Vi­va la te­le­vi­sión

Tiempo - - CULTURA -

Po­cas ve­ces se ha vis­to tan cla­ra­men­te la in­fluen­cia de los me­dios de co­mu­ni­ca­ción co­mo en la ma­ni­fes­ta­ción de “Ro­dea el Con­gre­so”. Hoy es el día en que nu­me­ro­sos po­li­cías, en voz ba­ja y no tan ba­ja, cri­ti­can las ór­de­nes re­ci­bi­das esa no­che, que eran de com­por­tar­se con má­xi­ma du­re­za. Hay quien di­ce que no fue­ron to­da­vía peor las co­sas (más de un agen­te per­dió to­da dig­ni­dad, ad­mi­ten) por la pre­sen­cia de las cá­ma­ras. Y tam­bién co­men­tan que al­gu­nas de las agre­sio­nes que ellos re­ci­bie­ron se­gu­ra­men­te no se ha­brían pro­du­ci­do si los que lla­man an­ti­sis­te­ma no hu­bie­sen te­ni­do cla­rí­si­mo que es­ta­ban “sa­lien­do por la te­le”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.