Ky­le Ma­cLa­chlan.

En­tre­vis­ta con el ac­tor coin­ci­dien­do con el desen­la­ce de Twin Peaks

SuperTele - - News -

La ter­ce­ra en­tre­ga de la se­rie más re­vo­lu­cio­na­ria de la te­le­vi­sión ter­mi­na el pró­xi­mo lu­nes 4 de sep­tiem­bre. Su­per­te­le char­ló con su pro­ta­go­nis­ta ab­so­lu­to, Ky­le Ma­cLa­chlan, du­ran­te su vi­si­ta a Ma­drid. Edu­ca­do y de mi­ra­da mag­né­ti­ca es, por su­pues­to, más cer­cano que el enig­má­ti­co agen­te Cooper, pa­pel que ha mar­ca­do to­da su ca­rre­ra.

La se­rie lle­ga a su fin y no la he­mos en­ten­di­do mu­cho. ¿De quién es la cul­pa?

Lla­ma a Da­vid [Lynch] y que él te res­pon­da (ri­sas). To­do es cul­pa su­ya. A lo lar­go de 18 ca­pí­tu­los se dan res­pues­tas a mu­chas pre­gun­tas de la se­rie, pe­ro tam­bién se abren otras. Mi con­se­jo es de­jar­se arras­trar y que el guión te lle­ve.

¿Por qué acep­tó par­ti­ci­par de nue­vo?

Da­vid y yo so­mos vie­jos ami­gos, ade­más de ve­ci­nos en Los Ángeles. De vez en cuan­do que­da­mos pa­ra to­mar un ca­fé y ha­blar de to­do. Un día me lla­mó y me di­jo que nos vié­ra­mos en Nue­va York pa­ra de­cir­me al­go: na­da me­nos que si que­ría re­en­con­trar­me con el agen­te Cooper. Yo so­lo le con­tes­té: “Da­vid, nun­ca me fui de Cooper, y lle­vo desean­do re­gre­sar a la se­rie des­de que ter­mi­nó”.

¿Y cuá­les fue­ron sus ins­truc­cio­nes?

Hace tiem­po que apren­dí que con Lynch so­lo ca­be de­jar­se lle­var, per­mi­tir que te sa­cu­da y te ha­ga re­fle­xio­nar. Eso sí, hay que ca­li­brar la ener­gía, que es dis­tin­ta en ca­da pa­pel.

¿Era ne­ce­sa­ria la vuel­ta de una se­rie tan in­flu­yen­te?

Es­toy con­ven­ci­do de que Da­vid no se plan­teó el re­gre­so pa­ra con­tes­tar las pre­gun­tas que ha­bían que­da­do sin res­pues­ta. La ter­ce­ra tem­po­ra­da es to­tal­men­te nue­va.

Un es­fuer­zo que no to­dos

pue­den ha­cer…

Cla­ro. Lynch ofre­ce pis­tas que na­die es­pe­ra, ni yo mis­mo. Twin Peaks es una gran pe­lí­cu­la, pe­ro en 18 tro­zos, y re­quie­re es­fuer­zo. Sin em­bar­go no es ca­pri­cho­sa, to­do lo que apa­re­ce es­tá ahí por una ra­zón.

“Lo me­jor es de­jar­se lle­var por la se­rie y por el guión”

¿Vol­ve­rá a tra­ba­jar con él?

Me en­can­ta­ría, aun­que no me gus­ta­ría es­pe­rar otros 25 años. Yo es­toy a sus ór­de­nes y en­can­ta­do de se­guir­le en lo que ha­ga.

¿Y qué se­ries le gus­tan?

Black Mi­rror, The Ame­ri­cans e, in­clu­so, Juego de Tronos. Mu­chas de ellas be­ben del ima­gi­na­rio de Lynch.

Con la ele­gan­cia de un dandy in­glés, ad­mi­te que nun­ca ha de­ja­do de ser el fa­mo­so agen­te Cooper.

1

2

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.