THE THIRD GRADE

Metal Hammer (Spain) - - ENTREVISTA - TEX­TO: DA­VID RO­DRI­GO Y MIGNON ROSE FO­TO­GRA­FÍA: OFI­CIAL

Creo que lo pri­me­ro es que ex­pli­quéis quié­nes son The 3rd Grade a to­dos esos que to­da­vía no os ubi­can en el ma­pa.

Aho­ra mis­mo The 3rd Grade se com­po­ne de Ma­ría a las vo­ces, Ja­vi al ba­jo, Iván a la ba­te­ría, que no es­tá aquí aho­ra, y yo Jo­se, que to­do gui­ta­rra, voz tam­bién y te­cla­dos. Ha­ce­mos me­tal pro­gre­si­vo con pie­zas sin­fó­ni­cas.

Aca­báis de pre­sen­tar un E.P. Es el se­gun­do tra­ba­jo que te­ne­mos de The 3rd Grade des­pués de Dee­per Dar­ker. A par­tir de ahí sur­gie­ron cam­bios.

Sí, ja ja ja, al pa­re­cer ca­da vez que sa­ca­mos nue­vo dis­co al­guien se va.

Ese E.P re­pre­sen­ta la nue­va for­ma­ción de la ban­da. ¿Qué me pue­des co­men­tar de es­to?

La gen­te que gra­bó ese dis­co ya no son los que so­mos, por des­gra­cia. Pre­sen­ta­mos el dis­co y a las dos se­ma­nas se fue­ron el ba­jis­ta y el ba­te­ría, así que es­ta­mos aho­ra re­em­pe­zan­do. Es­te dis­co es un cam­bio, ya no tan­to de es­ti­lo, pe­ro sí ma­du­rar más lo que es­tá­ba­mos ha­cien­do. Se ve nues­tra evo­lu­ción co­mo mú­si­cos. Lo he­mos he­cho más cor­ti­to aun­que las can­cio­nes sean más lar­gas. La se­gun­da par­te que sa­ca­re­mos, que se­rá el dis­co en­te­ro, es co­mo un an­ti­ci­po de lo que pue­de ser con la nue­va for­ma­ción. Que­ría­mos gra­bar esas dos can­cio­nes que te­nía­mos aca­ba­das y ya cen­trar­nos con la nue­va for­ma­ción en la com­po­si­ción de to­da esa se­gun­da par­te.

¿Có­mo va la com­po­si­ción de esa se­gun­da par­te en es­tos mo­men­tos?

Pues muy avan­za­da.

Ma­ría: He­mos apro­ve­cha­do el tiem­po que no en­con­trá­ba­mos ba­te­ría y ba­jis­ta he­mos es­ta­do apor­tan­do ideas y gra­ban­do.

To­dos los pla­nes se han pues­to al re­vés. Sa­cas un dis­co y lue­go ha­ces pro­mo­ción y gi­ra, pe­ro se­ma­nas des­pués se te van dos mú­si­cos. Se nos ha pa­ra­do to­do y en el tiem­po en el que he­mos es­ta­do bus­can­do mú­si­cos he­mos apro­ve­cha­do pa­ra avan­zar en el dis­co. Te­ne­mos he­chas ya diez can­cio­nes. Es­tá bas­tan­te avan­za­do sal­vo las par­tes ins­tru­men­ta­les. Hay que desa­rro­llar­lo un po­co más, pe­ro las es­truc­tu­ras bá­si­cas las te­ne­mos. Así que es­ta­mos a ca­ba­llo en­tre la crea­ción del si­guien­te dis­co y la pro­mo­ción de es­te. En lu­gar de ir pa­so a pa­so co­mo de­be­ría ser.

¿Qué idea te­néis pa­ra pro­mo­cio­nar es­te lan­za­mien­to, es­te L.P?

La idea prin­ci­pal es em­pe­zar a to­car lo an­tes po­si­ble. Te­ne­mos ya tres con­cier­tos ce­rra­dos a par­tir de ju­nio. La for­ma­ción lle­va ce­rra­da dos se­ma­nas. Lle­va­mos en­sa­yan­do a to­pe e ima­gino que en ve­rano ya em­pe­za­re­mos y en sep­tiem­bre ya nos pon­dre­mos a to­car en to­dos los si­tios que po­da­mos. Aho­ra mis­mo es el mo­men­to de bus­car los con­cier­tos.

