ECO­NO­MÍA

Sal­va­das in ex­tre­mis del cie­rre al trá­fi­co, las au­to­pis­tas de pea­je que­bra­das van a su­po­ner un do­lor de ca­be­za pa­ra el pró­xi­mo Gobierno, que tie­ne que na­cio­na­li­zar­las co­mo muy tar­de en el mes de ju­lio de 2017.

Tiempo - - SUMARIO - Mi­guel Ci­fuen­tes

Las au­to­pis­tas de pea­je que­bra­das van a su­po­ner un do­lor de ca­be­za pa­ra el pró­xi­mo Gobierno.

El en­tie­rro de las au­to­pis­tas de pea­je que­bra­das se apla­za a ju­lio de 2017. De mo­men­to si­gue la ago­nía de nue­ve de ellas en con­cur­so y/o li­qui­da­ción, que em­pe­zó en 2012. “Un Gobierno en fun­cio­nes no pue­de asu­mir em­pre­sas en li­qui­da­ción por­que com­pro­me­te los Pre­su­pues­tos del Es­ta­do. Las au­to­pis­tas pa­sa­rán al sec­tor pú­bli­co y las con­ce­sio­na­rias se­rán com­pen­sa­das con­for­me a la ley, pe­ro no aho­ra. Te­ne­mos nue­ve me­ses de pla­zo pa­ra abor­dar la cri­sis de las au­to­pis­tas. Es un apla­za­mien­to pa­ra una tran­si­ción or­de­na­da de es­tas em­pre­sas”. Es la ver­sión ofi­cio­sa de la Se­cre­ta­ría de Es­ta­do de In­fraes­truc­tu­ras del Mi­nis­te­rio de Fo­men­to.

El Gobierno del PP no quie­re asu­mir un agu­je­ro de 4.500 mi­llo­nes de eu­ros sobre los Pre­su­pues­tos Ge­ne­ra­les del Es­ta­do, eso es com­pro­me­ter el 4,6% de déficit pú­bli­co pac­ta­do con Bru­se­las pa­ra 2016. Ni si­quie­ra quie­re asu­mir los 2.900 mi­llo­nes que po­dría ser el cos­te real. En to­do ca­so, el Eje­cu­ti­vo de Ra­joy hu­ye de de­ci­sio­nes com­pro­me­ti­das en tiem­pos con­vul­sos. Mien­tras, las em­pre­sas con­ce­sio­na­rias, Ac­ce­sos de Ma­drid y Ci­ral­sa, pro­pie­ta­rias de la R-3 y la R-5, ra­dia­les de Ma­drid, y de la Circunvalación de Ali­can­te, han re­ci­bi­do la de­mo­ra en el res­ca­te co­mo un ja­rro de agua fría. Aber­tis, ACS, Sacyr y Ban­kia, que son los ac­cio­nis­tas, es­pe­ra­ban la li­qui­da­ción des­de ma­yo, o el res­ca­te por par­te del Es­ta­do. De he­cho, el 1 de oc­tu­bre se creía que se ce­rra­ban las au­to­pis­tas y se des­pe­día al per­so­nal, pe­ro el Gobierno logró que el juz­ga­do que lle­va la quie­bra apla­za­ra el cie­rre has­ta ju­lio de 2017, por­que “hay un plan de tran­si­ción pa­ra ha­cer­se car­go de es­tas in­fraes­truc­tu­ras”, se­gún la comunicación de Fo­men­to al juez.

La de­mo­ra del res­ca­te has­ta ju­lio de 2017 es una hui­da ha­cia de­lan­te. Des­de 2012, cuan­do en­tra­ron en cri­sis las au­to­pis­tas, el Mi­nis­te­rio de Fo­men­to ha fra­ca­sa­do en to­dos los in­ten­tos de arre­glo. Ofre­ció a los ban­cos una qui­ta de la deuda ban­ca­ria del 50% y ha­cer­se car­go del otro 50% y pa­gar­la con un bono a 30 años al 1%. Los ban­cos, sobre to­do los ex­tran­je­ros, se ne­ga­ron a la qui­ta. Fo­men­to in­ten­tó que la ban­ca es­pa­ño­la com­pra­ra la deuda a la ban­ca ex­tran­je­ra. To­das las fór­mu­las fue­ron re­cha­za­das por la ban­ca, que que­ría qui­tar­se el pro­ble­ma de en­ci­ma mien­tras las con­ce­sio­na­rias y las cons­truc­to­ras fi­nal­men­te que­rían “la li­qui­da­ción y co­brar al­go de las deu­das”.

Los ban­cos han si­do rá­pi­dos en qui­tar­se el pro­ble­ma de en­ci­ma, han pro­vi­sio­na­do la deuda y han em­pe­za­do a ven­der­la (3.700 mi­llo­nes) a fon­dos buitre con has­ta el 90% de des­cuen­to. So­lo Ban­kia man­tie­ne una deuda de 400 mi­llo­nes de eu­ros, y no pien­sa ven­der­la, en es­pe­ra de una so­lu­ción.

