Clí­ni­ca de via­je

La Dra. Ja­ne des­mien­te al­gu­nos mi­tos so­bre el Ébo­la y se cen­tra en otras en­fer­me­da­des pe­li­gro­sas

Rutas del Mundo - - SUMARIO - La Dra. Ja­ne Wil­son-Ho­warth so­bre­vi­vió un bro­te de pes­te en Ne­pal y aho­ra es­tá in­mu­ni­za­da con­tra la gri­pe y la ra­bia. De vez en cuan­do es­cri­be en www.wil­son-ho­warth.com

E l Ébo­la es una ma­la no­ti­cia. Y los ti­tu­la­res son fu­nes­tos: cal­cu­lan que la ta­sa de mor­ta­li­dad pa­ra la epi­de­mia en 2014 es del 95%. Los alar­mis­tas di­cen que la en­fer­me­dad se ex­tien­de, que el nú­me­ro de ca­sos au­men­ta ex­po­nen­cial­men­te.

Cier­ta­men­te, es una en­fer­me­dad mor­tal. Hay po­cas tan mor­tí­fe­ras y es una tragedia pa­ra aque­llos que vi­ven en Áfri­ca Oc­ci­den­tal, don­de los re­cur­sos son li­mi­ta­dos.

Sin em­bar­go, en reali­dad, la po­si­bi­li­dad de su­per­vi­ven­cia del Ébo­la es del 50%, so­bre to­do con aten­ción mé­di­ca. Ade­más, el vi­rus no se trans­mi­te con fa­ci­li­dad: los tra­ba­ja­do­res de la sa­lud y los que tra­tan con los cuer­pos son lo que su­fren un ma­yor ries­go, ya que el con­ta­gio se pro­du­ce por con­tac­to con los flui­dos cor­po­ra­les.

Así que hay que te­ner cui­da­do con el Ébo­la pe­ro los via­je­ros en ge­ne­ral no de­be­rían preo­cu­par­se por su se­gu­ri­dad. De he­cho, hay otras en­fer­me­da­des mu­cho más pe­li­gro­sas que sí hay que te­ner en cuen­ta…

1. La gri­pe

¿Qué es? Ca­da año evo­lu­cio­nan nuevos ti­pos de gri­pe y los vi­ró­lo­gos te­men que sur­ja una ce­pa tan mor­tal como la de 1918-1919, que in­fec­tó a 500 mi­llo­nes de per­so­nas. La gri­pe pro­vo­ca fie­bre y do­lo­res pe­ro pue­de de­ge­ne­rar en neu­mo­ni­tis, una in­fla­ma­ción muy pe­li­gro­sa de los pul­mo­nes.

¿Por qué es peor que el Ébo­la? Se trans­mi­te por ai­re y es muy co­mún, con el po­ten­cial de mu­tar a ce­pas más mor­ta­les. In­clu­so las ce­pas “be­nig­nas” ma­tan a me­nu­do, so­bre to­do a em­ba­ra­za­das y an­cia­nos. El tra­ta­mien­to con­tra la gri­pe se­ve­ra es “de res­pal­do”. Se pue­de usar la oxi­ge­na­ción por mem­bra­na ex­tra­cor­pó­rea veno-ve­no­sa – es una téc­ni­ca de by-pass pul­mo­nar só­lo dis­po­ni­ble en hos­pi­ta­les es­pe­cia­li­za­dos.

Có­mo pre­ve­nir­la: Va­cu­na anual – las em­pre­sas far­ma­céu­ti­cas tra­ba­jan pa­ra man­te­ner­se un pa­so por de­lan­te de es­te as­tu­to enemi­go. Las va­cu­nas ac­tua­les sue­len con­te­ner an­tí­ge­nos con­tra cua­tro ce­pas. Va­le la pe­na te­ner en cuen­ta la va­cu­na con­tra la neu­mo­nía; es de por vida.

2. HIV

¿Qué es? Una in­fec­ción del vi­rus de la in­mu­no­de­fi­cien­cia sin tra­tar pro­du­ce un fa­llo de las de­fen­sas cor­po­ra­les, por lo que las in­fec­cio­nes, como la tu­bercu­losis, pue­den ven­cer y ma­tar al pa­cien­te – y con­ta­giar la tu­bercu­losis, tam­bién.

¿Por qué es peor que el Ébo­la? Aho­ra mis­mo es in­cu­ra­ble. Una per­so­na pue­de te­ner­la du­ran­te me­ses sin mos­trar sín­to­mas. La es­tig­ma­ti­za­ción ha­ce que un 20% de los pa­cien­tes no va­yan a ha­cer­se la prue­ba. Un in­di­vi­duo sin diag­nos­ti­car pue­de trans­mi­tir la en­fer­me­dad.

