El dia­rio de Do­ra

Mi Casa - - Mimomento - Ha­llo­ween.

Dis­fra­ces, ca­la­ba­zas y te­las de ara­ña anun­cian des­de los es­ca­pa­ra­tes que Ha­llo­ween es­tá a la vuel­ta de la es­qui­na. Pe­ro… ¿qué sa­bes de es­ta fies­ta?

Qué quie­re de­cir la pa­la­bra Es la con­trac­ción de All Ha­llows's Eve, que sig­ni­fi­ca "la vís­pe­ra de to­dos los san­tos". Su ori­gen se re­la­cio­na con el Sam­hain, una fies­ta de la cul­tu­ra cel­ta — de he­cho, su eti­mo­lo­gía es gaé­li­ca— que te­nía lu­gar la no­che del 31 de oc­tu­bre pa­ra ce­le­brar el final de la tem­po­ra­da de co­se­chas y el ini­cio de un año nue­vo, que em­pe­za­ba con la es­ta­ción os­cu­ra.

El ori­gen de la ca­la­ba­za con una ve­la den­tro se re­mon­ta a una le­yen­da ir­lan­de­sa. Jack, un gran­je­ro as­tu­to que no era pre­ci­sa­men­te un san­to, se las arre­gló pa­ra en­ce­rrar den­tro de su bol­so al dia­blo jun­to a una cruz, y al ro­zar­la, el mal per­dió sus po­de­res. Cuan­do Jack mu­rió no fue al cie­lo por su ma­la con­duc­ta, pe­ro tam­po­co pu­do en­trar en el in­fierno. En­ton­ces, el dia­blo, pa­ra mo­far­se de él, le arro­jó una bra­sa que nun­ca se apa­ga­ría pa­ra que va­ga­ra erran­te to­da la eter­ni­dad. Jack me­tió la bra­sa den­tro de un na­bo y así na­ció la Jack-o'-Lan­tern, "la lin­ter­na de Jack", que fue­ra de Ir­lan­da adop­tó la for­ma de una ca­la­ba­za ta­lla­da con ca­ra te­rro­rí­fi­ca. Si te ape­te­ce ha­cer tus pro­pios por­ta­ve­las pa­ra la fies­ta, en­tra en http://www.mi­ca­sa­re­vis­ta.com/ ma­nua­li­da­des-diy/por­ta­ve­las-pa­ra-ha­llo­ween. ¡Se­gu­ro que triun­fas!

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.