“Ga­li­cia no es un pro­ble­ma pa­ra Es­pa­ña, he cum­pli­do con lo mío”

Tiempo - - ENTREVISTA - POR SIL­VIA GA­MO FO­TO: DA­VID GAR­CÍA sga­mo.tiem­po@gru­po­ze­ta.es

Ne­ce­si­ta ma­yo­ría ab­so­lu­ta pa­ra go­ber­nar. ¿Su reino por un es­ca­ño? Las en­cues­tas nos di­cen que te­ne­mos ma­yo­ría ab­so­lu­ta, pe­ro yo no le pue­do ase­gu­rar que eso sea así. Las en­cues­tas en 2009 nos de­cían que no íba­mos a ga­nar la ma­yo­ría ab­so­lu­ta, por lo tan­to so­bre las en­cues­tas no me guío. Sé que he­mos de sa­car ma­yo­ría ab­so­lu­ta pa­ra go­ber­nar. Ese es el ob­je­ti­vo: ga­nar con ma­yo­ría su­fi­cien­te pa­ra go­ber­nar. Hay otros que lo tie­nen mu­cho más fá­cil, que es per­der y es­pe­rar a que el que ga­ne no ten­ga ma­yo­ría ab­so­lu­ta. Mien­tras no se re­for­me la Ley Elec­to­ral y se ha­ga ho­mo­gé­nea con las le­yes eu­ro­peas, es­ta es nues­tra si­tua­ción.

¿Pue­de plan­tear un pac­to de go­bierno? No, no es po­si­ble. En es­tas elec­cio­nes se pre­sen­ta el PSOE con to­das sus di­fi­cul­ta­des de li­de­raz­go in­terno, se pre­sen­tan tres par­ti­dos na­cio­na­les pro­duc­to de la es­ci­sión del Blo­que Na­cio­na­lis­ta Ga­le­go y se pre­sen­ta IU. Hay cin­co par­ti­dos que es­tán dis­pues­tos a que no go­bier­ne el PP. Yo no me pre­sen­to con­tra na­die, sino con­tra la cri­sis, y los cin­co par­ti­dos se pre­sen­tan pa­ra que no go­bier­ne Feijóo. Si per­die­ra unas elec­cio­nes de­ja­ría go­ber­nar al que las ga­na­ra, pe­ro quie­ro de­cir­le que esa es la si­tua­ción en la que es­ta­mos, soy per­fec­ta­men­te cons­cien­te de que he de con­se­guir las dos co­sas. ¿Cuán­to da­ño le pue­de ha­cer Ma­rio Con­de al PP en Ga­li­cia? To­da la gen­te que no quie­ra que go­bier­ne el PP pue­de vo­ta­rle, es una op­ción más pa­ra que no go­bier­ne el PP. Co­noz­co a mi pue­blo y Con­de no va a te­ner, en mi opinión, el apo­yo de los ciu­da­da­nos. Es una op­ción que aca­ba de de­bu­tar, no sa­be­mos muy bien cuál es su ideo­lo­gía ni su ob­je­ti­vo, sal­vo uno: que el PP no pue­da go­ber­nar en Ga­li­cia. ¿Si ga­na las elec­cio­nes, las ga­na Feijóo, y si las pier­de, las pier­de Ra­joy? No, se­gu­ro que no. Es im­po­si­ble que al­guien que aca­ba de sa­car una ma­yo­ría his­tó­ri­ca en el Con­gre­so y en el Se­na­do pue­da per­der unas elec­cio­nes cuan­do tan so­lo lle­va ocho me­ses go­ber­nan­do. Pe­ro ocho me­ses de des­gas­te y de caí­da en pi­ca­do en las en­cues­tas.

