ES­TI­MU­LAN­TE Y CON­TRA EL DO­LOR

Objetivo Bienestar - - ES TENDENCIA -

Es im­por­tan­te re­mar­car que es­te acei­te esen­cial es fo­to­sen­si­bi­li­zan­te y, por tan­to, de­be evi­tar­se la ex­po­si­ción al sol du­ran­te las 12 ho­ras tras su apli­ca­ción. Me­jor uti­li­zar­lo por la no­che. Le sa­ca­rás más par­ti­do a sus pro­pie­da­des cal­man­tes y se­dan­tes. El acei­te de men­ta –de la que hay di­ver­sas va­rie­da­des– es ex­ce­len­te pa­ra la fa­ti­ga men­tal y la de­pre­sión; y es­ti­mu­lar la agi­li­dad men­tal y la me­jo­ra de la con­cen­tra­ción. Tam­bién ayu­da en ca­sos de apa­tía y en los tras­tor­nos res­pi­ra­to­rios ge­ne­ra­les, así co­mo pa­ra com­ba­tir la tos se­ca, la con­ges­tión na­sal, el as­ma, la bron­qui­tis y la neu­mo­nía. Pa­ra el sis­te­ma di­ges­ti­vo, in­ge­rir men­ta (por ejem­plo, en un té o in­fu­sión) es efi­caz en una va­rie­dad de do­len­cias: es­tá in­di­ca­da pa­ra com­ba­tir los có­li­cos, las fla­tu­len­cias y las náu­seas. Por otra par­te, el acei­te es co­mún­men­te uti­li­za­do en el tra­ta­mien­to de ali­vio del do­lor tras un gol­pe o con­tu­sión, el do­lor de ca­be­za y la mi­gra­ña (apli­cán­do­lo en fren­te, sie­nes y nu­ca), el do­lor de mue­las, mus­cu­la­res y los pe­río­dos mens­trua­les do­lo­ro­sos. En la piel, el acei­te de men­ta se usa pa­ra ali­viar la irri­ta­ción y el pi­cor. Se pue­de uti­li­zar en cre­mas y lo­cio­nes pa­ra la der­ma­ti­tis, el ac­né y el pru­ri­to, y tam­bién ali­via las que­ma­du­ras pro­vo­ca­das por el sol, ade­más de la in­fla­ma­ción de la piel. Por su po­ten­cia gla­cial, es­tá con­tra­in­di­ca­do en ni­ños pe­que­ños y be­bés.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.