DE CAN­TAN­TE A PRE­SI­DEN­TE

Yous­sou N´dour lu­cha­rá por ser pre­si­den­te de Se­ne­gal. No es el pri­mer mú­si­co que cam­bia los es­ce­na­rios por la po­lí­ti­ca, ca­so del hai­tiano Mi­chel Mar­telly, de Ru­bén Bla­des o de Gilberto Gil.

Tiempo - - VIVIR CULTURA - POR JO­SÉ MA­NUEL GÓ­MEZ

Cuan­do Yous­sou N’dour par­ti­ci­pó a prin­ci­pios del mes de ju­nio en el ter­cer fes­ti­val afro­fla­men­co de Da­kar se mos­tró co­mo un hom­bre res­pon­sa­bi­li­za­do por el fu­tu­ro de su país. N’dour es una de las gran­des vo­ces del pla­ne­ta y un lí­der mu­si­cal en Se­ne­gal des­de los años ochen­ta, cuan­do re­vo­lu­cio­nó el pa­no­ra­ma mu­si­cal con un nue­vo es­ti­lo, el mba­lax, que lue­go dio a co­no­cer en to­do el mun­do con la ayu­da de mú­si­cos co­mo Pe­ter Ga­briel, que sa­lía ca­da no­che al es­ce­na­rio pa­ra pe­dir al pú­bli­co que es­cu­cha­ra su voz y su men­sa­je. Yous­sou N’dour hi­zo lo mis­mo por An­to­nio Car­mo­na en la pla­za del Obe­lis­co de Da­kar.

Al día si­guien­te, N’dour no qui­so ofre­cer un ti­tu­lar in­dis­cu­ti­ble a la pren­sa es­pa­ño­la so­bre su par­ti­ci­pa­ción ac­ti­va en la po­lí­ti­ca de Se­ne­gal. Es­tá­ba­mos en la re­si­den­cia del em­ba­ja­dor es­pa­ñol y Yous­sou N’dour se mos­tra­ba a sí mis­mo más co­mo un po­lí­ti­co que co­mo un can­tan­te; es po­si­ble que en esos mo­men­tos es­tu­vie­ra ma­du­ran­do su de­ci­sión. Los acon­te­ci­mien­tos se pre­ci­pi­ta­ron. Unos días más tar­de, el ac­tual pre­si­den­te de Se­ne­gal, Ab­dou­la­ye Wa­de (en el po­der des­de el año 2000), de­ci­dió re­for­mar la Cons­ti­tu­ción pa­ra que el pre­si­den­te fue­ra ele­gi­do con el 25% de los vo­tos y que el vi­ce­pre­si­den­te pu­die­ra asu­mir la pre­si­den­cia en ca­so de su muer­te, di­mi­sión o in­ca­pa­ci­dad. La gen­te hi­zo las cuen­tas: Wa­de tie­ne 85 años y un hi­jo con pre­ten­sio­nes su­ce­so­rias. Ade­más, se­gún la Cons­ti­tu­ción se­ne­ga­le­sa, la pre­si­den­cia es­tá li­mi­ta­da a dos man­da­tos y Wa­de ale­ga que el pri­me­ro no cuen­ta. La tran­qui­li­dad ha­bi­tual en Da­kar se rom­pió con ma­ni­fes­ta­cio­nes y dis­tur­bios en

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.