Los Fes­ti­va­les Rías Bai­xas se­rán ob­je­to de una cam­pa­ña por la igual­dad y que tra­ta de evi­tar las agre­sio­nes se­xua­les

La ini­cia­ti­va, im­pul­sa­da por la Dipu­tación de Pon­te­ve­dra, se cen­tra en dos ti­pos de abu­sos que no siem­pre son de­nun­cia­dos. Por un la­do, las agre­sio­nes en ci­tas o en­cuen­tros con al­gún ami­go o co­no­ci­do y, por otro, las de su­mi­sión quí­mi­ca, en las que el vio

La Voz de Galicia (Viveiro) - Especial1 - - Sumario | Opinión - POR LÓ­PEZ PENIDE

El ob­je­ti­vo es do­ble. Por un la­do, con­cien­ciar a los chi­cos de que de­ben res­pe­tar las de­ci­sio­nes las chi­cas y, por otro, in­for­mar a es­tas úl­ti­mas so­bre la su­mi­sión quí­mi­ca y có­mo sue­le ser el com­por­ta­mien­to de los agre­so­res se­xua­les. La Dipu­tación de Pon­te­ve­dra es­tre­na­rá en los fes­ti­va­les en­mar­ca­dos #Ría­sBai­xa­sFest una cam­pa­ña que ba­jo el nom­bre de Lem­bra!

Eu de­ci­do, ti res­pec­tas bus­ca pre­ve­nir las agre­sio­nes se­xua­les. Pe­ro cen­tra­da en «dúas for­mas de agre­sión que pre­sen­tan ca­rac­te­rís­ti­cas que di­fi­cul­tan e obs­ta­cu­li­zan o re­co­ñe­ce­men­to do de­li­to e a súa pos­te­rior de­nun­cia» por la víc­ti­ma, se­ña­ló Car­me­la Sil­va, pre­si­den­ta de la Ad­mi­nis­tra­ción pro­vin­cial, en la pre­sen­ta­ción de la mis­ma.

De es­te mo­do, se alu­de a la su­mi­sión quí­mi­ca, que con­lle­va el uso por par­te del vio­la­dor de sus­tan­cias quí­mi­cas —la bu­run­dan­ga y la ke­ta­mi­na, qui­zás, sean las más co­no­ci­das— que, al mis­mo tiem­po que so­me­ten la vo­lun­tad de la víc­ti­ma y le im­pi­den reac­cio­nar, cau­san pér­di­da o dis­mi­nu­ción de me­mo­ria y des­orien­ta­ción. Ha­bi­tual­men­te, la dro­ga se mez­cla con la be­bi­da y pa­sa des­aper­ci­bi­da has­ta que sus efec­tos apa­re­cen. El con­se­jo es con­tun­den­te: «An­te a dú­bi­da, pi­de ou­tra!».

Pa­ra­le­la­men­te, la Dipu­tación in­ci­de en las agre­sio­nes en ci­tas, aque­llas en las que el ata­can­te es un ami­go, un co­no­ci­do o al­guien al que se aca­ba de co­no­cer y con el que se ha con­cer­ta­do un en­cuen­tro no ne­ce­sa­ria­men­te de ín­do­le se­xual. Las cir­cuns­tan­cias en las que se pro­du­cen es­tos abu­sos ha­cen que, en mu­chas oca­sio­nes, «se des­víe a res­pon­sa­bi­li­da­de do de­li­to á pro­pia ví­ti­ma e se cues­tio­ne o seu re­la­to, e se lle dea cre­di­bi­li­da­de ao seu agre­sor», la­men­tó Sil­va.

Pa­ra ata­jar es­tas con­duc­tas, la cam­pa­ña se di­ri­ge ini­cial­men­te y de for­ma par­ti­cu­lar «ás mo­zas e aos mo­zos e en con­tex­tos lú­di­cos e fes­ti­vos». De es­te mo­do, en los nue­ve fes­ti­va­les en­mar­ca­dos en #Ría­sBai­xa­sFest se ase­so­ra­rá so­bre es­tas cues­tio­nes y se dis­tri­bui­rán vein­te mil guías in­for­ma­ti­vas.

La mi­tad se di­ri­gen a los va­ro­nes tras­la­dán­do­les ocho ideas que siem­pre de­ben te­ner pre­sen­tes al re­la­cio­nar­se con el se­xo opues­to. Con un len­gua­je di­rec­to se les de­ja cla­ro que la úl­ti­ma pa­la­bra siem­pre la tie­ne mu­jer.

El con­te­ni­do de los tex­tos va­ria en el ca­so de las chi­cas, ya que son emi­nen­te­men­te de ca­rác­ter in­for­ma­ti­vo. No fal­tan los con­se­jos —«vixía a túa be­bi­da»—, se in­sis­te de ma­ne­ra cla­ra en que se de­be de­nun­ciar an­te la po­li­cía o la Guar­dia Ci­vil cual­quier ti­po de for­za­mien­to y se des­mon­tan fal­sos mi­tos: «Non to­das as agre­sións se­xuais son ata­ques de des­co­ñe­ci­dos».

P. CHA­PE­LA

EL OB­JE­TI­VO DO­BLE MEN­SA­JE La cam­pa­ña re­afir­ma la idea de que son las mu­je­res las que tie­nen la úl­ti­ma pa­la­bra, mien­tras que los va­ro­nes tie­nen que res­pe­tar sus de­seos. El pun­to de par­ti­da de la mis­ma son los fes­ti­va­les, un con­tex­to lú­di­co y fes­ti­vo.

ANA GAR­CÍA

El CON­SE­JO «VIXÍA A TÚA BE­BI­DA» Una de las cues­tio­nes so­bre las se in­ci­de son las agre­sio­nes se­xua­les en las que el asal­tan­te so­me­te a la víc­ti­ma me­dian­te al­gún ti­po de dro­ga que mez­cla con la be­bi­da que es­ta to­ma. Es por ello que se in­sis­te en que, en el ca­so de du­da o sos­pe­cha, se pi­da otra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.