El hom­bre que di­jo no a MotoGP

Jo­nat­han Rea ha he­cho de Su­per­bi­ke, un mun­do más fa­mi­liar, su reino par­ti­cu­lar

Mundo Deportivo (At. Madrid) - - MOTOR - El­vi­ra González

“No pien­so en MotoGP. Cuan­do lle­gué al equi­po Kawasaki de Su­per­bi­ke tu­ve la sen­sa­ción de es­tar don­de que­ría es­tar. Es co­mo cuan­do a lo lar­go de tu vi­da vas co­no­cien­do chi­cas y fi­nal­men­te das con la que ver­da­de­ra­men­te te gus­ta”. Así res­pon­día ha­ce un año en So­lo Mo­to a la pre­gun­ta del mi­llón el ya fla­man­te bi­cam­peón mun­dial de Su­per­bi­ke Jo­nat­han Rea.

Na­ci­do el 2 de fe­bre­ro de 1987 en Bally­me­na (Ir­lan­da del Nor­te), ha he­cho del fa­mi­liar Mun­dial de Su­per­bi­kes su feu­do per­fec­to. Ahí se reunen otros pi­lo­tos tan fa­mi­lia­res co­mo él y dis­fru­tan del ‘ter­cer tiem­po’ co­mo los ‘rugby men’ con sus cer­ve­zas y su fi­lo­so­fía clá­si­ca de lo que pa­só en la pis­ta se que­dó en la pis­ta. Y en­tre ca­ra­va­nas co­rre­tean sus pe­que­ños y sus es­po­sas ha­cen piña, so­bre to­do aque­llas de ori­gen an­glo­sa­jón. No es ra­ro ver­los a to­dos en las bo­das de los de­más, en los na­ci­mien­tos de los re­to­ños o de va­ca­cio­nes jun­tos. Un mun­do atrac­ti­vo pa­ra los pi­lo­tos más ‘old fas­hion’.

Pe­ro que es­ta bu­có­li­ca es­tam­pa no lle­ve a en­ga­ño. Lo que pa­sa en pis­ta sue­le ser du­ro y con­tun­den­te, sal­va­je, la lu­cha del ca­re­na­do con­tra el ca­re­na­do con mo­tos de­ri­va­das de se­rie, con el he lle­ga­do yo an­tes que tu a esa en­tra­da de cur­va y aten­te a las con­se­cuen­cias. Aquí na­die da su bra­zo a tor­cer.

A di­fe­ren­cia de otros chi­cos de su ge­ne­ra­ción co­mo Ca­sey Sto­ner, Chaz Da­vies o Leon Ca­mier, que pro­ba­ron suer­te en la Mo­vis­tar Ju­nior Cup, Johnny Rea pa­só del mo­to­cross al ce­men­to a ins­tan­cias de sus ami­gos y pai­sa­nos Mi­chael y Eu­ge­ne La­verty. Del Bri­tish Su­per­bi­ke al Mun­dial Su­pers­port con el equi­po Hon­da Ten Ka­te y un año des­pués al Mun­dial de Su­per­bi­ke con los ho­lan­de­ses.

Pe­ro la fir­ma del ala do­ra­da nun­ca dis­pu­so pa­ra él de una Hon­da de ca­lle com­pe­ti­ti­va pa­ra plan­tar ca­ra a las Du­ca­ti, Ya­maha o Apri­lia. Se pa­só los años ex­pri­mien­do el po­ten­cial de la Hon­da que en 2007 hi­zo cam­peón a To­se­land y tra­tan­do de do­mar las di­fe­ren­tes indomables CBR.

En 2012 el equi­po Rep­sol Hon­da de MotoGP le re­cla­mó pa­ra cu­brir la ba­ja por lesión de Ca­sey Sto­ner y lo hi­zo con ho­nor: 8º en Mi­sano y 7º en Ara­gón. De ha­ber te­ni­do una mo­to con ga­ran­tías hu­bie­ra in­ten- ta­do el sal­to pe­ro no fue así y pre­fi- rió que­dar­se don­de es fe­liz. Ya ha vis­to co­mo su ami­go La­verty ha­rá el ca­mino de re­gre­so.

En 2014 se can­só de di­la­pi­dar sus op­cio­nes de ser cam­peón, de­jó co­mo le­ga­do en Hon­da un mi­la- gro­so ter­cer pues­to en el Mun­dial y cam­bió su con­for­ta­ble am­bien­te fa­mi­liar ho­lan­dés por otra am- bien­te fa­mi­liar ca­ta­lán, el que le ofre­ció el Team Pro­vec Kawasaki de los her­ma­nos Guim y Biel Ro­da y el pri­mo de am­bos Al­var Garri- ga. Y ahí con una mo­to com­pe­ti­ti- va y un gru­po hu­mano di­ri­gi­do por Pe­re Ri­ba ha lle­ga­do su mo- men­to de ci­tar­se con la le­yen­da. Ya van dos tí­tu­los se­gui­dos y no se le co­no­cen lí­mi­tes

El Pro­vec Kawasaki le ha da­do lo que no vio en MotoGP: mo­to com­pe­ti­ti­va y tí­tu­los

FO­TO: WORLDSBK

El bi­cam­peón de Su­per­bi­kes Johnny Rea, en el po­dio jun­to a su fa­mi­lia. Ta­tia y los pe­que­ños Ja­ke Eli­jah y Ty­ler Jon no se per­die­ron el úl­ti­mo triun­fo del pi­lo­to no­rir­lan­dés

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.