PAIN OF SAL­VA­TION re­gre­san al fren­te de la es­ce­na pro­gre­si­va con un nue­vo tra­ba­jo, des­pués de re­mas­te­ri­zar su re­co­no­ci­do “Remedy Lane” y con su vo­ca­lis­ta y prin­ci­pal com­po­si­tor Da­niel Gin­den­low ya per­fec­ta­men­te re­cu­pe­ra­do de una gra­ví­si­ma afec­ción bac­te­ri

Metal Hammer - - Contenido350 -

To­dos sa­be­mos que vues­tro nue­vo ál­bum, In The Pas­sing Light Of Day, es­tá ba­sa­do en tu ex­pe­rien­cia per­so­nal con una bac­te­ria ne­cro­ti­zan­te, ¿có­mo lo des­cri­bi­rías mu­si­cal­men­te? Ha si­do un re­torno a nues­tros so­ni­dos más du­ros, ima­gino que mu­chos fans di­rán que he­mos vuel­to a la mú­si­ca de The Per­fect Ele­ment, pe­ro co­mo siem­pre ha si­do con Pain Of Sal­va­tion, exis­te un in­ce­san­te de­seo de ha­cer al­go di­fe­ren­te y bus­car nue­vos ca­mi­nos. Eso es al­go que apa­re­ce de un mo­do cier­ta­men­te ob­vio en ese dis­co. Sí, yo di­ría que tie­ne un so­ni­do al­go más pro­gre­si­vo que el que en­con­tra­mos en Road Salt One y Two. Pro­ba­ble­men­te eso ten­ga que ver con que el mé­to­do de gra­ba­ción y com­po­si­ción que usas­teis en es­tos dis­cos, eso de­be ha­ber­te in­fluen­cia­do a la ho­ra de po­ner­te a com­po­ner es­te ál­bum, ¿me equi­vo­co? Creo que de al­gún mo­do sí, pe­ro lo que siem­pre in­ten­to man­te­ner en mi men­te es que las raí­ces de los ál­bu­mes es­ta­ban es­pe­cí­fi­ca­men­te es­co­gi­das pa­ra ellos, en­con­tran­do su na­ci­mien­to en el rock clá­si­co o sien­do una bús­que­da de mis pro­pios orí­ge­nes pa­ra aca­bar sien­do un via­je a tra­vés de dos ál­bu­mes, pe­ro el so­ni­do y la mú­si­ca de es­tos dis­cos se en­cuen­tra inin­ten­cio­na­da­men­te muy le­jos del so­ni­do que uti­li­za­mos en los an­te­rio­res. Siem­pre bus­co en mi pro­pio pa­sa­do, de to­dos mo­dos, y siem­pre fue mi in­ten­ción in­da­gar un po­co más en ma­te­rial más du­ro des­pués de eso. Co­mo tú has di­cho, es­ta nue­va pro­duc­ción tie­ne al­gu­nos ele­men­tos que ya en­con­tra­mos en Per­fect The Ele­ment. El otro día es­ta­ba ha­blan­do con un ami­go y coin­ci­di­mos en que tie­ne al­gu­nos pun­tos en co­mún con Scar­sick y Remedy Lane, ¿es­tás de acuer­do con es­to? Sí, sí, creo que a mí tam­bién me re­cuer­da un po­co a ellos. De al­gún mo­do, es al­go más du­ro que Remedy Lane, pe­ro no man­tie­ne las par­tes de rap que en­con­trá­ba­mos en Scar­sick. Aun así, pue­do en­ten­der lo que que­réis de­cir con es­ta com­bi­na­ción. El ál­bum em­pie­za con On A Tues­day, una can­ción que trans­mi­te mu­cha fuer­za y ener­gía. ¿Qué pue­des de­cir­me de es­ta can­ción en con­cre­to? ¿Por qué fue la ele­gi­da pa­ra abrir la re­pro­duc­ción? (Ríe) Bueno, es­tu­vi­mos mi­ran­do qué track que­da­ría me­jor en pri­mer lu­gar… y, nor­mal­men­te, en to­dos los dis­cos que he es­cri­to, a me­di­da que van sur­gien­do las can­cio­nes es­tás pen­san­do en el or­den en el que apa­re­ce­rán en el dis­co. Es al­go que va to­man­do for­ma en tu sub­cons­cien­te, ya que es­tás mi­ran­do las can­cio­nes to­do el tiem­po y em­pie­zas a sa­ber con cuál va a em­pe­zar y con cuál va a ter­mi­nar. Y el fi­nal es­ta­ba bas­tan­te cla­ro, sa­bía cuál que­ría y que que­ría ter­mi­nar con el te­ma ho­mó­ni­mo del dis­co; tam­bién sa­bía que or­den de can­cio­nes que­ría que si­guie­ra, pe­ro tu­vi­mos una se­rie de op­cio­nes pa­ra ocu­par el pri­mer pues­to y nin­guno de no­so­tros es­ta­ba 100% se­gu­ro de cuál que­ría. En­ton­ces, le pre­gun­té a un buen ami­go que co­noz­co des­de que te­nía­mos quin­ce años y al cuál siem­pre le de­jo es­cu­char el nue­vo ma­te­rial en las dis­tin­tas eta­pas de la pro­duc­ción. Él for­ma par­te de gran par­te de la his­to­ria de Pain Of Sal­va­tion y nos