Có­mo pre­ve­nir­la: Abs­ti­nen­cia o se­xo se­gu­ro. El tra­ta­mien­to no só­lo me­jo­ra las po­si­bi­li­da­des de su­per­vi­ven­cia si no que tam­bién re­du­ce las po­si­bi­li­da­des de in­fec­ción en un 90%.

3. Vi­rus del Ni­lo Oc­ci­den­tal

¿Qué es? En prin­ci­pio una en­fer­me­dad re­la­ti­va­men­te le­ve ex­ten­di­da por mos­qui­tos en Áfri­ca, Israel y Fran­cia, se tor­nó más vi­ru­len­ta en los 90 pro­vo­can­do en­ce­fa­li­tis con un 10% de ries­go de muer­te. Aho­ra se ha ex­ten­di­do a los EEUU.

¿Por qué es peor que el Ébo­la? La trans­mi­ten mos­qui­tos. A al­gu­nos su­per­vi­vien­tes les que­dan se­cue­las como un dé­fi­cit neu­ro­ló­gi­co per­ma­nen­te.

Có­mo pre­ve­nir­la: Pre­vi­nien­do las pi­ca­du­ras – lle­var man­ga lar­ga y pan­ta­lo­nes lar­gos (im­preg­na­dos con re­pe­len­te) y usar re­pe­len­te de mos­qui­tos.

CIN­CO EN­FER­ME­DA­DES

PEO­RES QUE EL ÉBO­LA PA­RA LOS VIA­JE­ROS

‘Hay que con­tro­lar el Ébo­la, pe­ro exis­ten otras en­fer­me­da­des mu­cho más pe­li­gro­sas que los via­je­ros de­be­rían te­ner en cuen­ta’

4 E. co­li 0104:H4

¿Qué es? El E. co­li ha­bi­ta en nues­tros in­tes­ti­nos pe­ro es pro­mis­cuo, asi­mi­la los ge­nes que pro­du­cen las to­xi­nas que cau­san la dia­rrea del via­je­ro pe­ro tam­bién pue­de pro­vo­car sín­dro­me uré­mi­co he­mo­lí­ti­co y fa­llo mul­ti­or­gá­ni­co. Otras va­rian­tes pro­du­cen una en­fer­me­dad pa­re­ci­da al có­le­ra con des­hi­dra­ta­ción se­ve­ra.

¿Por qué es peor que el Ébo­la? La epi­de­mia de 2011 en Ale­ma­nia (que tu­vo su ori­gen en unas se­mi­llas de fe­no­gre­co egip­cio) ma­tó a uno de ca­da ocho afec­ta­dos; al­gu­nos su­per­vi­vien­tes ne­ce­si­ta­ron un trans­plan­te de ri­ño­nes.

Có­mo pre­ve­nir­la:

Pe­lan­do, hir­vien­do y co­ci­nan­do.

5. No­ro­vi­rus ¿Qué es? Una gas­tro­en­te­ri­tis gra­ve que se con­ta­gia por ai­re.

¿Por qué es peor que el Ébo­la? Es una de va­rias in­fec­cio­nes vi­ra­les co­mu­nes trans­mi­ti­das por ai­re que ame­na­zan al via­je­ro. Mi­llo­nes de via­je­ros con­traen el no­ro­vi­rus ca­da año en sus via­jes. Pue­de ser mor­tal, es­pe­cial­men­te en los más jó­ve­nes, frá­gi­les o con en­fer­me­da­des de lar­ga du­ra­ción. En EEUU se pro­du­cen en­tre 300 y 800 muer­tes por no­ro­vi­rus ca­da año, con la mor­ta­li­dad más ele­va­da cuan­do apa­re­ce una nue­va ce­pa. El ro­ta­vi­rus es muy si­mi­lar. En Es­pa­ña, ca­da año, 500.000 ni­ños me­no­res de cin­co años con­traen gas­tro­en­te­ri­tis por ro­ta­vi­rus y es la pri­me­ra cau­sa de hos­pi­ta­li­za­ción por dia­rrea en es­ta edad.

Có­mo pre­ve­nir­la: Exis­te una va­cu­na con­tra el ro­ta­vi­rus pe­ro só­lo se pue­de ad­mi­nis­trar a be­bés de me­nos de tres me­ses. Los vi­rus trans­mi­ti­dos por el ai­re son di­fí­ci­les de evi­tar pe­ro la­var­se las ma­nos ayu­da.

El ma­pa del pe­li­gro El Ébo­la no es la úni­ca en­fer­me­dad que de­be­ría preo­cu­par a los via­je­ros

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.