¿Cuá­les di­ríais que son las prin­ci­pa­les di­fe­ren­cias en­tre Dee­per dar­ker y Of fi­re and as­hes?

Yo sí que he vis­to una pro­gre­sión. Aho­ra es mu­cho más ela­bo­ra­do, no es que an­tes no lo fue­se, se no­ta que a ni­vel de com­po­si­ción el te­ma en­te­ro es mu­cho más com­pac­to. Me da la sen­sa­ción de que es mu­cho más pro­fe­sio­nal tam­bién.

Qui­zás en Dee­per dar­ker ha­bía­mos en­con­tra­do el so­ni­do o el ca­mino ha­cia lo que es­tá­ba­mos bus­can­do. En es­te dis­co he­mos de­ja­do del to­do cla­ro que el dis­co sue­ne a lo que bus­ca­mos. No siem­pre van a ser can­cio­nes de quin­ce mi­nu­tos, ¿no? Pe­ro qui­zá la esen­cia sea esa que pue­das ha­cer una can­ción de tal for­ma que si es ne­ce­sa­rio ha­cer­la lar­ga ha­cer­la así sin pen­sar en que pue­de que así no gus­te al pú­bli­co. Si sa­le lar­ga, sa­le lar­ga, si sa­le cor­ta, sa­le cor­ta. Por ejem­plo a ni­vel vo­cal la cues­tión es que mi voz y su voz en­ca­jen bien. Dar­le más par­ti­ci­pa­ción, por­que cuan­do ella lle­gó ya es­ta­ban com­pues­tas las dos can­cio­nes. Pe­se a que hi­ci­mos una adap­ta­ción pa­ra que pu­die­ra en­ca­jar me­jor, ob­via­men­te es­ta­ban tra­ba­ja­das sin su voz. Sa­be­mos que fun­cio­na muy bien en di­rec­to, las dos vo­ces en­ca­jan muy guay, así que que­re­mos dar­le más pre­sen­cia a las nue­vas can­cio­nes.

Apro­ve­char por­que los te­mas tie­nen más es­pa­cio, son más lar­gos. Apro­ve­chan­do ese po­so sin­fó­ni­co que te­néis. La voz de ella po­ten­cia más la mú­si­ca de The Third Grade.

¡Des­de lue­go! Sí que es ver­dad que he­mos te­ni­do otras can­tan­tes en el gru­po., pe­ro la pre­sen­cia de ellas siem­pre ha si­do más co­mo co­ris­ta, por así de­cir­lo. Ma­ría ha es­ta­do más en­ci­ma de to­do, has­ta de la com­po­si­ción. Eso da pie a que ten­ga hue­co. Si la per­so­na que es­tá can­tan­do no es­tá, no es­tá com­po­nien­do o tam­po­co se im­pli­ca tan­to... Yo, por ejem­plo a la ho­ra de ha­cer una le­tra, sa­can­do una idea, le pon­dré mi voz, pe­ro si la es­toy com­po­nien­do con ella, a mi la­do, pues es mu­cho más sen­ci­llo pen­sar que en­ca­jen las dos co­sas. El te­ma de que sea más sin­fó­ni­co qui­zás sea por el mo­men­to en que se hi­zo. No di­go que no va­ya­mos a ha­cer­lo, es una par­te del so­ni­do del gru­po, pe­ro qui­zás en esas dos can­cio­nes en­ca­ja­ba muy bien. Las he­mos apro­ve­cha­do, des­de que las com­pu­si­mos has­ta que las gra­ba­mos pa­sa­ron, por así de­cir­lo bas­tan­te tiem­po. Des­de un año o dos años hi­ci­mos ma­que­tas, las de­ja­mos gra­ba­das a ver có­mo las po­día­mos me­jo­rar, y muy tra­ba­ja­das en ese sen­ti­do. Hay ve­ces que de­cías: “es­to es­tá, guay, pe­ro mé­te­le una or­ques­ta o va­mos a ha­cer aquí una co­ral”. Así en ca­da mo­men­to de la can­ción a so­bre­sa­li­do lo que más to­ca­ba en ese mo­men­to.

