Em­ba­ra­zo­so en­cuen­tro con el prín­ci­pe Carlos

La Voz de Galicia (A Coruña) - Fugas - - MÚSICA - C. MANEIRO

| Marianne Cornetti ha can­ta­do en to­dos los gran­des tea­tros del mun­do, de La Sca­la mi­la­ne­sa al Me­tro­po­li­tan de Nue­va York, e in­clu­so en al­gu­nos de los gran­des es­ta­dios de béis­bol de su país, don­de ha si­do invitada pa­ra in­ter­pre­tar el himno de Es­ta­dos Uni­dos. «Co­mo nor­te­ame­ri­ca­na es un gran or­gu­llo can­tar el himno na­cio­nal. Creo que en la ba­ta­lla, nues­tra ban­de­ra era lo úni­co que se man­te­nía siem­pre en pie y eso re­pre­sen­ta la li­ber­tad. Así que des­de edad muy tem­pra­na apren­de­mos que nues­tro himno es al­go que de­be can­tar­se con gran or­gu­llo y ho­nor. Y no es pre­ci­sa­men­te una pie­za fá­cil de in­ter­pre­tar. Hay mu­chos ejem­plos de ar­tis­tas que se han equi­vo­ca­do con la le­tra», afir­ma Cornetti.

Aver­gon­za­da

Pre­ci­sa­men­te en uno de los tea­tros más im­por­tan­tes en los que ha ac­tua­do, el Co­vent Gar­den de Lon­dres, tu­vo oca­sión de co­no­cer al prín­ci­pe Carlos de In­gla­te­rra. «Fue en 2010, mien­tras can­ta­ba Ai­da allí. El prín­ci­pe y Ca­mi­lla vi­nie­ron a sa­lu­dar­me, y él, siem­pre tan ama­ble, me pre­gun­tó acer­ca de los cui­da­dos que se­guía pa­ra po­der can­tar un rol tan exi­gen­te una y otra vez. Yo es­ta­ba tan fas­ci­na­da con su voz y sus ma­ne­ras que, sin pen­sar­lo dos ve­ces, le con­tes­té: “Prín­ci­pe, si no la usas, la pier­des”. Él sol­tó una car­ca­ja­da y me di­jo que le en­can­ta­ba mi sen­ti­do del hu­mor, pe­ro yo que­ría mo­rir­me, es­ta­ba muy aver­gon­za­da».

En­tre sus pró­xi­mos com­pro­mi­sos, ade­más del

Fals­taff co­ru­ñés, es­ta ad­mi­ra­do­ra de las mez­zos his­tó­ri­cas Giu­liet­ta Si­mio­na­to y Fe­do­ra Bar­bie­ri re­gre­sa­rá aho­ra a la nue­va tem­po­ra­da del Li­ceo de Bar­ce­lo­na pa­ra can­tar la Azu­ce­na de

Il Tro­va­to­re, el rol con el que el año pa­sa­do lo­gró cau­ti­var al pú­bli­co ga­lle­go.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.