Ocho me­ses de cum­plir con el de­ber. ¿Re­cor­tar en edu­ca­ción, en sa­ni­dad o su­bir el IVA es cum­plir con el de­ber? No. Yo le lla­mo cum­plir con el de­ber a le­van­tar un país con un dé­fi­cit pú­bli­co fal­so, a sol­ven­tar cua­tro años de fri­vo­li­dad en la ges­tión de la ban­ca y se lo lla­mo a de­cir la ver­dad a los es­pa­ño­les. Yo no he subido los im­pues­tos en cua­tro años, hay mu­chas co­mu­ni­da­des que lo han he­cho: na­cio­na­lis­tas, socialistas. Yo no he in­cre­men­ta­do las ta­sas uni­ver­si­ta­rias en la pri­me­ra ma­trí­cu­la por­que cum­plí con mi de­ber de ajus­tar el dé­fi­cit y cum­plir con­se­cu­ti­va­men­te du­ran­te to­da la le­gis­la­tu­ra con el dé­fi­cit pú­bli­co, yo no es­toy co­bran­do a los pen­sio­nis­tas ni un eu­ro más de ocho eu­ros al mes. He crea­do 5.500 pla­zas de cen­tros de día, re­si­den­cias de ma­yo­res y guar­de­rías, más ser­vi­cios so­cia­les que en la an­te­rior le­gis­la­tu­ra de bo­nan­za eco­nó­mi­ca. En es­ta le­gis­la­tu­ra la so­cie­dad ga­lle­ga le ha ga­na­do al dé­fi­cit pú­bli­co y al de­te­rio­ro de las cuen­tas. La pró­xi­ma te­ne­mos que ga­nar­le al cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co. En­ton­ces, ¿no com­par­te las me­di­das del Go­bierno de Ra­joy? No, no, el Go­bierno ha em­pe­za­do en el año 2012 a ges­tio­nar Es­pa­ña, yo em­pe­cé en 2009. El Go­bierno ha he­re­da­do una si­tua­ción, sim­ple­men­te, de fal­sea­mien­to de las cuen­tas pú­bli­cas. Se en­con­tró con un dé­fi­cit pú­bli­co del 9% cuan­do de­cían que era del 6%. El Go­bierno he­re­dó un agu­je­ro ban­ca­rio im­por­tan­te, eso nos ha lle­va­do a te­ner que pe­dir una lí­nea de cré­di­to de 100.000 mi­llo­nes de eu­ros a Eu­ro­pa y a te­ner que pac­tar con las au­to­ri­da­des eu­ro­peas nues­tra po­lí­ti­ca fis­cal y tri­bu­ta­ria. Las elec­cio­nes ge­ne­ra­les no las per­de­rá Ra­joy por có­mo go­bier­nen sus co­mu­ni­da­des, las per­de­rá por có­mo go­bier­ne Es­pa­ña. Ra­joy no pue­de per­der unas elec­cio­nes en Ga­li­cia.

¿Us­ted asu­me la de­rro­ta o la vic­to­ria? To­tal­men­te. A mí no me preo­cu­pa el Go­bierno cen­tral, con to­dos los res­pe­tos. Es­toy con­ven­ci­do de que mis com­pa­ñe­ros van a ha­cer al­go im­por­tan­te en nues­tro país, van a aban­do­nar la cri­sis eco­nó­mi­ca de la mis­ma for­ma que

no­so­tros en Ga­li­cia no he­mos per­di­do el tiem­po: te­ne­mos me­nos pa­ro, me­nos dé­fi­cit, me­nos deu­da pú­bli­ca, más sol­ven­cia... Ese es mi ba­lan­ce, el que se so­me­te a las ur­nas. ¿Qué pue­de ha­cer pa­ra re­du­cir el pa­ro en Ga­li­cia si no lo ha he­cho ya? Ga­li­cia es la quin­ta ta­sa de pa­ro más ba­ja de Es­pa­ña. Si mi­ra­mos la EPA es­ta­mos 3,5 pun­tos por de­ba­jo; si mi­ra­mos el pa­ro ju­ve­nil, 10 pun­tos por de­ba­jo.