Yo cuan­do es­cu­ché Dee­per dar­ker, le es­tu­ve dan­do vuel­tas al dis­co has­ta que co­gí un po­co el pun­to. Yo soy muy fan del pro­gre­si­vo en ge­ne­ral, y a mí el dis­co me gus­tó bas­tan­te, po­ten­cia­ría al­gu­nas co­sas, me­jo­ra­ría otras, des­de lue­go, pe­ro se veía el dis­co, se veía al gru­po co­mo in­tér­pre­tes. Eso es nor­mal en un gru­po jo­ven. Pe­ro sí que vi des­de el prin­ci­pio al­go que me lla­mó la aten­ción un so­ni­do muy per­so­nal.

Sí es­toy de acuer­do. Siem­pre he in­ten­ta­do co­mo com­po­si­tor que el gru­po ten­ga un so­ni­do pro­pio. Pue­des te­ner mu­chas in­fluen­cias, que te gus­te mu­cha mú­si­ca, pe­ro si sue­nas a lo que te gus­ta, pa­ra eso es­cu­chas a lo que te gus­ta . A mí me gus­ta Dream Thea­ter, pe­ro si sueno co­mo Dream Thea­ter, la gen­te no me va a es­cu­char, por­que pa­ra eso es­cu­chan Dream Thea­ter, o Night­wish o Iron Maiden. Por eso siem­pre he­mos in­ten­ta­do bus­car al­go más per­so­nal. Siem­pre ha si­do un po­co la mez­cla de la mú­si­ca que ha­ce­mos des­de un pun­to de vis­ta más me­ló­di­co o sin­fó­ni­co con los te­cla­do que al fi­nal tie­nen mu­cho pe­so. Un so­ni­do más lec­tró­ni­co mez­cla­do con lo sin­fó­ni­co. Y, por su­pues­to, los rit­mos más ra­ri­llos y to­do eso. Esa, pa­ra mí se­ría la esen­cia del gru­po.

A la ho­ra de lle­var vues­tra pro­pues­ta al di­rec­to se­réis una ban­da, cua­tro o cin­co per­so­nas, pe­ro pa­ra tras­la­dar es­tos arre­glos al di­rec­to ha­brá que lle­var­las gra­ba­das o arre­glar­las de tal for­ma

Sí, evi­den­te­men­te, no pue­des to­car to­do lo que se es­cu­cha en el dis­co, por eso, la par­te de sin­te­ti­za­do­res y or­ques­ta la lle­va­mos sam­plea­da. Mu­chas de esas co­sas las he to­ca­do yo, pe­ro es­toy to­can­do la gui­ta­rra. He­mos pen­sa­do va­rias ve­ces en me­ter un te­clis­ta, pe­ro si al fi­nal ob­ser­vas to­das las pis­tas que hay en una gra­ba­ción en el te­cla­do tam­po­co po­dría to­car to­do lo del dis­co. El so­ni­do de sin­te­ti­za­do­res en el gru­po es muy ba­rro­co, en mu­chas co­sas. No es un te­cla­do son tres o cua­tro te­cla­dos ha­cien­do ca­da uno un so­ni­di­to., con el fin de crear una at­mós­fe­ra. Lle­va­ría­mos, en­ton­ces un te­clis­ta, pe­ro lle­va­ría­mos co­sas gra­ba­das igual­men­te. En­ton­ces no me me­re­ce la pe­na. Des­de aba­jo pue­den de­cir: “oye, pues po­drían lle­var­lo” , pe­ro la ver­dad es que nun­ca nos lo han di­cho. Creo que se so­bren­tien­de. En di­rec­to las par­tes acús­ti­cas sí que co­jo el piano. De­pen­de de la can­ción.

¿Có­mo es un con­cier­to de The third grade?

Yo, per­so­nal­men­te soy de los que pre­fie­re mo­ver­se y fa­llar la no­ta a es­tar quieto y ser per­fec­cio­nis­ta. Que la gen­te lo que vea no sea so­lo lo que es­cu­che en el dis­co., vea que hay ac­ti­vi­dad, dis­fru­tar. In­ten­ta­mos trans­mi­tir mu­cho. Al fi­nal, mu­chas ri­sas. Yo no sé có­mo lo ha­ce­mos, yo no soy una per­so­na gra­cio­sa. Siem­pre es­ta­mos ha­blan­do no­so­tros por el mi­cró­fono, la gen­te se ríe.

