Plan de Bra­sil contra Mes­si

La ‘se­leçao’ sa­be que las op­cio­nes de vic­to­ria pa­san por fre­nar al crack ar­gen­tino

Mundo Deportivo (At. Madrid) - - BARÇA - Mar­ce­lo Sot­ti­le Bue­nos Ai­res

El cen­tro­cam­pis­ta bra­si­le­ño Re­na­to Au­gus­to se­rá uno de los fut­bo­lis­tas en­car­ga­dos de pa­rar a Leo Mes­si du­ran­te la ma­dru­ga­da de jue­ves a vier­nes, día en que Bra­sil y Ar­gen­ti­na se me­di­rán en par­ti­do cla­si­fi­ca­to­rio para el Mun­dial 2018.

Des­pués de la pri­me­ra se­sión de en­tre­na­mien­to para pre­pa­rar el par­ti­do en el Es­ta­dio Mi­nei­rao de Be­lo Ho­ri­zon­te, Re­na­to Au­gus­to con­fir­mó que de­be­rán ha­cer un es­fuer­zo ex­tra para evi­tar que Mes­si en­tre lo me­nos po­si­ble en jue­go.

“Pien­so que lo pri­me­ro que te­ne­mos que ha­cer es re­du­cir los es­pa­cios de to­dos los ju­ga­do­res, no so­lo de Mes­si, y des­pués, cuan­do re­ci­ba el ba­lón, tra­tar de blo­quear sus án­gu­los de pa­se”, di­jo el cen­tro­cam­pis­ta, que aña­dió el plan para de­te­ner al crack ar­gen­tino ha con­ta­do con la participación ac­ti­va de su com­pa­ñe­ro en el Ba­rça Ney­mar.

“Es­to es al­go que he­mos tra­ba­ja­do mu­cho con Ney­mar. Así pues, el ob­je­ti­vo es in­ten­tar mi­ni­mi­zar sus opor­tu­ni­da­des de dis­pa­ro y de pa­se a sus com­pa­ñe­ros”, apun­tó Re­na­to Au­gus­to, que aho­ra mi­li­ta en el Bei­jing Guoan de la Su­per­li­ga chi­na.

La ri­va­li­dad Ar­gen­ti­na-Bra­sil es de la más po­ten­tes del mun­do. Las Co­pas del Mun­do, Ma­ra­do­na-Pe­lé, la cer­ca­nía geo­grá­fi­ca, aho­ra Mes­si-Ney­mar. Al pun­to que los bra­si­le­ños se pu­sie­ron la ca­mi­se­ta de la Ale­ma­nia que les ha­bía me­ti­do sie­te go­les en el Mun­dial para ir en contra de Ar­gen­ti­na en la fi­nal. Y a ese jue­go le cae per­fec­ta la frase de Prat­to que se trans­for­mó en la por­ta­da de Olé: “To­dos me pre­gun­tan: ‘¿Vie­ne Mes­si, no?’. Es así. Sa­ben que con Leo es muy di­fí­cil. Le tie­nen un po­co de mie­do. O más que un po­co. Le tie­nen mie­do”, di­jo el de­lan­te­ro del Atlé­ti­co Mi­nei­ro.

Ese mie­do es re­co­no­ci­mien­to. A ellos les cues­ta ver que Ma­ra­do­na fue más que Pe­lé, pe­ro asu­men que Mes­si es­tá un par de es­ca­lo­nes arri­ba de Ney­mar. Por eso pre­fe­ri­rían que no es­tu­vie­ra el 10 ar­gen­tino. Aun cuan­do en una de sus pri­me­ras ve­ces en Bra­sil, des­pués del Mun­dial 2006, Leo fue ova­cio­na­do por to­da la can­cha en tie­rra vi­si­tan­te.

En su mo­men­to eso ge­ne­ró un de­ba­te na­cio­na­lis­ta, era una for­ma de pon­de­rar al crack y de cues­tio­nar a los lo­ca­les, pe­ro con el tiem­po se hizo na­tu­ral. Y aho­ra, co­mo en to­dos los lu­ga­res del mun­do, a Mes­si le tie­nen mie­do. Lo bien que ha­cen

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.