Así los ve­mos}

Maxiscooter - - Comparativa -

El Piag­gio es, en ge­ne­ral, un scoo­ter al­go más gran­de y me­nos sua­ve de fun­cio­na­mien­to. Hay más vi­bra­cio­nes y rui­dos, siem­pre den­tro de lo ra­zo­na­ble. El Peu­geot pa­re­ce al­go más con­te­ni­do en ta­ma­ño, vi­bra me­nos y sue­na me­jor (y me­nos), pe­ro el tac­to de su tren de­lan­te­ro es me­nos pre­ci­so a baja ve­lo­ci­dad. Aún así, y sin ser nin­guno de los dos es­pe­cial­men­te li­ge­ro, se ma­ne­jan bien en ciu­dad. Gi­ran mu­cho y sus sis­te­mas de blo­queo del tren de­lan­te­ro los ha­cen có­mo­dos en los se­má­fo­ros. En ca­rre­te­ra los dos an­dan bien, pe­ro el Piag­gio es al­go más rá­pi­do y es­tá más pen­sa­do pa­ra es­te há­bi­tat que el Peu­geot, un scoo­ter de en­fo­que más ciu­da­dano. Gas­ta más, eso sí, que el Peu­geot, cu­yo mo­tor LFE (Low Fric­tion) se ha di­se­ña­do con un ojo pues­to en el con­su­mo. Muy có­mo­dos am­bos, el Peu­geot tie­ne más es­pa­cio pa­ra los pies y una po­si­ción del con­duc­tor bien pen­sa­da, pe­ro el Piag­gio tie­ne me­jor asien­to y un res­pal­do pa­ra el pa­sa­je­ro. En equi­pa­mien­to ga­na el Peu­geot: los dos es­tán a mu­cha al­tu­ra, pe­ro de­ta­lles co­mo la luz DRL, el tes­ti­go de pre­sión de neu­má­ti­cos o la lla­ve a dis­tan­cia mar­can la di­fe­ren­cia. Los dos tie­nen bue­na ca­pa­ci­dad de car­ga, aun­que no pa­ra dos in­te­gra­les en nin­gún ca­so y los dos re­cu­rren a do­ble en­tra­da a la “bo­de­ga”, por el ca­pó tra­se­ro y por el asien­to. Ade­más, in­clu­yen guan­te­ras (más en el Peu­geot) y só­lo el sue­lo plano da la ven­ta­ja al fran­cés.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.