“La ca­be­za me di­ce que me ca­lle, y las en­tra­ñas, que em­pu­je en el con­gre­so de Se­vi­lla”

AL­CAL­DE DE TO­LE­DO Y SE­NA­DOR. Con­si­guió lo im­po­si­ble: una ma­yo­ría ab­so­lu­ta en su ciu­dad cuan­do el PSOE se hun­día. A par­tir de ahí su nom­bre so­nó y sue­na con fuer­za pa­ra li­de­rar el PSOE co­mo al­ter­na­ti­va al bi­no­mio Ru­bal­ca­ba-cha­cón. Les pi­de una can­di­da­tu­ra

Tiempo - - ENTREVISTA - POR SILVIA GA­MO FO­TO: ANA PÉ­REZ sga­mo.tiem­po@gru­po­ze­ta.es

Sin ro­deos: ¿se va a pre­sen­tar o no a la Se­cre­ta­ría Ge­ne­ral del PSOE? Voy a ha­cer lo que de­ci­dan los 16 de­le­ga­dos de To­le­do. Ten­go un con­cep­to cla­ro del par­ti­do y del país que quie­ro. ¿Cha­cón y Ru­bal­ca­ba re­pre­sen­tan el ti­po de país que us­ted quie­re? Les voy a exi­gir a am­bos que ha­gan un pro­yec­to in­te­gra­dor. A es­tas al­tu­ras es evi­den­te que el de­ba­te del PSOE re­sul­ta in­su­fi­cien­te pa­ra los so­cia­lis­tas y bue­na par­te de la so­cie­dad es­pa­ño­la. Te­ne­mos re­tos muy se­rios: la de­fen­sa de la so­cial­de­mo­cra­cia, de una idea de España mo­der­na que nos per­mi­ta tener una voz úni­ca en to­do el te­rri­to­rio. Po­der ha­blar de España en Bar­ce­lo­na, Málaga y Vi­go. Y la ter­ce­ra, que innovemos. En Se­vi­lla hay que to­mar de­ci­sio­nes con la ca­be­za, el úni­co ór­gano que tie­ne que con­tar. ¿Y Car­me Cha­cón pue­de ha­blar de España en Bar­ce­lo­na? Car­me tie­ne un per­fil va­lio­so y Al­fre­do, tam­bién. La­men­ta­ble­men­te pa­ra el PSOE los dos acu­mu­lan ca­ri­ño, que tie­ne más que ver con el pa­sa­do que con el fu­tu­ro. Hay que uti­li­zar el mis­mo ni­vel de de­ci­be­lios pa­ra ha­blar de España en todos los rin­co­nes del país.

¿Y Cha­cón lo ha­ce?

Tie­ne que ha­cer­lo.

¿Has­ta aho­ra no lo ha he­cho? Sí, no creo que sea su prin­ci­pal re­pro­che. Ha ha­bi­do di­ri­gen­tes del PSOE a los que a na­die se les ha pa­sa­do por la ca­be­za re­pro­char­les su ca­ta­la­ni­dad, co­mo Bo­rrell. Ser ca­ta­la­na o mu­jer no es un pro­ble­ma, pe­ro tam­po­co pue­de con­ver­tir­lo en un mé­ri­to. Sus de­le­ga­dos le han di­cho que se que­de en Cas­ti­lla-la Man­cha pa­ra li­de­rar el par­ti­do. ¿Es lo que va a ha­cer? Eso me lo han di­cho los com­pa­ñe­ros. La ma­yo­ría de las asam­bleas lo­ca­les no ha­blan ni de Ru­bal­ca­ba ni de Cha­cón. Va­mos a Se­vi­lla sin que na­die ha­ya ha­bla­do de a quién vo­tar. Ca­da uno ha­bla de sus cui­tas y es un pro­ble­ma. El PSOE tie­ne que ser un puz­le, pe­ro no un rom­pe­ca­be­zas. No doy por he­cho que el con­gre­so de Se­vi­lla sal­ga bien. Le pre­gun­ta­ba por su po­si­ción. ¿Qué va a ha­cer, se pre­sen­ta o no? Es­toy muy agra­de­ci­do por el ca­ri­ño de mis com­pa­ñe­ros, es­toy me­di­tán­do­lo. ¿Cuán­do to­ma­rá la de­ci­sión, en el pro­pio con­gre­so? Los pro­ce­sos del con­gre­so lle­van sus fa­ses. O es­toy en un pro­yec­to muy con­sen­sua­do o... No pre­ten­do ser el Pe­pi­to Gri­llo, ni un es­pon­tá­neo. Si me plan­teo dar ba­ta­lla en el con­gre­so es con una men­ta­li­dad se­ria, de pro­yec­to po­lí­ti­co. El pro­ce­so que es­ta­mos lle­van­do ha­ce ca­si im­po­si­ble que ha­ya al­ter­na­ti­vas po­lí­ti­cas. Es­te con­gre­so es un ca­pí­tu­lo es­cri­to en la pro­sa de Za­pa­te­ro. Lo es­tá es­cri­bien­do Za­pa­te­ro por ac­ti­va y por pa­si­va. Cuan­do el con­gre­so es la con­tes­ta­ción al ba­ta­ca­zo elec­to­ral pa­ra evi­tar la exi­gen­cia de res­pon­sa­bi­li­da­des del PSOE, se es­tá es­cri­bien­do el epí­lo­go de la épo­ca de Za­pa­te­ro. ¿Hu­bie­ra po­ner el con­gre­so, si­do me­jor co­mo una ges­to­ra de­cía Iba­rra y pos- ? Iba­rra in­tere­san­tes, ha di­cho tam­bién siem­pre Fer­nán­dez co­sas muy Va­ra. El pro­ce­so es le­gí­ti­mo. Aho­ra el PSOE sa­be dón­de no ir y me gus­ta­ría que el con­gre­so no fue­ra un vo­to de re­cha­zo a al­go, pe­ro no es fá­cil. Es muy pro­ba­ble que Se­vi­lla no re­suel­va la pa­pe­le­ta.

