EU­RO­PA SE HA­CE TRAM­PAS

Tiempo - - ECONOMÍA -

Emi­lio Ontiveros, ca­te­drá­ti­co de la Uni­ver­si­dad Au­tó­no­ma de Ma­drid y pre­si­den­te de Ase­so­res Fi­nan­cie­ros In­ter­na­cio­na­les (AFI), tie­ne cla­ro que una par­te im­por­tan­te de la cul­pa de lo que es­tá pa­san­do es de la es­truc­tu­ra de una Eu­ro­pa an­qui­lo­sa­da que no ha sa­bi­do dar res­pues­ta a los pro­ble­mas que se han ge­ne­ra­do tras el es­ta­lli­do de la cri­sis fi­nan­cie­ra y a la fal­ta de un li­de­raz­go cla­ro que de­je de la­do los in­tere­ses par­ti­cu­la­res. 1 So­lo hay per­de­do­res. Es­te es el pri­mer men­sa­je de Ontiveros. “En es­ta cri­sis no hay ga­na­do­res, so­lo hay per­de­do­res, y per­de­do­res so­mos to­da Eu­ro­pa, in­clui­da Ale­ma­nia. La can­ci­ller Mer­kel es­tá en que has­ta hoy to­do es­tá a su fa­vor, se es­tá fi­nan­cian­do en deu­da al 1,5%, el mí­ni­mo his­tó­ri­co, pe­ro lo que hoy es su gran ven­ta­ja ma­ña­na pue­de ser desas­tro­so pa­ra ella. ¿Y a cos­ta de qué?”. La ban­ca ale­ma­na...

2 “La deu­da grie­ga es­tá muy con­cen­tra­da. ¿Qué ha­rá Ale­ma­nia con Deuts­che Bank o con el Com­mer­ce, cuan­do los arras­tre el im­pa­go de la deu­da grie­ga si se lle­ga a ese ex­tre­mo?”, se pre­gun­ta Ontiveros. ... y la fran­ce­sa.

3 Y Lo mis­mo se pue­de de­cir de Fran­cia, con gran­des ban­cos con el ba­lan­ce lleno de bo­nos grie­gos. “Si no hay de­ci­sio­nes rá­pi­das y con­tun­den­tes en Eu­ro­pa, se aca­bó la fies­ta del eu­ro”, di­ce es­te ca­te­drá­ti­co. Fal­ta de li­de­raz­go.

4 Pa­ra Emi­lio Ontiveros una de las la­cras de Eu­ro­pa es que Mer­kel no es Kohl, el can­ci­ller ale­mán que más apos­tó por Eu­ro­pa. La ac­tual man­da­ta­ria ha co­gi­do el ti­món sin sa­ber muy bien qué ha­cer con él. La ho­ra del prag­ma­tis­mo.

5 Pa­ra ter­mi­nar, el pre­si­den­te de AFI en­tien­de per­fec­ta­men­te que “los ale­ma­nes es­tén har­tos de Gre­cia, de las men­ti­ras de su con­ta­bi­li­dad na­cio­nal pa­ra en­trar en el eu­ro, de que se ju­bi­len siete años an­tes que los ale­ma­nes, de la fal­ta de con­trol fis­cal, del pa­go de im­pues­tos... to­do es com­pren­si­ble. Pe­ro es la ho­ra de ser prag­má­ti­co”. Y aña­de a con­ti­nua­ción: “En­tien­do per­fec­ta­men­te hoy a los es­cép­ti­cos, y lo la­men­to con la mis­ma in­ten­si­dad”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.