“EL GIM­NA­SIO ME HA­CE SU­BIR DE PE­SO”

Objetivo Bienestar - - NUTRICIÓN -

QUE­MAR GRA­SA HA­CIEN­DO EJER­CI­CIO CUES­TA y so­bres­ti­ma­mos lo que que­ma­mos. Cuan­do uno desea po­ner­se en for­ma sue­le pen­sar en el bi­no­mio clá­si­co: die­ta y ejer­ci­cio. Es por eso que mu­chas per­so­nas se apun­tan con ilu­sión al gim­na­sio pa­ra me­jo­rar la pér­di­da de pe­so. Hay quie­nes in­clu­so apues­tan ex­clu­si­va­men­te por el de­por­te y de­jan de la­do las cues­tio­nes ali­men­ta­rias.

Y, sin em­bar­go, tras me­ses de es­fuer­zo en la elíp­ti­ca, en las cla­ses de Pi­la­tes o ha­cien­do na­ta­ción tres ve­ces por se­ma­na, ven que su pe­so si­gue es­ta­can­do en la mis­ma ci­fra. O peor aún: pue­de que en­cuen­tren una ci­fra ma­yor en la bás­cu­la.

Es­to, des­gra­cia­da­men­te, tie­ne una ex­pli­ca­ción muy sen­ci­lla. Pa­ra adel­ga­zar un ki­lo de te­ji­do gra­so hay que que­mar 7.000 ca­lo­rías. Cuan­do una mujer va al gim­na­sio una ho­ra que­ma­rá tan so­lo unas 200 ca­lo­rías. Es de­cir, ha­ría fal­ta 35 ho­ras de gim­na­sio pa­ra adel­ga­zar un so­lo ki­lo. Y co­mo al gim­na­sio no so­le­mos ir to­dos los días pa­ra su­mar 35 ho­ras de tra­ba­jo fí­si­co nos ha­rán fal­ta qui­zá dos me­ses… Per­der so­lo un ki­lo en dos me­ses de gim­na­sio in­ten­so no mo­ti­va de­ma­sia­do, ¿ver­dad?

Y ade­más si su­ma­mos otro fac­tor muy co­mún, la co­sa se com­pli­ca­rá aún más: el gim­na­sio mul­ti­pli­ca nues­tra sen­sa­ción de ham­bre y nos in­vi­ta a co­mer más can­ti­dad. Con lo cual lo que ha­ya­mos que­ma­do lo re­pon­dre­mos en po­cos mi­nu­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.