De cual­quier ma­ne­ra, es­ta es la his­to­ria de un ne­go­cio rui­no­so. Las nue­ve au­to­pis­tas en con­cur­so y/o li­qui­da­ción pro­ce­den de la épo­ca de los Go­bier­nos de Az­nar (años 90 del si­glo pa­sa­do), con Fran­cis­co Ál­va­rez Cas­cos co­mo mi­nis­tro de Fo­men­to, y son un enor­me fias­co ya que el trá­fi­co nun­ca al­can­zó las ex­pec­ta­ti­vas, hu­bo so­bre­cos­tes en cons­truc­ción y ex­pro­pia­cio­nes. Pa­ra re­ma­te, se hi­cie­ron au­to­vías pú­bli­cas pa­ra­le­las a las de pea­je, arrui­nan­do a las vías de pa­go.

Aban­do­na­dos.

Las con­ce­sio­na­rias, las cons­truc­to­ras, los ban­cos, to­dos los im­pli­ca­dos al fin, se con­si­de­ran per­ju­di­ca­dos por una ma­la pla­ni­fi­ca­ción y “aban­do­na­dos por la Ad­mi­nis­tra­ción en la so­lu­ción fi­nal”. Fuen­tes de Aber­tis, prin­ci­pal ac­cio­nis­ta de es­tas au­to­pis­tas (30% de Ac­ce­sos de Ma­drid y 25% de Ci­ral­sa, Circunvalación de Ali­can­te), se­ña­lan que “no ha ha­bi­do una so­lu­ción pac­ta­da y los pa­ga­nos so­mos los con­ce­sio­na­rios, aun­que to­do es­té ya pro­vi­sio­na­do”. Aber­tis se preo­cu­pa por la ma­la ima­gen del ne­go­cio con­ce­sio­nal y no por las pér­di­das, ya que ha pro­vi­sio­na­do pér­di­das por 300 mi­llo­nes. Las cons­truc­to­ras ACS y Sacyr tam­bién han pro­vi­sio­na­do co­mo ac­cio­nis­tas y cons­truc­to­res, en torno a 300 mi­llo­nes. Sacyr (que tie­ne el 25% de Ac­ce­sos de Ma­drid) di­ce que “la so­lu­ción era la li­qui­da­ción de las au­to­pis­tas, el apla­za­mien­to del res­ca­te pú­bli­co per­mi­te al Gobierno no ha­cer­se car­go de las vías, y no pa­gar la res­pon­sa­bi­li­dad de la Ad­mi­nis­tra­ción Pú­bli­ca. Una pa­ta­da ade­lan­te más”.

ACS, el ter­cer ac­cio­nis­ta de Ac­ce­sos de Ma­drid y Ci­ral­sa, man­tie­ne si­len­cio sobre el ca­so y Ban­kia (20% en Ac­ce­sos y 20% en Ci­ral­sa), tam­bién es­tá ca­lla­da por­que, tras pro­vi­sio­nar pér­di­das co­mo ac­cio­nis­ta, tie­ne ade­más cré­di­tos no co-

bra­dos por 400 mi­llo­nes y es­tá a lo que di­ga el Gobierno.

De las nue­ve au­to­pis­tas en con­cur­so hay tres con fe­cha de res­ca­te por el Es­ta­do: las ra­dia­les de Ma­drid R-3 y R-5 y la Circunvalación de Ali­can­te se­rán res­ca­ta­das el 1 de ju­lio de 2017 por el Mi­nis­te­rio de Fo­men­to, que las in­te­gra­rá en la em­pre­sa pú­bli­ca Seit­sa. Las tres te­nían de­cre­ta­da la li­qui­da­ción des­de el mes de ma­yo pa­sa­do, des­pués de un lar­go con­cur­so de acree­do­res, y es­ta­ba lis­ta la or­den de un juz­ga­do mer­can­til de Ma­drid pa­ra el cie­rre de las vías al trá­fi­co el pa­sa­do 1 de oc­tu­bre, pe­ro fue­ron sal­va­das por Fo­men­to.

Aho­ra, el res­ca­te de las au­to­pis­tas que­bra­das por el Es­ta­do es obli­ga­do por la lla­ma­da Res­pon­sa­bi­li­dad Pa­tri­mo­nial de la Ad­mi­nis­tra­ción (RPA). Si quie­bran se las que­da el Es­ta­do, obli­ga­do a in­dem­ni­zar por “el va­lor del ac­ti­vo” a las em­pre­sas con­ce­sio­na­rias. Pe­ro la pre­gun­ta es: ¿cuál es ese va­lor?

El cos­te del res­ca­te va des­de los 5.500 a 6.000 mi­llo­nes de eu­ros en jue­go, que ha ci­fra­do Seo­pan, la pa­tro­nal de las cons­truc­to­ras, a los 4.500 mi­llo­nes ma­ne­ja­dos por los ad­mi­nis­tra­do­res ju­di­cia­les. El Mi­nis­te­rio de Fo­men­to re­du­ce el cos­te a 2.900 mi­llo­nes, e in­clu­so a 1.000 mi­llo­nes, ya que re­ba­ja 1.600 mi­llo­nes de eu­ros por los cré­di­tos par­ti­ci­pa­ti­vos in­yec­ta­dos a las con­ce­sio­na­rias de las au­to­pis­tas y otros con­cep­tos. En­tre otros des­cuen­tos, Fo­men­to in­tro­du­ce el pa­go de los so­bre­cos­tes por ex­pro­pia­cio­nes, aun­que las em­pre­sas di­cen que hay du­das acer­ca de si eso se ajus­ta a la ley.

Las au­to­pis­tas de pea­je en quie­bra (arri­ba, la R-3 de Ma­drid) ten­drán que ser asu­mi­das por el Es­ta­do, que ten­drá que pa­gar in­dem­ni­za­cio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.