¿Us­ted se con­for­ma con eso? Por su­pues­to que no. ¿Cuál era la al­ter­na­ti­va? ¿La po­lí­ti­ca de An­da­lu­cía, con un 33% de pa­ro? ¿La po­lí­ti­ca na­cio­na­lis­ta, con el 27%-28% de pa­ro? He­mos he­cho el pri­me­ro de los gran­des de­be­res: equi­li­brio de las cuen­tas pú­bli­cas, con­trol de dé­fi­cit pú­bli­co y sol­ven­cia, y aho­ra nos que­da el se­gun­do, el cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co. Si en Es­pa­ña hu­bie­se el mis­mo dé­fi­cit pú­bli­co que en Ga­li­cia, aquí no ha­bría si­tua­ción de pa­ro y no es­ta­ría­mos con un dé­fi­cit pú­bli­co del 80% del PIB. Es­ta­mos sa­lien­do en dos sec­to­res muy im­por­tan­tes: el sec­tor de la au­to­mo­ción y los as­ti­lle­ros, que es­ta­mos reac­ti­van­do. Soy op­ti­mis­ta, creo que en la pró­xi­ma le­gis­la­tu­ra, de 2013 a 2016, em­pe­za­rá el cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co en Ga­li­cia. Dí­ga­me una ci­fra de pa­ro que quie­ra con­se­guir en su pró­xi­ma le­gis­la­tu­ra. Hay una co­sa que he in­ten­ta­do ha­cer: no men­tir a la gen­te. La eco­no­mía ga­lle­ga va a ir re­la­cio­na­da con la es­pa­ño­la. Va­mos a se­guir con un di­fe­ren­cial po­si­ti­vo ha­cia Ga­li­cia. El re­to de Es­pa­ña es lle­gar al año 2016 con un 1,5% de dé­fi­cit pú­bli­co, y es el que tie­ne Ga­li­cia hoy. El re­to es ba­jar la deu­da so­bre nues­tro PIB. Es­to que va a ha­cer Es­pa­ña en es­ta le­gis­la­tu­ra en Ga­li­cia lo he­mos con­se­gui­do. Es el ba­lan­ce de la so­cie­dad ga­lle­ga. Yo he in­ten­ta­do li­de­rar ese pro­yec­to, pe­ro la gen­te me ha se­gui­do. Se ha ba­ja­do la nó­mi­na de mu­chos em­plea­dos pú­bli­cos, pe­ro no en Ga­li­cia, don­de la Xun­ta no ha ba­ja­do un eu­ro; se es­tán ce­rran­do zo­nas de hos­pi­ta­les, aquí es­ta­mos cons­tru­yen­do cin­co.

¿Se atre­ve a dar esas re­ce­tas a Ra­joy? Es­ta­mos en ello. En­tien­do que el Go­bierno cen­tral es­tá si­guien­do una sen­da muy pa­re­ci­da. En Ga­li­cia hay mu­chos afec­ta­dos por las pre­fe­ren­tes. ¿Quién de­be de­vol­ver el di­ne­ro, la ban­ca o el Go­bierno? Es­tá cla­ro que de­be ser la ban­ca, ¿no? Otro de los pro­ble­mas, ¿quién ha au­to­ri­za­do las pre­fe­ren­tes, la Co­mi­sión Na­cio­nal del Mer­ca­do de Va­lo­res? Que pa­re­ce ser que se es­tá cam­bian­do ac­tual­men­te. ¿Quién co­no­cía las pre­fe­ren­tes? El Ban­co de Es­pa­ña. Es­ta­mos in­ten­tan­do arre­glar la fal­ta de ri­gor y la fri­vo­li­dad con las que se ha lle­va­do el sis­te­ma ban­ca­rio en nues­tro país. En las pre­fe­ren­tes en Ga­li­cia he­mos em­pe­za­do una so­lu­ción in­no­va­do­ra en Es­pa­ña que es el ar­bi­tra­je y que po­ne de acuer­do a los clien­tes y al ban­co. En es­te mo­men­to es­ta­mos en una me­dia de 200 lau­dos ar­bi­tra­les dia­rios, pen­sa­mos de­vol­ver a unas 10.000 fa­mi­lias su di­ne­ro, en­tre sep­tiem­bre y oc­tu­bre, por­que se ve cla­ra­men­te que no eran in­ver­so­res, sino que eran aho­rra­do­res.

