Eduardo, el her­ma­ní­si­mo de Pe­né­lo­pe Cruz

Lle­gó a Holly­wood dis­pues­to a dar el can­te ba­jo la pro­tec­ción de su her­ma­na y se ha con­ver­ti­do en uno de los con­quis­ta­do­res más ac­ti­vos del co­ra­zón de las prin­ci­pa­les es­tre­llas.

Tiempo - - SOCIEDAD - MA­CU LLO­REN­TE

Ha en­tra­do en el cir­cui­to de las ce­le­bri­ties por la puer­ta gran­de. Ser her­mano de una es­tre­lla de Holly­wood pue­de ser muy ren­ta­ble, y más si te lías con una mu­jer de­ses­pe­ra­da. Eso es lo que ha he­cho Eduardo Cruz: un año de re­la­ción con la ar­chi­co­no­ci­da Eva Lon­go­ria, una de las protagonistas de la po­pu­lar se­rie de televisión, le ha da­do pa­ra mu­cho, so­bre to­do le ha ase­gu­ra­do la aten­ción de los me­dios es­pa­ño­les y ame­ri­ca­nos, aun­que pro­fe­sio­nal­men­te no ha­ya he­cho gran co­sa. Tras su af­fai­re con la ac­triz de ori­gen la­tino, Edu pa­só a ser ofi­cial­men­te fa­mo­so. Y una vez den­tro del cir­cui­to de la cró­ni­ca rosa su co­ti­za­ción en el mun­do del fa­mo­seo ha em­pe­za­do a ser un va­lor en al­za. Su re­la­ción, rup­tu­ra y re­cien­te vuel­ta con Eva Lon­go­ria le ha si­tua­do de nue­vo en ple­na ac­tua­li­dad.

Pe­ro, ¿quién es es­te hom­bre con ca­ra de ni­ño bueno, pen­dien­te en la ore­ja y ves­ti­men­ta in­for­mal? Vi­ve en Los Án­ge­les des­de ha­ce bas­tan­te tiem­po. Lle­gó ha­ce años a es­ta ciu­dad tras los pa­sos de su her­ma­na, la ac­triz Pe­né­lo­pe Cruz, quien se ha cui­da­do de in­cluir­lo en su círcu­lo de amis­ta­des y le ha pro­por­cio­na­do todos sus con­tac­tos con la es­pe­ran­za de que des­pe­gue pro­fe­sio­nal­men­te. Pe­ro a pe­sar de su in­te­rés en con­quis­tar con su mú­si­ca al pú­bli­co nor­te­ame­ri­cano, los me­dios ha­blan de él co­mo un per­so­na­je que se li­ga a las fa­mo­sas de Holly­wood tan so­lo por ser el her­mano de la os­ca­ri­za­da Pe­né­lo­pe.

Afi­cio­na­do a los ta­tua­jes, ma­nía de es­tre­lla, el can­tan­te se in­mor­ta­li­zó el nom­bre de Eva Lon­go­ria en el bra­zo con la es­pe­ran­za de que lo su­yo fue­ra pa­ra siem­pre. Pe­ro tras un año de amor, y cuan­do na­da ha­cía pre­sa­giar tan tris­te no­ti­cia, vie­ron sa­lir a Eduardo de la ca­sa de su chi­ca por la no­che y con ma­le­tas. La pa­re­ja ha­bía de­ci­di­do se­guir con sus vi­das por se­pa­ra­do. Al me­nos du­ran­te un mes, por­que por lo pron­to ya se les ha vis­to en­te­rrar el ha­cha de gue­rra y vuel­ven a es­tar jun­tos. Co­mo en ca­da apa­ri­ción pú­bli­ca, de nue­vo la pa­re­ja se mues­tra de lo más ca­ri­ño­sa pa­ra que na­die du­de de que en­tre ellos hay amor, y del ver­da­de­ro. Les he­mos vis­to ha­cién­do­se ca­ran­to­ñas y mi­mos, y es que no hay na­da más dul­ce que una re­con­ci­lia­ción y ellos han da­do bue­na cuenta de ello. Pa­re­ce que Eva y Edu han des­cu­bier­to que lo su­yo era de verdad y se han da­do una nue­va opor­tu­ni­dad: las imá­ge­nes pu­bli­ca­das por una web nor­te­ame­ri­ca­na en las que se les ve ejer­cien­do de tíos con Leo, el hi­jo de Ja­vier Bar­dem y Pe­né­lo­pe, en el zoo de Los Án­ge­les, de­mues­tran que los tor­to­li­tos han re­to­ma­do su re­la­ción con más ga­nas que nun­ca. El mun­do rosa es­tá de en­ho­ra­bue­na: ¡Pe­né­lo­pe Cruz y Eva Lon­go­ria vuel­ven a ser po­si­bles cuñadas!

Un es­car­ceo con Kim Kardashian.

So­lo ha si­do un pun­to se­gui­do en una his­to­ria que co­men­zó ha­ce al­go más de un año, cuan­do la her­ma­ní­si­ma Pe les pre­sen­tó en una fies­ta. Fue co­no­cer­se y vol­ver­se in­se­pa­ra­bles. “Lo úni­co que di­ré es que tu­ve mu­cha suer­te de en­con­trar a Eduardo”, de­cla­ró Eva en no­viem­bre, cuan­do to­do en­tre ellos pa­re­cía un ca­mino de amor y rosas. Y así pu­di­mos asis­tir al pri­mer be­so en­tre el can­tau­tor y la ex de Tony Par­ker, al po­si­ble em­ba­ra­zo y al via­je a España el pa­sa­do ve­rano con pa­ra­da en El Bu­lli, res­tau­ran­te que, por cier­to, ce­rró sus puer­tas pa­ra que los tres her­ma­nos Cruz dis­fru­ta­ran de la gas­tro­no­mía jun­to a sus pa­re­jas y ale­ja­dos de las mi­ra­das de los cu­rio­sos.

A pe­sar de los diez años de di­fe­ren­cia, él 27 y ella 37, la ac­triz en­con­tró en el jo-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.