Me es­toy qui­tan­do

Ex­tre­mo­du­ro pu­bli­ca seis can­cio­nes y se con­vier­te en el dis­co más ven­di­do del año.

Tiempo - - CULTURA - J.M. GÓ­MEZ

ro­be inies­ta es el an­ti­hé­roe, can­di­da­to a des­ca­la­brar­se en ca­da es­qui­na con unos poe­mas abrup­tos y una ac­ti­tud sos­pe­cho­sa. Lle­va ca­si un cuar­to de si­glo en el ta­jo del rock “trans­gre­si­vo”, des­de que sa­lió de Plasencia y se ga­nó un pú­bli­co asil­ves­tra­do que lle­na­ba pa­be­llo­nes sin apo­yo pro­mo­cio­nal. En 1996 lle­gó Agi­la pa­ra con­ver­tir­se en el dis­co más im­por­tan­te del rock es­pa­ñol en el fin de si­glo, allí gra­bó el Me es­toy qui­tan­do de Ta­ble­tóm (el gru­po del año­ra­do Ro­ber­to Gon­zá­lez). Los con­cier­tos se es­ta­bi­li­za­ron y el pú­bli­co cre­ció has­ta el in­fi­ni­to. Lue­go Ro­be en­tró en cri­sis y se ma­tri­cu­ló en len­gua y li­te­ra­tu­ra. Ha es­cri­to una no­ve­la y en su nue­vo dis­co las can­cio­nes co­mo Des­arrai­go se de­rra­man en el tiem­po con de­li­ca­dos arre­glos. Pue­de que to­do sea más ci­vi­li­za­do, pe­ro aún que­dan ver­sos en­to­na­dos con la voz ron­ca y des­afi­na­da: “Si te vas, me que­do en es­ta ca­lle sin sa­li­da, que es­te bar es­tá can­sa­do ya de des­pe­di­das”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.