­fé, con la in­ten­ción de ex­pe­ri­men­tar el ver­da­de­ro pro­ce­so creativo. Al prin­ci­pio des­con­cier­ta, lue­go en­gan­cha. De la mis­ma au­to­ra la no­ve­dad es El mun­do ima­gi­na­rio que nos plantea en qué cla­se de mun­do nos gus­ta­ría vi­vir.

El co­lla­ge de tu vi­da de Elea­nor Sha­kes­pea­re. Edi­to­rial. MTM. Con­tie­ne 52 pro­yec­tos pa­ra crear tu pro­pio dia­rio vi­sual. El ob­je­ti­vo es ha­cer un co­lla­ge con to­dos los re­cuer­dos que tie­nes. Ima­gi­na­ción y di­ver­sión. Aquí no hay pa­la­bras, se con­fec­cio­na so­lo con imá­ge­nes. Ideal pa­ra los aman­tes DIY (haz­lo tú mis­mo) y del scrap­boo­king.

Lis­to­graphy de Li­sa No­la. Edi­to­rial Pai­dós. Es­te li­bro es­tá pen­sa­do pa­ra ayu­dar­nos a es­cri­bir nues­tra bio­gra­fía me­dian­te la ela­bo­ra­ción de lis­tas: de ami­gos, de mas­co­tas, de de­fec­tos, de los días mas fe­li­ces de nues­tra vi­da...

Yo. El li­bro de tu vi­da de Isa­bel Sánchez Vergara. Al­ba Edi­to­rial. Te pro­po­ne 100 pre­gun­tas a las que so­lo tú pue­des dar res­pues­ta. El per­fec­to li­bro pa­ra re­ga­lar a al­guien, in­clu­so ya es­cri­to, pa­ra que ese al­guien te pue­da co­no­cer me­jor.

Tu vi­da en un li­bro. Re­bec­ca Bel­trán. Edi­to­rial Mon­te­na. Via­jes, ami­gos, mo­men­tos inol­vi­da­bles... En es­te li­bro pue­des re­co­ger to­da tu bio­gra­fía. Fo­tos, di­bu­jos, rán­kings y has­ta va­les pa­ra re­ga­lar tu tiem­po a los que más quie­res.

Unir los 1000 pun­tos de T. Pa­vit­te. Edi­to­rial Blu­me. Es el clásico jue­go de unir los pun­tos rein­ven­ta­do.

Pau­la Mo­ra­les y Lui­sa Val­dés nos re­ci­bie­ron en su es­pa­cio 16.AR­TE pa­ra po­ner los dia­rios a prue­ba. El dic­ta­men es­tá cla­ro: en­gan­chan.

A fue­go

... con es­tos tí­tu­los que han con­se­gui­do cau­ti­var a nues­tros “mi­llen­nials”

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.