Siem­pre se ha­bla mu­cho de có­mo es­tá la es­ce­na. ¿Có­mo va­lo­ráis las po­si­bi­li­da­des que hay en la es­ce­na na­cio­nal?

La co­sa es­tá com­pli­ca­da, pe­ro por co­sas muy bue­nas y co­sas muy ma­las. Creo que hay mu­chí­sis­mos gru­pos con mu­cho ni­vel. Es­tos to­dos pe­lean­do por un si­tio muy pe­que­ñi­to, pe­ro no es co­mo ha­ce 30 años que no ha­bía tan­to ni­vel. Ca­da gru­po con el que com­par­tes con­cier­to o car­tel di­ces: “es que to­can muy bien”. Eso ha­ce que la es­ce­na pa­ra mí es­tá al ni­vel más al­to que nun­ca. Pe­ro los gru­pos que es­tán ya ahí arri­ba ahí es­tán y ha­ce­mos un es­ti­lo com­pli­ca­do, en­tre co­mi­llas, pa­ra la gen­te. Tam­bién te­ner un so­ni­do di­fe­ren­te es com­pli­ca­do, por­que no te pue­des en­ca­si­llar. Es que es el pro­ble­ma de to­car en fes­ti­va­les por­que di­cen: “es­to es muy sin­fó­ni­co o es­to es muy me­ta­le­ro”. Creo que es muy bueno, pe­ro muy ma­lo pa­ra otras co­sas no eres pu­ro de un úni­co so­ni­do, no aca­bas de en­ca­jar. Una mez­cla así es in­tere­san­te pa­ra quien real­men­te se pa­ra a es­cu­char el gru­po. Pe­ro si te van a me­ter en un fes­ti­val don­de hay mu­cha mú­si­ca con gu­tu­ra­les no en­ca­ja­mos. Por ejem­plo, tí­pi­co fes­ti­val en el que can­tan chi­cas, can­ta Ma­ría, pe­ro tam­bién can­to yo. Al fi­nal no es­ta­mos en nin­gún pun­to, en to­dos o en in­guno. Así que mi sen­sa­ción es que se ha­ce muy com­pli­ca­do lle­gar a cual­quier si­tio. Hay que se­guir.

Te­néis nue­ve can­cio­nes de diez com­pues­tas, pa­ra cuán­do es­pe­ráis sa­car el si­guien­te dis­co.

Por des­gra­cia, a es­tas al­tu­ras, to­do de­pen­de mu­cho del di­ne­ro. El dis­co pue­de tar­dar un año, por­que al fi­nal un dis­co de diez can­cio­nes es una gra­ba­ción ca­ra. Es­pe­ro po­der es­tar en el es­tu­dio den­tro de un año. Mien­tras a to­car por ahí y a ro­dar for­ma­ción.

¿Te­néis pen­sa­do mi­rar ha­cia Eu­ro­pa?

¡Sí cla­ro! Yo creo que es más nues­tro si­tio por es­ti­lo. Cues­ta mu­cha pas­ta to­car fue­ra, pe­ro la in­ver­sión hay que ha­cer­la.

Si que­réis aña­dir al­go más, ¡ade­lan­te!

Vol­ve­re­mos a dar ca­ña aquí en Ma­drid, pe­ro no se sa­be na­da, es se­cre­to, ja ja ja ja. Aún no es ofi­cial. Es­ta­mos tra­ba­jan­do mu­cho pa­ra al­can­zar el ni­vel. NO es fá­cil , yo to­co la gui­ta­rra tam­bién, aho­ra el ba­jo, y los pro­gre­si­vos son com­pli­ca­dos. Es­ta­mos tra­ba­jan­do pa­ra al­can­zar el ni­vel por­que cuan­do pre­sen­ta­ron el dis­co. alu­ci­né por­que to­ca­ban per­fec­to, y me gus­ta­ría lle­gar a ese ni­vel, es que el tie­ne el gru­po y hay que al­can­zar­lo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.