Al­tas do­sis de es­pí­ri­tu na­vi­de­ño

Lonely Planet - - ESCAPADAS -

LAS CUA­TRO SE­MA­NAS DE AD­VIEN­TO, las an­te­rio­res a la No­che­bue­na, cons­ti­tu­yen la épo­ca más ac­ti­va del año en Vie­na. Los res­pon­sa­bles son los mer­ca­dos na­vi­de­ños, con una tra­di­ción en la ciu­dad que al­can­za los sie­te si­glos de an­ti­güe­dad. La fi­gu­ra del Rat­haus (ayun­ta­mien­to), ilu­mi­na­do has­ta la úl­ti­ma de sus to­rres pi­cu­das, en­mar­ca al mer­ca­do más fa­mo­so de los que se or­ga­ni­zan: el de Rat­haus­platz. Al­ber­ga al­re­de­dor de 150 pues­tos y en ellos el vi­si­tan­te en­cuen­tra una am­plí­si­ma ofer­ta en re­ga­los, de­co­ra­ción na­vi­de­ña, ar­te­sa­nía, dul­ces y be­bi­das ca­lien­tes es­pe­cia­das. Es­te año, el parque que ro­dea al ayun­ta­mien­to aco­ge­rá por pri­me­ra vez dos gran­des pis­tas de hie­lo de pa­ti­na­je. Otros mer­ca­dos que des­ta­can en Vie­na son el de la Karls­kir­che, con ani­ma­les de gran­ja y pro­duc­tos ar­te­sa­na­les y ar­tís­ti­cos, o el de la pla­za Fre­yung, el de ma­yor his­to­ria y con fa­ma de ofre­cer bue­nos pre­cios. El de la pla­za de Ma­ría Te­re­sa, por su par­te, cuen­ta con 60 pues­tos de­di­ca­dos a la ar­te­sa­nía y es uno de los me­jo­res lu­ga­res pa­ra pro­bar pla­tos tí­pi­cos co­mo el ros­ti de pa­ta­ta o el ka­ses­patle. Los vie­ne­ses sue­len de­can­tar­se por dos mer­ca­dos me­nos tu­rís­ti­cos: el de Spit­tel­berg, con su ai­re de aldea al­pi­na, y el de Al­tes AKH, en el an­ti­guo hos­pi­tal ge­ne­ral, don­de ade­más se prac­ti­can de­por­tes so­bre hie­lo. Por su par­te, los edi­fi­cios más des­ta­ca­dos de la ciu­dad, co­mo la igle­sia de San Car­los Bo­rromeo y los pa­la­cios de Belvedere y Schön­brunn, en­tre otros, mues­tran es­tos días bo­ni­tas ilu­mi­na­cio­nes es­pe­cia­les.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.