EL GAS­TO POR AU­TO­NO­MÍAS

Tiempo - - ESPAÑA -

Un es­tu­dio de la Fe­de­ra­ción de Aso­cia­cio­nes pa­ra la De­fen­sa de la Sa­ni­dad Pú­bli­ca se­ña­la que se es­tá pro­du­cien­do un pro­ce­so de con­ver­gen­cia en­tre co­mu­ni­da­des, aun­que aún exis­tan de­sigual­da­des im­por­tan­tes en cuan­to a pre­su­pues­to por ha­bi­tan­te (ver ma­pa). El País Vas­co es la que ma­yor pre­su­pues­to tie­ne, con 1.557 eu­ros por ha­bi­tan­te, y Va­len­cia la que me­nos, con 1.060. El es­tu­dio aler­ta de las di­fe­ren­cias, por­que la sa­ni­dad pú­bli­ca es un ins­tru­men­to de equi­dad. Por otro la­do, un in­for­me del Consejo Eco­nó­mi­co y So­cial se­ña­la que exis­ten im­por­tan­tes di­fe­ren­cias en los pro­ce­di­mien­tos de diag­nós­ti­co o tra­ta­mien­to de las en­fer­me­da­des y en el uso de nue­vas tec­no­lo­gías en­tre co­mu­ni­da­des au­tó­no­mas e in­clu­so den­tro de ellas, por lo que pi­de que se di­se­ñen pro­to­co­los co­mu­nes en to­do el sis­te­ma pú­bli­co.

Des­de 2002 el gas­to pú­bli­co en sa­ni­dad ha cre­ci­do un 47%, mien­tras la po­bla­ción so­lo lo ha he­cho un 9%, aun­que el in­cre­men­to se ex­pli­ca por múl­ti­ples fac­to­res, en­tre ellos el en­ve­je­ci­mien­to de la po­bla­ción o los avan­ces cien­tí­fi­cos y tec­no­ló­gi­cos. El in­for­me anual del Sis­te­ma Na­cio­nal de Sa­lud re­co­ge que el sec­tor sa­ni­ta­rio pú­bli­co re­pre­sen­ta el 7% del PIB, y el pri­va­do el 2,5%. En 2004 el sec­tor sa­ni­ta­rio pú­bli­co su­po­nía el 5,8% del PIB. El 44% del gas­to se de­di­ca a la re­tri­bu­ción del per­so­nal.

Un es­tu­dio del Ins­ti­tu­to pa­ra el Desa­rro­llo e In­te­gra­ción de la Sa­ni­dad so­bre sa­ni­dad pri­va­da in­di­ca que las co­mu­ni­da­des au­tó­no­mas con más se­gu­ros pri­va­dos cuen­tan con un me­nor pre­su­pues­to pú­bli­co. Es­ta en­ti­dad pro­mue­ve que se re­to­me la de­duc­ción fis­cal so­bre los gas­tos de sa­lud de se­gu­ros pri­va­dos. En el es­tu­dio se se­ña­la que los con­cier­tos de hos­pi­ta­les pri­va­dos con el sis­te­ma pú­bli­co al­can­zan ya los 220 y su­po­nen el 10,4% del gas­to sa­ni­ta­rio pú­bli­co, sin con­tar con la fi­gu­ra de los hos­pi­ta­les pú­bli­cos de con­ce­sión pri­va­da. Ade­más, las mu­tua­li­da­des de los fun­cio­na­rios al­can­zan a ca­si dos mi­llo­nes de mu­tua­lis­tas, de las que Mu­fa­ce re­pre­sen­ta al 66%. es­te por­cen­ta­je del pre­cio de los me­di­ca­men­tos. Eso ha­ce que a los en­fer­mos con po­cos re­cur­sos les re­sul­te más sa­cri­fi­ca­do se­guir los tra­ta­mien­tos, so­bre to­do si se tra­ta de me­di­ci­nas ca­ras.

Aun­que, co­mo se ha di­cho, el pa­go por con­sul­ta, ope­ra­ción o tra­ta­mien­to es­tá prác­ti­ca­men­te des­car­ta­do, la ini­cia­ti­va de An­da­lu­cía de en­tre­gar des­de fi­na­les del año 2010 a los pa­cien­tes una fac­tu­ra con los gas­tos de su asis­ten­cia pres­ta­da en al­gu­nos tra­ta­mien­tos, con un ob­je­ti­vo de con­cien­cia­ción, va­le pa­ra ha­cer­se una idea de lo que es­ta­mos ha­blan­do.

Fac­tu­ras in­for­ma­ti­vas.

A los pa­cien­tes an­da­lu­ces, por ejem­plo, se les in­for­ma de que una in­ter­ven­ción de ca­ta­ra­tas en el hos­pi­tal Cos­ta del Sol, don­de se ini­ció es­te pro­yec­to de fac­tu­ras in­for­ma­ti­vas, tie­ne un cos­te de 1.399 eu­ros; una ope­ra­ción de her­nia, 1.147 eu­ros; una de ve­sí­cu­la, 1.470. En cuan­to a prue­bas diag­nós­ti­cas, el cos­te de una gas­tros­co­pia es de 64,92 eu­ros; una co­lo­nos­co­pia, 202,13 eu­ros; mien­tras que una er­go­me­tría su­po­ne un gas­to de 121,72 eu­ros y una eco­car­dio­gra­fía, 100,32 eu­ros. La Jun­ta de An­da­lu­cía es cons­cien­te tam­bién de los mi­tos y con­fu­sio­nes que exis­ten al­re­de­dor de la sa­ni­dad y pre­ten­de con­cien­ciar so­bre que es­ta se fi­nan­cia a tra­vés de los im­pues­tos y que su gas­to su­po­ne un ter­cio del pre­su­pues­to to­tal de la Jun­ta. En el fu­tu­ro, la Con­se­je­ría de Sa­lud an­da­lu­za im­plan­ta­rá es­ta prác­ti­ca tam­bién en aten­ción pri­ma­ria y en el gas­to or­to­pé­di­co. Has­ta aho­ra, es­te pro­gra­ma ha emi­ti­do 36.635 fac­tu­ras, que in­for­ma­ban de unos cos­tes to­ta­les que su­man ca­si 39 mi­llo­nes de eu­ros.

Otra me­di­da que se­gu­ro to­ma­rá el Go­bierno, re­pe­ti­da ya va­rias ve­ces des­de ha­ce años, es po­ner en prác­ti­ca lo que se co­no­ce co­mo un me­di­ca­men­ta­zo más, que su­po­ne que una se­rie de me­di­ci­nas de­ja­rá de ser fi­nan­cia­da por la sa­ni­dad pú­bli­ca con el ar­gu­men­to de que sus be­ne­fi­cios no es­tán cla­ros o son sus­ti­tui­bles por otras al­ter­na­ti­vas.

Sin em­bar­go, el por­ta­voz de la FADSP Sán­chez Bay­le cree que el pri­mer re­cor­te se­rá en per­so­nal por­que es lo más fá­cil. Ade­más, con­si­de­ra que la po­si­bi­li­dad de co­brar se­gún tra­mos de ren­ta “es una cor­ti­na de hu­mo, por­que es com­pli­ca­do de­cir que van a po­ner a pa-

Co­pa­go. El mi­nis­tro de Economía, Luis de Guin­dos, ha avan­za­do ideas del Go­bierno so­bre la sa­ni­dad.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.