De­li­ca­dos ma­te­ria­les vin­ta­ge se alían con sa­ni­ta­rios fun­cio­na­les pa­ra dar vi­da a es­te cuar­to de ba­ño.

Las pie­zas con en­can­to, la mez­cla de tex­tu­ras y los ma­te­ria­les vin­ta­ge mar­can el es­ti­lo de es­te am­bien­te tan evo­ca­dor, con to­ca­dor do­ble.

Mi Casa - - Sumario - REA­LI­ZA­CIÓN: PUN­TO SUS­PEN­SI­VO. TEX­TO: BE­GO­ÑA FER­NÁN­DEZ. FO­TOS: PA­TRI­CIA GA­LLE­GO.

El blan­co po­ten­cia la lu­mi­no­si­dad de es­te ba­ño, re­for­ma­do por el Es­tu­dio de In­terio­ris­mo Pun­to Sus­pen­si­vo, en el que se ha re­crea­do el es­ti­lo re­tro con una de­co­ra­ción sen­ci­lla y un pa­vi­men­to de bal­do­sa hi­dráu­li­ca. La ven­ta­na es cla­ve en su dis­tri­bu­ción, ya que su ubi­ca­ción di­vi­de el es­pa­cio en dos zo­nas; una se op­ti­mi­zó al ubi­car el fren­te de la­va­bo y, la otra, con la ins­ta­la­ción de la ba­ñe­ra y el inodo­ro. De es­te mo­do, que­da un es­pa­cio des­pe­ja­do en­tre am­bas con dos ven­ta­jas: flui­dez en la cir­cu­la­ción y am­pli­tud vi­sual. Tam­bién con sen­ti­do prác­ti­co, los dos la­va­bos no ocu­pan el cen­tro de la en­ci­me­ra, sino que se des­pla­zan a un la­do pa­ra de­jar li­bre el opues­to, que se con­vier­te en una su­per­fi­cie útil pa­ra ar­tícu­los de aseo y de­co­ra­ti­vos. A des­ta­car, por úl­ti­mo, có­mo ar­mo­ni­zan la tex­tu­ra del mi­cro­ce­men­to y el hi­dráu­li­co, y có­mo el pri­me­ro se pro­lon­ga en par­te de la pa­red pa­ra pro­te­ger esa zo­na de sal­pi­ca­du­ras.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.