Ex­te­rio­res no ten­drá ca­fe­te­ría

La nue­va se­de de la pla­za Mar­qués de Sa­la­man­ca se­rá el pri­mer mi­nis­te­rio sin co­me­dor ni can­ti­na pa­ra sus em­plea­dos. Los sin­di­ca­tos se que­jan por car­ta a Mar­ga­llo del agra­vio com­pa­ra­ti­vo y ame­na­zan con mo­vi­li­za­cio­nes.

Tiempo - - ACTUALIDAD -

en su zo­na no­ble por de­ci­sión de los an­te­rio­res re­gi­do­res po­pu­la­res, Al­ber­to Ruiz-Ga­llar­dón y Ana Bo­te­lla.

Com­pues­to can­ce­rí­geno.

La se­de de Mar­qués de Sa­la­man­ca da­ta de los años cua­ren­ta y du­ran­te el fran­quis­mo al­ber­gó las ofi­ci­nas del Ins­ti­tu­to Na­cio­nal de In­dus­tria (INI). En aque­lla épo­ca con­ta­ba con me­dia do­ce­na de co­me­do­res y una ca­pi­lla en la que se ofi­cia­ba mi­sa dia­ria. En 2004, to­dos los tra­ba­ja­do­res de Ex­te­rio­res, con la mi­nis­tra Ana Pa­la­cio a la ca­be­za, tu­vie­ron que aban­do­nar­lo de for­ma pre­ci­pi­ta­da por cul­pa del naf­ta­leno que sa­lía de sus pa­re­des. La lim­pie­za de es­te com­pues­to can­ce­rí­geno ha lle­va­do más de una dé­ca­da, un tiem­po en el que Ex­te­rio­res ha te­ni­do que des­em­bol­sar ca­si 10 mi­llo­nes de eu­ros anua­les en arren­da­mien­tos. El Go­bierno aca­bó con es­ta san­gría en ju­lio al apro­bar los tra­ba­jos de res­tau­ra­ción del edi­fi­cio, que se pro­lon­ga­rán du­ran­te 36 me­ses a ra­zón de 79 mi­llo­nes de eu­ros, se­gún el pre­su­pues­to ini­cial.

Las obras las di­ri­gi­rá la Di­rec­ción Ge­ne­ral de Pa­tri­mo­nio del Es­ta­do, que de­pen­de del Mi­nis­te­rio de Ha­cien­da y Ad­mi­nis­tra­cio­nes Pú­bli­cas, de ahí que el mi­nis­tro Jo­sé Ma­nuel Gar­cía-Mar­ga­llo y su equi­po echen la cul­pa de es­ta me­di­da tan im­po­pu­lar en­tre sus em­plea­dos al de­par­ta­men­to de Cris­tó­bal Mon­to­ro. Los sin­di­ca­tos pro­tes­ta­ron por pri­me­ra vez en fe­bre­ro en una reunión con la ofi­cial ma­yor del mi­nis­te­rio. A fi­na­les de ma-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.