¿In­de­pen­dien­te­men­te del líder? In­de­pen­dien­te­men­te de quien ga­ne. El pri­mer ob­je­ti­vo que tie­ne que con­se­guir el PSOE es no frac­tu­rar­se. Bas­tan­te mal es­ta­mos co­mo pa­ra rom­per­nos. ¿Us­ted cuenta con una ma­yo­ría su­fi­cien­te pa­ra li­de­rar el PSOE? Si hu­bie­ra que­ri­do con­se­guir ava­les del Co­mi­té Fe­de­ral no hu­bie­ra si­do com­pli­ca­do.

¿Y de los de­le­ga­dos? Le sor­pren­de­ría sa­ber has­ta qué pun­to la gen­te plan­tea un de­ba­te un po­co más am­plio del que se es­tá lle­van­do a ca­bo. A Ru­bal­ca­ba y a Cha­cón les va­lo­ro el pa­so que dan. Pe­ro el guión se ha es­cri­to de ma­ne­ra que sea ca­si im­po­si­ble que ha­ya al­guien más.

¿Qué quie­re de­cir? El PSOE en­tró en la UCI el 20-N y es muy com­pli­ca­do pe­dir­le a un PSOE que va a cam­biar los co­ches por uni­da­des mó­vi­les que ten­ga to­do cla­ro. La di­rec­ción fe­de­ral del par­ti­do ha pro­pues­to es­te es­ce­na­rio y na­die plan­teó lo con­tra­rio. Te­ne­mos que en­con­trar el ca­mino de la re­sin­to­ni­za­ción con el elec­to­ra­do,

por­que tre­pa­do­ras, si no, mo­de­lo pue­den Rosa cre­cer­nos Díez o plan­tas IU, que se un nos pa­tri­mo­nio suban a la del che­pa. país mas El PSOE que de es los hoy mi­li­tan­tes. ¿Quién mis­mo, ha­ce Cha­cón el dis­cur­so o Ru­bal­ca­ba? pen­san­do en sí Es­ta­mos alum­bran­do un con­gre­so des­de el cor­to pla­zo, ha­cien­do un plan­tea­mien­to más de me­di­ci­na pa­lia­ti­va que cu­ra­ti­va.

¿Qué le han pro­me­ti­do por su apo­yo? A mí na­da. Es más, no ten­go el mí­ni­mo in­te­rés en es­tar en la di­rec­ción fe­de­ral si no se da un pro­yec­to cla­ro de fu­tu­ro.

De mo­men­to so­lo ha­blan de nom­bres. Por no ha­blar, ni ha­bla­mos de nom­bres, sino de ape­lli­dos: Cha­cón o Ru­bal­ca­ba. El de­ba­te es de un tono muy me­diano.

¿Es us­ted el ta­pa­do de Bono? La ex­pre­sión ta­pa­do es muy fea. Bono me pi­de que me ol­vi­de del ám­bi­to fe­de­ral y me cen­tre en Cas­ti­lla-la Man­cha.

¿Le ha pe­di­do que no se pre­sen­te? A Bono lo que le im­por­ta es que re­or­ga­ni­ce­mos el PSOE en Cas­ti­lla-la Man­cha. Co­mo ami­go mío lo que más le dis­gus­ta­ría es que me pa­sa­ra lo que a él: que per­die­ra por po­cos vo­tos.

¿Bono no cree que ga­na­rá es­te con­gre­so? No, a Bono le preo­cu­pa Cas­ti­lla-la Man­cha, que es­tá en ma­nos de Cos­pe­dal. ¿Y lo de ser el líder del PSOE de Cas­ti­llaLa Man­cha lo ha ha­bla­do con Ba­rre­da? No, lo ha­bla­ré. Es­toy dis­pues­to a en­ca­be­zar un pro­yec­to si se ge­ne­ran con­sen­sos y se pue­den pro­du­cir con mi can­di­da­tu­ra, pe­ro el PSOE tie­ne que huir de las cui­tas in­ter­nas. Por eso a mí me en­can­ta­ría que Ru­bal­ca­ba y Cha­cón se en­ten­die­ran y se pre­sen­ta­ran en una so­la can­di­da­tu­ra. No creo que les se­pa­re ni el con­cep­to de España ni el de par­ti­do, pe­ro cla­ro, so­lo hay una so­la si­lla.

