¿Has­ta cuán­do?

Tiempo - - EL BUZÓN -

nos acer­ca­mos rá­pi­da­men­te a los seis mi­llo­nes de pa­ra­dos y los 12 mi­llo­nes de po­bres; cen­te­na­res de mi­les de fa­mi­lias es­tán ya desahu­cia­das, y mu­chas más pue­den ter­mi­nar en la ca­lle; los tra­ba­ja­do­res ven mer­mar mu­cho sus in­gre­sos; el Go­bierno exi­ge aus­te­ri­dad pa­ra evi­tar la in­ter­ven­ción de Bru­se­las. Pe­ro el Consejo Su­pe­rior del Po­der Ju­di­cial aca­ba de re­cha­zar, por una abru­ma­do­ra ma­yo­ría de sus pri­vi­le­gia­dos miem­bros, re­du­cir en par­te su gas­to mi­llo­na­rio en via­jes in­ne­ce­sa­rios y en cla­se de lu­jo. Y ha­ce po­co ocu­rrió lo mis­mo con la pro­pues­ta de re­ba­jar el cos­te de los via­jes de los par­la­men­ta­rios, a lo que se ne­gó la gran ma­yo­ría de esos dipu­tados.

No es, pues, so­lo que no nos re­pre­sen­ten: es que esos iró­ni­ca­men­te ape­la­dos “ser­vi­do­res pú­bli­cos” se sir­ven de no­so­tros pa­ra sa­car a mu­chos lo más ne­ce­sa­rio y en los peo­res mo­men­tos de nues­tra cri­sis. Se di­ría que es un abu­so in­to­le­ra­ble. En reali­dad, co­mo ve­mos, es aún peor: nues­tro pue­blo to­da­vía to­le­ra ese em­po­bre­ci­mien­to y esa hu­mi­lla­ción sin in­dig­nar­se lo su­fi­cien­te pa­ra reac­cio­nar y aca­bar con esos ca­ci­ques sin en­tra­ñas. ¿Has­ta cuán­do?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.