A me­nor tem­pe­ra­tu­ra, el oli­vo tie­ne más di­fi­cul­tad pa­ra ad­qui­rir re­cur­sos hí­dri­cos

Una in­ves­ti­ga­ción de la Uni­ver­si­dad de Cór­do­ba (UCO) y del Ins­ti­tu­to de Agri­cul­tu­ra Sos­te­ni­ble (IAS) en­ca­be­za­da por el cien­tí­fi­co Omar Gar­cía Te­je­ra, ha ob­ser­va­do que la tem­pe­ra­tu­ra del sue­lo in­flu­ye en la for­ma en la que el oli­vo ad­quie­re los re­cur­sos hí

Oleo Revista - - OLEO I+D+ -

El agua es un re­cur­so esen­cial en las plan­tas. Ab­sor­bi­da por las raí­ces, es la en­car­ga­da de tras­la­dar los nu­trien­tes y otras subs­tan­cias por un sis­te­ma vas­cu­lar cen­tral has­ta que es eva­cua­da por las ho­jas. Ade­más, es­te ele­men­to con­tri­bu­ye a con­ver­tir el dió­xi­do de car­bono en oxí­geno du­ran­te el pro­ce­so de la fo­to­sín­te­sis.

Sin em­bar­go, en zo­nas de cli­ma me­di­te­rrá­neo, el agua pue­de ser un bien es­ca­so, por lo que mu­chos cul­ti­vos tie­nen que re­cu­rrir al rie­go pa­ra cu­brir sus ne­ce­si­da­des hí­dri­cas.

Una in­ves­ti­ga­ción de la Uni­ver­si­dad de Cór­do­ba (UCO) y del Ins­ti­tu­to de Agri­cul­tu­ra Sos­te­ni­ble (IAS) ha ob­ser­va­do que la tem­pe­ra­tu­ra del sue­lo in­flu­ye en la for­ma en la que la plan­ta ad­quie­re es­te re­cur­so. Así, han con­fir­ma­do que du­ran­te los me­ses más fríos, la ca­pa­ci­dad de ab­sor­ción de agua por las raí­ces se re­du­ce, lo que ha­ce que se pro­duz­can sín­to­mas de mar­chi­tez en la plan­ta, aun cuan­do exis­te en el sue­lo su­fi­cien­te agua pa­ra sa­tis­fa­cer sus de­man­das o ne­ce­si­dad de agua.

Es­te tra­ba­jo for­ma par­te de una te­sis re­cien­te­men­te de­fen­di­da en la UCO por su au­tor, Omar Gar­cía Te­je­ra, en la que ha desa­rro­lla­do un mo­de­lo pa­ra oli­vos y al­men­dros. En un mo­de­lo los ár­bo­les se trans­for­man en fór­mu­las ma­te­má­ti­cas. Es­ta re­crea­ción sir­ve pa­ra com­pren­der có­mo se com­por­ta­rá la plan­ta si se va­rían las con­di­cio­nes que las afec­tan, una de las más im­por­tan­tes, la ad­qui­si­ción de agua.

“Me­dian­te es­ta es­tra­te­gia, po­de­mos pro­nos­ti­car el com­por­ta­mien­to de es­tos cul­ti­vos y ofre­cer, por ejem­plo, so­lu­cio­nes adap­ta­das a las ne­ce­si­da­des de los pro­duc­to­res pa­ra in­cre­men­tar la efi­cien­cia de sus ex­plo­ta­cio­nes”, ex­pli­ca el in­ves­ti­ga­dor Gar­cía Te­je­ra, que de­fen­día su tra­ba­jo el pa­sa­do 22 de julio, ba­jo la di­rec­ción de los in­ves­ti­ga­do­res Luca Tes­ti, miem­bro del Ins­ti­tu­to de Agri­cul­tu­ra Sos­te­ni­ble (IAS- CSIC), y Francisco Vi­lla­lo­bos, per­te­ne­cien­te al

Se­gún la in­ves­ti­ga­ción, la re­duc­ción en la ad­qui­si­ción de agua por par­te del oli­vo po­si­ble­men­te ten­ga que ver con mo­di­fi­ca­cio­nes de los te­ji­dos que com­po­nen la raíz. Fo­to: 123rf.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.