La ho­no­ra­bi­li­dad en el trans­por­te

Logística Profesional - - EDITORIAL -

La ho­no­ra­bi­li­dad es uno de los cin­co re­qui­si­tos que hay que cum­plir pa­ra po­der ser ti­tu­lar de una au­to­ri­za­ción de trans­por­te, así co­mo pa­ra desa­rro­llar las ac­ti­vi­da­des au­xi­lia­res y com­ple­men­ta­rias del mis­mo, jun­to con los de es­ta­ble­ci­mien­to, vehícu­los, ca­pa­ci­dad fi­nan­cie­ra y com­pe­ten­cia pro­fe­sio­nal.

Pa­ra cum­plir el re­qui­si­to de ho­no­ra­bi­li­dad, ni la em­pre­sa ni su ges­tor de trans­por­te po­drán ha­ber si­do con­de­na­dos por la co­mi­sión de de­li­tos o fal­tas pe­na­les ni san­cio­na­dos por la co­mi­sión de in­frac­cio­nes re­la­cio­na­das con los ám­bi­tos mer­can­til, so­cial o la­bo­ral, de se­gu­ri­dad vial o de or­de­na­ción de los trans­por­tes te­rres­tres que den lu­gar a la pér­di­da de es­te re­qui­si­to, de con­for­mi­dad con lo que se dis­po­ne en la Ley de Or­de­na­ción del Trans­por­te Te­rres­tre y en la re­gla­men­ta­ción de la Unión Eu­ro­pea. Se ha­ce ne­ce­sa­rio ser ”ho­no­ra­ble” pa­ra ob­te­ner la au­to­ri­za­ción de trans­por­te, por lo que la pér­di­da del re­qui­si­to de ho­no­ra­bi­li­dad con­lle­va la pér­di­da de di­cha au­to­ri­za­ción de trans­por­te. La ho­no­ra­bi­li­dad no se pier­de au­to­má­ti­ca­men­te. La Ad­mi­nis­tra­ción ac­tuan­te de­be­rá sus­tan­ciar un ex­pe­dien­te san­cio­na­dor al ges­tor de trans­por­te, con pro­pues­ta de la pér­di­da de ho­no­ra­bi­li­dad, in­de­pen­dien­te aun­que si­mul­tá­nea­men­te a la tra­mi­ta­ción del que se sus­tan­cie a la em­pre­sa por la co­mi­sión de la in­frac­ción de que se tra­te. Ac­tual­men­te es­tá pen­dien­te la mo­di­fi­ca­ción del Re­gla­men­to de Or­de­na­ción del Trans­por­te Te­rres­tre, me­dian­te la apro­ba­ción de un nue­vo Real De­cre­to que adap­te el vi­gen­te a la Ley de Or­de­na­ción de los Trans­por­tes Te­rres­tres y a los cam­bios in­tro­du­ci­dos por la re­gla­men­ta­ción de la Unión Eu­ro­pea. En con­cre­to, en ma­te­ria de in­frac­cio­nes y ré­gi­men san­cio­na­dor, se da­rá en­tra­da a las in­frac­cio­nes ti­pi­fi­ca­das por el Re­gla­men­to (UE) 2016/403 de la Co­mi­sión, que com­ple­ta el Re­gla­men­to (CE) 1071/2009 del Par­la­men­to Eu­ro­peo y del Con­se­jo en lo que res­pec­ta a la cla­si­fi­ca­ción de in­frac­cio­nes gra­ves que pue­den aca­rrear la pér­di­da de ho­no­ra­bi­li­dad del trans­por­tis­ta, que no se ha­lla­ban pre­via­men­te ti­pi­fi­ca­das en la LOTT. Nor­ma­ti­va es­ta que al Mi­nis­te­rio de Fo­men­to no le que­da más re­me­dio que apli­car si a la lar­ga no quie­re ser san­cio­na­do por la Co­mi­sión Eu­ro­pea, por cuan­to que des­de el pa­sa­do 1 de enero es­tá en vi­gor el ci­ta­do Re­gla­men­to (UE) 2016/403 so­bre cla­si­fi­ca­ción de in­frac­cio­nes.

PÉR­DI­DA DE LA HO­NO­RA­BI­LI­DAD

So­bre la pér­di­da de la ho­no­ra­bi­li­dad, ca­be aña­dir que la mis­ma no es una no­ve­dad , por cuan­to que

era una op­ción a la que po­día re­cu­rrir la ins­pec­ción de trans­por­te des­de ha­ce unos cuan­tos años, por cuan­to que ya es­ta­ba re­co­gi­da en el Ba­re­mo San­cio­na­dor fru­to de la re­for­ma de la LOTT de 2013. El pro­yec­to de Re­gla­men­to re­gu­la la pér­di­da de ho­no­ra­bi­li­dad de dos ma­ne­ras di­fe­ren­tes. La más di­rec­ta: cuan­do se sea san­cio­na­do en fir­me por co­me­ter una de las in­frac­cio­nes con­si­de­ra­das co­mo las más gra­ves, in­de­pen­dien­te­men­te del nú­me­ro de vehícu­los con que se cuen­te. No obs­tan­te la pér­di­da de la ho­no­ra­bi­li­dad só­lo se pro­du­ci­rá si fue san­cio­na­da en fir­me por co­me­ter una de es­tas in­frac­cio­nes de las más gra­ves o una de las ca­ta­lo­ga­das co­mo muy gra­ves en la LOTT o en el ROTT en los 365 días an­te­rio­res. Se per­de­rá por un año, afec­ta­rá tam­bién al ges­tor de trans­por­te que que­da­rá in­ha­bi­li­ta­do por un año pa­ra ejer­cer es­ta ac­ti­vi­dad en cual­quier em­pre­sa, y se per­de­rá en con­se­cuen­cia la tar­je­ta de trans­por­te.

La se­gun­da ma­ne­ra de per­der la ho­no­ra­bi­li­dad es me­dian­te una com­pli­ca­da fór­mu­la que en esen­cia vie­ne a es­ta­ble­cer que si se acu­mu­lan san­cio­nes muy gra­ves y gra­ves, en re­la­ción con el nú­me­ro de vehícu­los de la em­pre­sa, au­to­má­ti­ca­men­te se pier- de si es­tas son reite­ra­das. Con es­te ob­je­ti­vo se crea un Ín­di­ce de Reite­ra­ción In­frac­to­ra (IRI), per­dién­do­se la ho­no­ra­bi­li­dad cuan­do el ín­di­ce es igual o su­pe­rior a tres: tres san­cio­nes fir­mes del lis­ta­do por año y vehícu­lo pa­ra per­der la ho­no­ra­bi­li­dad.

No nos que­da, pa­ra co­no­cer la ver­da­de­ra re­gu­la­ción de la ho­no­ra­bi­li­dad en el trans­por­te, más que es­pe­rar a la pu­bli­ca­ción del nue­vo Real De­cre­to que re­gu­le al Re­gla­men­to de Or­de­na­ción del Trans­por­te Te­rres­tre que de­be­rá efec­tuar­se, Dios me­dian­te, el pró­xi­mo año 2018.

LA PÉR­DI­DA DE LA HO­NO­RA­BI­LI­DAD NO ES UNA NO­VE­DAD, ERA UNA OP­CIÓN A LA QUE PO­DÍA RE­CU­RRIR LA INS­PEC­CIÓN DE TRANS­POR­TE DES­DE HA­CE UNOS CUAN­TOS AÑOS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.