¿Qué le pa­re­ce el gi­ro de Ar­tur Mas? Cuan­do un pre­si­den­te au­to­nó­mi­co pro­me­te o ju­ra su car­go lo pri­me­ro que ha­ce es pro­me­ter y ju­rar la Cons­ti­tu­ción. El Es­ta­tu­to de Au­to­no­mía es una ley or­gá­ni­ca que ema­na de la Cons­ti­tu­ción. No se en­tien­de que el ga­ran­te de la Cons­ti­tu­ción sea el que ins­te el in­cum­pli­mien­to a la mis­ma. La Car­ta Mag­na tie­ne el se­llo del na­cio­na­lis­mo ca­ta­lán. El se­ñor Ro­ca fue uno de los pa­dres. El na­cio­na­lis­mo ca­ta­lán no pue­de ir ni con­tra ella ni con­tra su pro­pia au­to­ría del tex­to cons­ti­tu­cio­nal. Di­cho es­to, es muy fá­cil agi­tar sen­ti­mien­tos, es mu­cho más di­fí­cil ges­tio­nar la cri­sis. El pre­si­den­te, en el que te­ne­mos pues­tas mu­chas ex­pec­ta­ti­vas des­pués del go­bierno tri­par­ti­to, nos ha de­frau­da­do. Aho­ra bien, hay que dis­tin­guir en­tre la Ge­ne­ra­li­tat y los ciu­da­da­nos de Ca­ta­lu­ña. Las en­cues­tas di­cen que la mi­tad de los ca­ta­la­nes apo­yan la in­de­pen­den­cia. Cuan­do los ciu­da­da­nos de Ca­ta­lu­ña ha­blan no di­cen eso. Los pro­ble­mas de los ciu­da­da­nos de Ca­ta­lu­ña son los mis­mos que los de los ga­lle­gos: te­ne­mos pa­ro, re­ce­sión eco­nó­mi­ca, ren­tas ba­jas. El pro­ble­ma no es ha­cer una ma­ni­fes­ta­ción con­tra la reali­dad, que es que Ca­ta­lu­ña es Es­pa­ña des­de ha­ce 500 años. Nos gus­ta­ría que es­to me­jo­ra­ra, pues pon­gá­mo­nos a tra­ba­jar, no a dis­cu­tir. ¿Tras las elec­cio­nes habrá res­ca­te pa­ra Es­pa­ña a pe­ti­ción del Go­bierno? Tras las elec­cio­nes no habrá res­ca­te pa­ra Ga­li­cia. Yo pre­fie­ro ser ex­pre­si­den­te de una Ga­li­cia sol­ven­te que pre­si­den­te de una Ga­li­cia en quie­bra. ¿Y es­tá con­ven­ci­do de que Es­pa­ña no ne­ce­si­ta­rá un res­ca­te? Con los da­tos que ten­go, si re­du­ci­mos el dé­fi­cit pú­bli­co no ne­ce­si­ta­re­mos un res­ca­te. Si las co­mu­ni­da­des cum­plen, si los ayun­ta­mien­tos y dipu­tacio­nes cum­plen y si el Go­bierno cen­tral cum­ple, no se­rá ne­ce­sa­rio que Es­pa­ña sea res­ca­ta­da. Es­to es un Es­ta­do y una or­ga­ni­za­ción te­rri­to­rial com­ple­ja, don­de ca­da uno ha de cum­plir con sus obli­ga­cio­nes. Ga­li­cia no es un pro­ble­ma pa­ra Es­pa­ña. Yo he cum­pli­do con lo mío.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.