Pe­ro, ¿cree que es­tán por la la­bor? Me pa­re­ce de­tes­ta­ble que na­die va­lo­re es­ta op­ción. El ma­yor fra­ca­so que po­de­mos tener en Se­vi­lla es que a na­die le que­pa en la ca­be­za que pue­da ha­ber un en­ten­di­mien­to en­tre am­bos. Ca­be lo que hi­zo Bono con Za­pa­te­ro, ce­rrar fi­las.

Pe­ro eso fue una vez per­di­do el con­gre­so. No me va­le con que en Se­vi­lla ha­ya mi­mi­tos. Me preo­cu­pa que ha­ya más gen­te fue­ra del PSOE que quie­re que nos va­ya bien que en­tre no­so­tros. ¿Y esa can­di­da­tu­ra úni­ca es antes del con­gre­so o una vez que al­guno pierda? Si pu­die­ra ser antes, me­jor. Hay mu­cha gen­te que vo­ta a Cha­cón que no odia a Ru­bal­ca­ba, y al re­vés. Nos ha­rían un fa­vor si pu­die­ran ir en una op­ción con­jun­ta. Lo veo di­fí­cil, pe­ro que al me­nos no su­pon­ga una frac­tu­ra in­di­so­lu­ble.

¿Y co­mo nú­me­ro uno, quién? Va a ganar el con­gre­so el que me­nos rom­pa el PSOE.

¿Y ese es...? El can­di­da­to que plan­tee me­nos cu­chi­llo en la bo­ca. Yo me in­cli­na­ré por aquel que sea más ca­paz de in­te­grar al otro. ¿Cuál se­rá el titular del día des­pués de Se­vi­lla? [Lar­go si­len­cio] lo gra­ve es que es­té tar­dan­do tan­to tiem­po en dar­le una res­pues­ta. No lo ten­go na­da cla­ro. ¿Te­me una rup­tu­ra to­tal del PSOE que le con­de­ne a la des­apa­ri­ción?

“Es­te con­gre­so lo es­tá es­cri­bien­do Za­pa­te­ro, por ac­ti­va y por pa­si­va, es un epí­lo­go de su épo­ca” “El de­ba­te en el PSOE es de un tono muy me­diano, por no ha­blar no ha­bla­mos ni de nom­bres”

El PSOE tie­ne que evi­tar la bu­li­mia, tie­ne que de­jar de mi­rar­se el om­bli­go. A es­te par­ti­do le ha ido bien siem­pre que ha pen­sa­do en cla­ve de España. So­bran men­sa­jes in­ter­nos y fal­tan men­sa­jes de su­pera­ción de la cri­sis. Nos so­bra gen­te que es­tá en­ci­ma del ca­rro y nos fal­ta gen­te que ti­re de él. ¿Y quién so­bra, Ru­bal­ca­ba o Cha­cón? La me­jor op­ción de­pen­de­rá de lo que plan­teen am­bos. Lo que no pue­de ha­cer el par­ti­do es en­trar en una op­ción de ries­gos. Los dos han plan­tea­do muy po­qui­ta co­sa. Per­so­nal­men­te, me gus­ta­ría que hu­bie­ra una op­ción úni­ca. Sé que aho­ra se lle­va la di­vi­sión, la de­mo­cra­cia, vo­tar, pe­ro se­ría muy desea­ble que su­ma­ran es­fuer­zos. ¿Se va a pre­sen­tar de can­di­da­to del PSOE en 2015? Tal y co­mo es­tán las co­sas pa­re­ce im­po­si­ble. Re­co­noz­co que es­toy en una en­cru­ci­ja­da per­so­nal muy se­ria. La ca­be­za me di­ce que me ca­lle y que me que­de en Cas­ti­lla-la Man­cha, y las en­tra­ñas, que em­pu­je en Se­vi­lla. ¿Em­pu­jar es pre­sen­tar su can­di­da­tu­ra? A es­tas al­tu­ras no me im­por­tan las can­di­da­tu­ras ni de Ru­bal­ca­ba, ni de Cha­cón, ni la mía. Me im­por­ta que de Se­vi­lla sal­ga un con­cep­to cla­ro de lo que pen­sa­mos de España, de la so­cial­de­mo­cra­cia y que ga­ne­mos el fa­vor de la opi­nión pú­bli­ca. Mi ac­ti­tud per­so­nal es no con­sen­tir que el PSOE en­tre en rup­tu­ra o de­ri­va. En ese sen­ti­do, me pue­de dar has­ta un ai­re. Cha­cón y Ru­bal­ca­ba han com­par­ti­do dos me­sas en los úl­ti­mos años, en el Go­bierno y en la Eje­cu­ti­va, así que muy in­com­pa­ti­bles no son.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.