co­no­ce­mos muy bien, mu­si­cal­men­te te­ne­mos prác­ti­ca­men­te los mis­mos gus­tos. Vino por pri­me­ra vez, du­ran­te la pro­duc­ción de es­te dis­co, so­bre la mi­tad del pro­ce­so… él es un gran fan de Remedy Lane, a muer­te, y di­jo que es­te ál­bum su­pe­ra­ba Remedy Lane, es la pri­me­ra vez que le vi emo­cio­na­do so­bre es­to y me di­jo ‘Tie­nes que pro­me­ter­me que vas a em­pe­zar el dis­co con On A Tues­day’. Bueno, no se lla­ma­ba One A Tues­day en ese mo­men­to… y bueno, sé que no iba en se­rio, pe­ro fue un pun­to a con­si­de­rar cuan­do no sa­bía­mos qué can­ción po­ner pri­me­ro. No es lo ha­bi­tual, ya que es una can­ción de ca­si 10 mi­nu­tos, y nues­tro gui­ta­rris­ta di­jo ‘Me en­can­ta, pe­ro creo que qui­zás es de­ma­sia­do pa­ra em­pe­zar el ál­bum’. Des­pués de es­to fue cuan­do lo em­pe­cé a con­si­de­rar en se­rio por pri­me­ra vez, y es que se tra­ta de una can­ción real­men­te bue­na pa­ra co­men­zar, es muy di­rec­ta al prin­ci­pio, pe­ro tam­bién le mues­tra al oyen­te la cla­ve del ca­mino que se va a desa­rro­llar en el ál­bum. Y sí, es una can­ción muy lar­ga, ¿y qué? No es que nues­tros se­gui­do­res sean los tí­pi­cos que so­lo es­cu­chan la fór­mu­la ra­dio­fó­ni­ca que va­yan a abu­rrir­se a los tres mi­nu­tos. Es la can­ción que reúne el men­sa­je del dis­co, pe­ro ¿por qué no em­pe­zar con ella? Otro pro­ble­ma que te­nía con es­te te­ma es que hay otros tan­tos has­ta el fi­nal del ál­bum (ríe). Así que, la si­guien­te vez que ha­blé con mi ami­go le di­je ‘He es­ta­do pen­san­do en lo que di­jis­te’ y me res­pon­dió ‘Pro­ba­ble­men­te no es lo me­jor em­pe­zar con es­ta can­ción, des­pués de to­do’, y yo pen­sé ‘¡Aca­bo de de­ci­dir que sí va­mos a po­ner­la al prin­ci­pio, no in­ten­tes con­fun­dir­me aho­ra!’ (ríe) La ver­dad es que es una his­to­ria bas­tan­te gra­cio­sa. En es­te ál­bum tam­bién hay otro te­ma lla­ma­do Mea­nin­gless, que ya ha oí­do to­do el mun­do, ¿cuán­do de­ci­dis­teis que Mea­nin­gless era la can­ción ade­cua­da pa­ra ser el sin­gle? Es co­mo… ¿sa­bes cuan­do vas a una fies­ta o a un si­tio lleno de gen­te que no co­no­ces? Siem­pre va a ha­ber gen­te que es muy… ya sa­bes, os dais la mano y em­pe­záis a ha­blar co­mo si os co­no­cie­rais de to­da la vi­da; gen­te con la que es fá­cil ser cer­cano. Sim­ple­men­te, se rom­pe el hie­lo muy fá­cil­men­te, ha­blas con ellos un mi­nu­to y em­pie­zan a mos­trar­te sus ci­ca­tri­ces o al­go que te dé que pen­sar ‘Va­le, es­to es­tá yen­do muy rá­pi­do’, pues lo mis­mo pasa con la mú­si­ca. Hay al­gu­nas can­cio­nes que son ex­ce­len­tes pa­ra rom­per el hie­lo, te lle­gan muy rá­pi­do. Mea­nin­gless es una de esas can­cio­nes. Hay un so­ni­do al prin­ci­pio del te­ma que es co­mo un… ¿sil­ba­to Ka­zoo? (Ríe) Esa es la voz de Ragnar, que a ve­ces sue­na un po­co ra­ra (ríe), a mí me sue­na a una de esas trom­pe­tas de cue­ro o al­go, de la era de los vi­kin­gos o así, sue­na muy ra­ro. Mi track fa­vo­ri­to del ál­bum es pro­ba­ble­men­te If This Is The End, la no­ve­na can­ción. Me pa­re­ce muy emo­ti­va y que tie­ne mu­cho sig­ni­fi­ca­do de­trás, ¿qué con­cep­to se­guis­te a la ho­ra de es­cri­bir­la y có­mo la des­cri­bi­rías mu­si­cal­men­te? Bueno, el ál­bum es­tá ba­sa­do en lo que vi­ví ha­ce un par de años, así que el con­cep­to del ál­bum en­te­ro po­dría ser lo que pien­sas mien­tras es­pe­ras una po­si­ble muer­te. Tam­bién es­tán re­fle­ja­dos los sen­ti­mien­tos tras la pri­me­ra ope­ra­ción pa­ra des­ha­cer­nos de la bac­te­ria ne­cro­ti­zan­te. Pa­sé por un mon­tón de emo­cio­nes du­ran­te ese pe­río­do, así que tra­té de cen­trar­me en lo pri­me­ro que sentí,

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.